Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Jueves, 13 de Diciembre 2018

Ideas

Ideas |

* “Sobre aviso...”

Por: Jaime García Elías

* “Sobre aviso...”

* “Sobre aviso...”

La declaración de Matías Almeyda, al borrar al Guadalajara de la lista de favoritos de cara al Torneo de Clausura que hoy se pone en marcha, generó, como era previsible, reacciones encontradas…

Hubo, por una parte, quienes las interpretaron como un gesto de honradez profesional; y hubo, por la otra, quienes las tomaron como una claudicación. Para los primeros, se trata de una advertencia —a partir de la cual, como reza el adagio, “no hay engaño”—, al efecto de dejar sentado que el antecedente de haber ganado el Torneo de Clausura de la temporada anterior, no convierte al equipo más popular de México en el más formal aspirante al título del certamen que está por iniciarse. Para los segundos, no sólo se trata de una rendición previa a la primera batalla de la contienda, sino del abandono de los principios o normas exigibles en todo profesional, por flaqueza de ánimo.

*

Declarar, como hizo el timonel de las Chivas, que en su plantel hay “buenos” e incluso “muy buenos” futbolistas, pero no “grandes jugadores” —figuras de fuste internacional como los que pueden darse el lujo de tener en sus elencos los consabidos Tigres, Monterrey, América, Cruz Azul y Pachuca, entre otros—, es tan honesto como llamar “al pan, pan, y al vino, vino”. Es tratar de vacunar a los seguidores del equipo, a partir de una verdad indiscutible, contra los desencantos que muy probablemente se producirían al final de la contienda. Y es tratar de liberar a sus propios jugadores del peso de las exigencias desmesuradas de los aficionados sobre sus espaldas.

*

Por lo demás, reconocer que el rol de favoritos corresponde a otros equipos, de ninguna manera debe interpretarse como una actitud pusilánime o conformista…

El mismo Almeyda apuntó que las Chivas tratarán de compensar, con aplicación, esfuerzo y juego de conjunto, el hándicap que representa carecer de las figuras a las que otros equipos tienen acceso, por dos poderosos motivos que son del dominio público: uno, que cuentan con el respaldo de emporios financieros que pueden gastarse dinerales en figuras de renombre; y el otro, que no tienen la limitación que el Guadalajara, por su propia filosofía, se ha impuesto: la de jugar únicamente con jugadores mexicanos: una filosofía que eventualmente le resta en potencial futbolístico lo que, en compensación, le da en popularidad.

Váyase, pues, lo uno por lo otro.

Temas

Lee También

Comentarios