Jueves, 18 de Agosto 2022
Gente Bien | Entrevista

Carlos Velazco, un fotógrafo "Wayfinder de National Geographic"

Carlos Velazco es uno de los tres ganadores mexicanos del Premio Wayfinder 2022, quien en entrevista para Gente Bien platica sobre su experiencia al ser ganador de este reconocimiento

Por: Xochitl Martínez

Carlos Velazco es ganador del

Carlos Velazco es ganador del "Premio Wayfinder 2022" de National Geographic. ESPECIAL/CORTESÍA LILIANA RAMÍREZ-FREIRE.

Carlos Velazco es un biólogo mexicano, experto en temas de biodiversidad, quien trabaja por la naturaleza y la biodiversidad a través de la educación y el uso de herramientas de ciencia ciudadana. Ha documentado más de 5 mil 600 especies (entre ellas, algunas no descritas) y realizado más de 24 mil 300 observaciones en iNaturalist al tiempo que ayudó a otros usuarios a hacer más de 131 mil identificaciones.

Cada año, National Geographic Society reconoce y destaca a un grupo de individuos que están liderando una nueva era de exploración a través de la ciencia, la educación, la conservación, la tecnología y el storytelling.

Carlos Velazco es fotógrafo Wayfinder de National Geographic. ESPECIAL/CORTESÍA LILIANA RAMÍREZ-FREIRE.

Estos individuos han probado ser la próxima generación de líderes, comunicadores e innovadores cuyo trabajo, de importancia crucial, influye y demuestra el poder de la ciencia y nos inspira a aprender, cuidar y proteger nuestro mundo.

Carlos Velazco es uno de los tres ganadores mexicanos del Premio Wayfinder 2022 –antes llamado Emerging Explorer–, el cual se otorga a quienes han destacado por distintos esfuerzos y trabajos, como ser pioneros al desafiar los estereotipos más arraigados sobre el reino animal, o centrarse en desarrollar modelos de conservación inclusiva y comunitaria, combinar la justicia social con la investigación científica, y promover el alfabetismo racial en la educación.

Ana Paula Ibarra, creadora de Contracorriente

Los ganadores del Premio Wayfinder se unen a la comunidad mundial de Exploradores de National Geographic y cada uno de ellos recibe un premio para continuar con su labor.

En entrevista para Gente Bien, Carlos Velazco platica sobre su experiencia al ser ganador de este reconocimiento.

Carlos Velazco es uno de los tres mexicanos ganadores del Premio Wayfinder 2022 de National Geographic. ESPECIAL/CORTESÍA LILIANA RAMÍREZ-FREIRE.

¿Con qué proyecto participaste en el “Premio Wayfinder de National Geographic Society”?

Durante tres años he estado colaborando con National Gepgraphic Society para apoyar a los exploradores en diversas partes del mundo, Asia, África, Europa, Latinoamérica, para que puedan también llevar la cuestión de la ciencia ciudadana a sus propias comunidades, entonces he estado participando en la ciencia ciudadana con la plataforma de iNaturalist que es una iniciativa aprobada por la documentación de la biodiversidad desde el año 2013. Durante tres años he estado llevando este apoyo a los propios exploradores, entonces ha sido la documentación de la biodiversidad a nivel regional, nacional y ayudar al empoderamiento de las comunidades a través de los exploradores de National Geographic, ese ha sido mi trabajo, y mi labor de vida, que me ha dejado muchísimas satisfacciones”.

¿Qué fue lo que te interesó para participar con National Geographic?

Precisamente este espíritu de colaboración, definitivamente te rompe esquemas, ya no estás trabajando como un individuo, si no que formas parte de una comunidad global y además te fortalece a nivel local, ya no estás nada más tú como una pequeña 'islita', sino que en realidad entrelazas profesionales de muchas disciplinas, abres los ojos a muchas opciones, te permite tener tecnología y conocimientos de vanguardia, y esto lo puedes trasmitir a tu comunidad, a tu grupo de profesionales, lo puedes expandir a los maestros, a los educadores, y esto es lo que en realidad te motiva. Entras en una dinámica que te retroalimenta, te hace crecer y es algo indescriptible”.

Carlos Velazco. ESPECIAL/CORTESÍA LILIANA RAMÍREZ-FREIRE.

¿En qué consiste el premio?

El ser un explorador Wayfinder, primero que nada te integra a una comunidad, además de un apoyo económico, más allá de eso, es el constante entrenamiento en diferentes escalas, desde desarrollar características de líder, una mentalidad nueva como explorador, cosas que a veces ni siquiera consideras, los entrenamientos en cuestiones tecnológicas, el hecho de poder acceder al uso, préstamos tecnológicos y mucho más. Básicamente es este apoyo institucional, el respaldo y el nombramiento es la comunidad. Yo me quedo con esta sensación de la comunidad de exploradores en sus diversos niveles, desde los exploradores más jóvenes con los que colaboras, los que están en una etapa de carrera todavía en ruta y los exploradores que National Geographic que son personas de mucha trayectoria. Creo que este nombramiento es muy especial, la labor como científico ciudadano, biólogo profesionista, creo que se integra de una manera muy natural a la comunidad. Que te digan que eres un explorador Wayfinder quiere decir que has hecho una labor que ha tenido un impacto”.

¡Atrévete y hazlo!, el primer libro de Dany Merlo

Entonces ¿es el apoyo para seguir en la comunidad de National Geographic?

Sí, es eso. El apoyo económico sabemos que siempre es importante porque te permite cierta libertad para seguir desarrollando actividades profesionales, y el nombramiento también es importante, National Gepgraphic Society tiene un renombre internacional, pero pocas veces tenemos esa oportunidad de sentirnos verdaderamente parte de una comunidad que te está respaldando, que cuando tengas cualquier duda o pregunta va a haber alguien que te va a apoyar, y más allá de eso, esa comunidad te permite llegar con personas cercanas a ti, en zonas donde a veces no tenemos ese tipo de recursos, entonces te conviertes en un multiplicador también de estas buenas obras, de esta buena comunidad, y creo que eso es más que necesario, no nada más en Latinoamérica, sino en todo el planeta. Esto lo llegas a ver como algo global, decir ‘oye, puedo apoyar a compañeros exploradores en África, en el sudeste de Asia, en Europa y tener retroalimentación de cuáles problemas están enfrentando allá’, y luego voy con mi comunidad, les platico también y podemos hacer sinergias para colaborar juntos y resolver esos problemas, eso es increíble”.

Carlos Velazco. ESPECIAL/CORTESÍA LILIANA RAMÍREZ-FREIRE.

Con este apoyo ¿Hacia dónde va tu proyecto?

“La ciencia ciudadana, en especial, el monitoreo de la biodiversidad con la plataforma de iNaturalist tiene un buen nivel de avance, en México tiene respaldo de instituciones de renombre como la CONABIO (Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad), que me ha permitido expander estos entrenamientos, este empoderamiento a otras comunidades, pero creo que en México aún hay zonas que pueden requerir de mayores esfuerzos, sobre todo en áreas naturales protegidas, donde a veces el conocimiento de la biodiversidad está medio estancado, entonces ¿qué sigue? Identificar los lugares donde haga falta el ir a trabajar con comunidades locales, y luego, a lo mejor, podemos ir a hacer monitoreos con esta herramienta de ciencia ciudadana, recordemos que toda esta información también es libre, entonces cualquier ciudadano, científico de México, de Latinoamérica o del mundo, va a poder acceder a esta información para el bien y la conservación de nuestra naturaleza, no es quedarte nada más en apoyar a las comunidades locales, sino buscar las áreas de oportunidad donde haya información faltante, y por qué no, tratar de apoyar a países a lo mejor que no tienen las redes de apoyo como las tiene México, Costa Rica o Colombia, es llevar esta palabra de la ciencia ciudadana más allá de las fronteras, y en realidad, convertirlo en una comunidad global, por ahí va el proyecto”.

¿Qué fue lo que te interesó de la naturaleza para introducirte en este ámbito?

Mis papás, y voy a ser muy honesto, mi papá es médico tiene estudios de postgrado, mi mamá no terminó la preparatoria, pero cada uno en su entender, mi mamá nos llevaba a hacer caminatas en la naturaleza de pequeños y yo recuerdo esas experiencias de vivir la naturaleza como un niño, mi papá nos traía libros, nos enseñaba sobre la ciencia, entonces creo que esa mezcla de experiencias cuando niño me fue encaminando hacia la carrera de biología. Ya en la carrera de biología terminas enamorado de la biodiversidad en todos los aspectos, lo curioso es que las herramientas tecnológicas que hoy en día tenemos y que son gratuitas y accesibles para cualquier persona, no las teníamos hace 20 años. Hoy con estas herramientas tecnológicas donde simplemente con una fotografía puedes identificar nuevas especies, especies que se creían extintas se están redescubriendo en todo el planeta.

Siempre lo platicó, en el jardín de mi casa documentamos todos los bichitos que se nos van apareciendo y un día le tomé una fotografía a un grillito, cuando lo pongo en iNaturalist, una experta en esos grillos lo ve y me dice ‘esa especie puede ser que haya estado perdida durante 100 años para la ciencia, a lo mejor ya la encontraste en tu casa’. Resultó que cuando escuchamos el canto del grillo era una especie nueva para la ciencia, entonces yo en mi casa usando un celular y un microscopio colaboré a distancia con esta experta que se llama Nancy Collins y pudimos hacer un artículo científico describiendo una nueva especie de grillo, esto es un ejemplo que es muy importante para mi porque siendo yo biólogo pero no experto en grillos, el poder colaborar con expertos en estos grupos. Así que no importa si eres abogado, ama de casa, estudiante de preparatoria, tienes este poder en tus manos y esto es lo que realmente significa ciencia ciudadana, me preocupo por la naturaleza y la acción es tomar una foto, compartirla y esto te queda, se te graba, y créeme que están saliendo un montón de especies que están por describirse, pero eso nace desde la niñez”.

Rossana De León es "Lucha Villa" en "El último rey"

¿Cuál es tu sueño profesional?

Ya soy explorador de National Geographic, ese es un sueño que se cumplió. Pero creo que mi sueño profesional es ayudar a las nuevas generaciones a que rompan esquemas, a que se replanteen un nuevo mundo en contacto y en armonía con la naturaleza, y creo que el ser explorador de National Geographic te da esa perspectiva de realidad, y si lo puedes soñar, lo puedes lograr. Y para las nuevas generaciones, los estudiantes, las personas que se dedican o se van a formar en una carrera de ciencias, creo que esto es algo que deben de ver como una realidad, no hay imposibles”.

Carlos Velazco. ESPECIAL/CORTESÍA LILIANA RAMÍREZ-FREIRE.

¿Cuáles son tus siguientes planes?

Aprovechar al máximo, conocer personas a ver cuáles son sus proyectos, ver en cómo los puedo apoyar, formar esta red de colaboración con personas de todo el planeta, porque esto es importante, el sentirnos humanos saliendo de un encierro después de esta pandemia y el ver que seguimos moviéndonos adelante. Lo siguiente es sentarse a escribir propuestas para trabajar, estructurar estos proyectos y que National Geographic pueda ver el potencial de colaboración para construir esas comunidades y que podamos resolver problemas, sabemos que uno de los problemas principales en todo el planeta es la crisis de la biodiversidad, que enfrentamos una extinción de especies sin precedente por causas que nosotros mismos hemos ocasionado, pero que podemos resolverlo a través de la colaboración en comunidad usando herramientas de ciencia ciudadana, cada ciudad puede ir generando una base de datos de las especies que hay para que los propios ciudadanos tengan el conocimiento libre, gratuito y accesible, que a final de cuentas esto es importantísimo en esta sociedad, que el conocimiento sea público. Creo que esos son los siguientes pasos, evolucionar, generar propuestas y buscar soluciones, pues la búsqueda de soluciones en equipo es lo que nos da esperanza, creo yo”.

¿Algo más que quieras agregar?

Invitar a la comunidad a voltear a la naturaleza, a reconectarse a la naturaleza, que no piensen que la naturaleza es algo para los biólogos, psicólogos, veterinarios, la naturaleza es para la sociedad, los problemas ambientales que tenemos: Plástico, escasez de agua, contaminación de aire, pérdida de la biodiversidad, son porque no tenemos esa reconexión con la naturaleza. Y el celular, al que todos a veces estamos medio esclavizados, en realidad puede ser una herramienta muy poderosa para actuar. La ciencia ciudadana y sus muchos aspectos te empodera como persona, tomar una foto, esa es una acción que tiene una consecuencia positiva para el planeta. Entonces invitar a las personas a que se conviertan en científicos ciudadanos utilizando el poder de la tecnología. Creo que cuando las personas nos reconectamos con la naturaleza tenemos un cambio importante en nuestra forma de pensar, de ver a las personas, de comportarnos como sociedad, y creo que eso es lo más que necesitamos en estos momentos justo saliendo de esta terrible pandemia.

Si las personas preguntan, yo encantado de la vida, si en redes sociales alguien llega a preguntar algo sobre biodiversidad, es mi responsabilidad como profesional, como biólogo, ayudar a las personas a que entiendan la naturaleza, entonces yo fascinado de que las personas pregunten sobre la naturaleza, para mí es parte de mi labor profesional y creo que es poner a buen uso las redes sociales”.

Carlos Velazco

Facebook: Carlos “Aztekium” Velazco

Instagram: @aztekium1

XM

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones