Lunes, 30 de Marzo 2020
Ideas |

* ¡Que sea menos…!

Por: Jaime García Elías

* ¡Que sea menos…!

* ¡Que sea menos…!

En “El Fifí”, semanario humorístico que circulaba en Ciudad Victoria hace un siglo, apareció este chascarrillo: “Estoy tan acostumbrado a lo bueno, que hasta lo regular me choca”.

La frase viene a cuento por el tenor de los comentarios que acompañaron a la mayoría de las crónicas relacionadas con la victoria de México sobre Bermudas, la noche del martes en Toluca, dentro de la Liga de Naciones de la Concacaf.

*

Quizás por el antecedente inmediato -la Selección Sub-17 que se quedó a pocos minutos de la gloria en la final de su categoría-, las comparaciones (odiosas, ciertamente… pero muchas veces inevitables) resultaron adversas para el desempeño del cuadro que tuvo que remontar el marcador y llegar al tiempo de compensación para conseguir la victoria.

Por supuesto, es comprensible que haya más motivos para encomiar una derrota ante Brasil por 2-1, que una victoria sobre Bermudas con el mismo marcador. Lo primero es meritorio… aunque antes del partido se hubieran festinado en tono triunfalista los antecedentes históricos que consignaban una supuesta hegemonía de las selecciones mexicanas sobre las brasileñas, observada en competencias como la Copa Confederaciones, el mismo Mundial Sub-17 y, por supuesto, los Juegos Olímpicos de 2012, entre otras. Lo otro parece ofender a algunos.

*

Probablemente hubo un contagio entre los desahogos surgidos en las redes sociales y las expresiones de los comentaristas conforme se desarrollaba el partido del martes. Es probable que los cronistas, para ir a la segura, recogieran de bote-pronto esos comentarios, y, en el entendido de que conformaban un consenso evidente, decidieran reciclarlos en sus reseñas…

Sin embargo, puestos a analizar objetivamente las cosas, tan cierto es que Bermudas, en uno de sus contraataques, estuvo a punto de poner de nuevo las cifras a su favor en los últimos minutos del partido, como que Edson Álvarez y Moreno, en sendos remates de cabeza, y Jiménez, en uno que hizo con el pecho cuando lo lógico era haberlo hecho con la frente, tuvieron claras oportunidades de anotar… no obstante que el funcionamiento del equipo se quedó por debajo de la generalidad de las muestras precedentes.

*

Hay, además, el atenuante de que, salvo Pineda y los mencionados Álvarez, Moreno y Jiménez, el “Tri” utilizó esta vez un cuadro alternativo.

Pero, como se apuntó al principio, nos acostumbramos tanto a lo bueno, que ahora hasta lo regular nos choca.

Temas

Lee También