Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Lunes, 22 de Octubre 2018

“Acrisolada”, canto del alma

El Padre Albán Marie encabeza un proyecto donde los talentos musicales se desarrollan, a la par de alimentar su espíritu

Por: El Informador

Padre Albán Marie. El sacerdote, comprometido con un proyecto muy espiritual. EL INFORMADOR/M. Vargas

Padre Albán Marie. El sacerdote, comprometido con un proyecto muy espiritual. EL INFORMADOR/M. Vargas

Para impulsar un proyecto no sólo es cuestión de talento, la voluntad también es otro ingrediente clave para lograr un impacto y más en una industria tan competida como la musical.

Y si algo le sobra al Padre Albán Marie es la voluntad de ayudar a quienes desean superarse y marcar camino propio. Este sacerdote radicado en México desde hace un par de años, se ha dado a conocer por impulsar a los jóvenes apasionados por la música y que desde su devoción han entregado a su talento a la feligresía dando por resultado “Acrisolada”, un proyecto musical cimentado en la fe, la espiritualidad y el amor.

“Es un proyecto sociocultural y religioso que surgió hace ocho años en el entorno de la misión de la parroquia de la ciudad Sancti Spíritus, con jóvenes súper talentosos en la música y que deseaban comunicar su talento a los demás”.

“Acrisolada” comenzó su andar en Cuba con una docena de jóvenes interesados por la música y dar un sonido fresco a las canciones tradicionales de las misas católicas, iniciativa que ha dado como resultado que más personas se interesen por las actividades de la comunidad parroquial sumándose a los cantos evangélicos que este ensamble sonoro crea y rescata a través de los sonidos populares de cuna y América Latina.

“Es música meramente religiosa pero arraigada en el estilo popular de Cuba, estos músicos son muy versátiles y abiertos a todos los géneros, desde los cubanos, latinos, también pueden hacer desde una bossa nova brasileña y hasta un rock mexicano y su folclor, pero siempre con un contenido profundo que puede ayudar a la reflexión”.

Sin fronteras

Su más reciente producción “Madre mía del cielo refuerza la trayectoria que “Acrisolada” ha cosechado en su andar con cuatro producciones que respaldan el profesionalismo y calidad de los músicos que, en su mayoría, cuentan con estudios formales en el Ministerio de Música de Cuba.

Hay música que es de su autoría y otras canciones ya existentes que interpretan a su estilo, son jóvenes que están dedicados de tiempo completo a la música, ya se dan conciertos y grabamos discos, hacemos mucha música litúrgica pero con un estilo muy latino para tratar de dar un poco más de color a las ceremonias”.

El Padre Albán Marie destaca que tal ha sido el interés que “Acrisolada” ha levantado, que diversas asociaciones se han sumado al proyecto para lograr romper las fronteras y distribuir sus canciones en Europa y a través de plataformas digitales internacionales como Spotify, iTunes, Google Play, Amazon y Soundcloud, por ejemplo, además de tener retroalimentación con sus seguidores en YouTube.

“Poco a poco fui formalizando este proyecto al comprar instrumentos y material para edición, después pudimos hacer un estudio de grabación con técnicas de tecnología de punta, nos apoyamos en profesionales de la grabación y así hemos podido hacer música de calidad”.

LO BÁSICO
Detrás del Viejo Continente

Aunque “Acrisolada” está de manera fija en Cuba, Francia se ha convertido en uno de los países en arropar el talento de estos jóvenes para darlos a conocer en las parroquias europeas y así lograr que la música de este colectivo sea monetizada para seguir manteniendo la compra de instrumentos y trabajos de difusión.

Temas

Lee También

Comentarios