Viernes, 09 de Diciembre 2022

Compras en línea: Por qué es mejor usar una tarjeta digital

Para proteger tu dinero y evitar que tus datos personales sean robados por ciberdelincuentes, es preferible utilizar tarjetas digitales al hacer tus compras en línea

Por: Rubí Bobadilla

Para tener una tarjeta digital solo es necesario tener una cuenta de banco, un dispositivo con acceso a internet y preguntar a la institución bancaria si cuenta con dicho servicio. ESPECIAL

Para tener una tarjeta digital solo es necesario tener una cuenta de banco, un dispositivo con acceso a internet y preguntar a la institución bancaria si cuenta con dicho servicio. ESPECIAL

Durante el primer semestre de 2021 la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) documentó un total de 3.9 millones de fraudes cibernéticos por los cuales se solicitó una reclamación del dinero perdido, cuyo monto ascendió a 10 mil 841 millones de pesos.

Aunque hasta el momento no se han dado a conocer las cifras del corte del segundo semestre del año, de acuerdo con la Condusef, no en todos los casos pudo devolverse el monto reclamado por las personas afectadas, consiguiendo resolver 84 de cada 100 fraudes a favor del usuario.

Con la finalidad de tener compras más seguras a través de Internet, así como proteger tu dinero y datos personales de los ciberdelincuentes dedicados al robo de información, es preferible utilizar tarjetas digitales, la versión electrónica de una tarjeta normal.

Lo anterior, explica la Fiscalía del Estado, se convierte en una opción de método de pago mediante el cual la información de la tarjeta física queda blindada al utilizar 16 números distintos a los del plástico, además de que el código de seguridad cambia de manera dinámica cada determinados minutos, y a que, en caso de cargos sospechosos, la tarjeta digital puede apagarse o desbloquearse con mayor facilidad que la física.

Con tu tarjeta digital podrás pagar en cualquier negocio en línea que cuente con la opción de pago de tarjeta, como su tuvieras el plástico en físico, con la diferencia de que los datos de la tarjeta no quedan guardados en ningún sitio.

Para cada nueva compra la tarjeta digital generará un código de seguridad distinto, por lo que, si alguien intenta hacer alguna transacción, no podrá realizarla debido a que solo tú tendrás al acceso al nuevo CCV.

Mediante este método de pago puedes tener acceso en línea a todas las transacciones que se hagan por medio de ella, además de que puedes elegir y administrar el monto máximo para gastar, protegiendo doblemente el dinero de tu cuenta.

Para tener una tarjeta digital solo es necesario tener una cuenta de banco, un dispositivo con acceso a internet y preguntar a la institución bancaria si cuenta con dicho servicio, y si tu cuenta o tarjeta es candidata a ello, indicó la Fiscalía a través de sus redes sociales.

Algunas instituciones financieras incluso ofrecen la opción de poder retirar efectivo, mediante un código de operación que envían a tu dispositivo móvil, sin necesidad de tener la tarjeta física.

¿Cómo puedo comprar por Internet con mayor seguridad?

Además del uso de tarjetas digitales existen otros puntos que pueden ayudarte a comprar de manera más segura a través de Internet, como el navegar solo en  páginas que comienzan con “https:” garantizan que nadie pueda robar tu información debido a que solo puede ser vista entre el servidor y el usuario, privilegiando así la confidencialidad de los datos sin intermediarios.

Las redes de wifi públicas, sean libres o protegidas por alguna contraseña, pueden ser interceptadas por los ciberdelincuentes  para robar tu información, por lo que es recomendable que mejor lleves a cabo tus tus compras en línea a través de redes propias o de alguien de confianza.

Por último, compra únicamente mediante los sitios oficiales localizados directamente desde el buscador o con las ligas directas de los comercios, pues hay páginas que se hacen pasar por otras para así robar información de los usuarios.

Si se tiene duda sobre la veracidad del sitio o sobre sus ventas, investiga su procedencia: haz preguntas, busca la dirección física o razón social para confirmar si la empresa o negocio de verdad existe o consulta a la comunidad para evaluar si se puede o no confiar en ella.

Kaspersky Lab, compañía internacional dedicada a la seguridad informática, recomienda evitar aquellas aplicaciones que aún no han sido descargadas por nadie o que acaban de salir al mercado, así como en tiendas en redes sociales que no tienen críticas o solo tienen comentarios negativos.

JL

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones