Entretenimiento

Ana Laura Sámano, lista para perseguir sus metas

La tapatía fue expulsada de La Academia, pero seguirá su preparación para la industria del entretenimiento en la Ciudad de México

El domingo pasado Ana Laura Sámano de Puerto Vallarta se convirtió en la más reciente expulsada durante el octavo concierto de “La Academia”. Con su salida se acaba la participación de los jaliscienses en el reality, pues la segunda expulsada de la emisión fue la tapatía Montserrat Ibarra.

En entrevista, Ana comparte que decidió radicar en la Ciudad de México para prepararse no solo en la música, también en otras áreas del entretenimiento. Antes de entrar al show de Azteca estaba estudiando el cuarto semestre de Mercadotecnia, pero la decisión ya está tomada, iniciará una nueva vida en la capital del país.

“Estoy muy contenta, ya se me pasó la tristeza total que traía, ahora quiero ver cómo suceden las cosas con lo que se viene. Uno de los retos más grandes que tuve (dentro del show) fue el baile, no tenía nada de escuela, al principio se me dificultaba muchísimo, pero después le fui agarrando, los maestros son muy buenos, pero en sí la experiencia fue buenísima”, asegura.

Para Ana Laura el concierto que se quedará en su recuerdo fue cuando interpretó “Algo más”: “Sentí mucho la canción y también está última que interpreté (‘No vale la pena’ de Juan Gabriel), pude tener ciertas carencias vocalmente porque traía un nudo en la garganta, pero la gocé muchísimo”.

Señala que tal vez no le favorecieron las llamadas del público porque no tuvo un constante crecimiento los domingos. “En las clases definitivamente siento que crecí muchísimo, estoy muy satisfecha por todo lo que aprendí de mis maestros. La escuela me plantó una semillita que seguirá creciendo y para mejorar en la cuestión artística. Es una escuela de alto rendimiento para toda la vida, lo que me enseñaron no se me va a olvidar nunca”.

Las memorias que se lleva

Confiesa que los jueces del programa fueron bastante duros con ella, pero también les da la razón de sus críticas, “pero me cayó muy bien el señor Garavito, sus opiniones eran fuertes, pero motivaban”. En el tema de extrañar la casa y sus amigos dentro del show, Ana se involucró sentimentalmente con el chileno Diego y comparte que lo extrañará mucho.

“Me encariñé muchísimo con él, lo voy a extrañar muchísimo, además siento que fue la persona más sincera dentro de la casa y fuera de eso, también (extraña) a Paola y a Khateryn, son una lindísimas que seguramente las tendré de amigas toda la vida”.

Antes  de “La Academia”, Ana Laura no tenía un plan de trabajo de manera musical, sólo fue al casting y se quedó, pero ahora tiene la mente más fresca sobre los siguientes pasos que dará. “Tengo muchos planes, quiero prepararme lo más que se pueda en todos los aspectos”.

Sigue navegando