Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Lunes, 11 de Noviembre 2019
México | El uso del dinero, según PAN y PRI

Tren Parlamentario

Se adentraban todos en San Lázaro por un sendero cada vez más angosto y pronunciado

Por: EL INFORMADOR

Se adentraban todos en San Lázaro por un sendero cada vez más angosto y pronunciado. Justamente el PAN y el PRI habían consentido la inclusión del PRD en la plenaria de la Comisión de Presupuesto. Pero una cosa muy diferente era permitirle su participación en la redistribución de la de por sí ínfima fracci

ón del presupuesto que –no estando comprometida

a priori-- se puede negociar.

  De los poco más de tres billones de

pesos que conformará la bolsa del gasto público en 2010, apenas unos 85 mil millones de pesos (2.8%) podrán los diputados reasignar en esta ocasión. El resto es un presupuesto comprometido;

es decir, predestinado a gasto fijo. Y pues en torno de aqu

el 2.8% se han estado mordiendo las orejas tirios y troyanos en estos días.

  La reasignación de los 85 mil millones –que a mitad de semana gente del PRI consideraba que habría podido llegar a los 110 mil millones, la mayoría derivado de una revisión concienzuda a los gastos de operación del Gobierno federal; o incluso hasta los 200 mil millones, decían perredistas y petistas-- ha sido este viernes un motivo de discordia y envenenamiento de la relación parlamentaria y legislativa.

  Las voces más tronantes del perredismo en el Congreso –los coordinadores de las bancadas de ese partido en San Lázaro y Xicoténcatl, Alejandro Encinas y Carlos Navarrete-- acalambraban ayer, por segundo día consecutivo, al PRI y al PAN cuando advertían con gran energía que si seguían los priistas y panistas escamoteando la participación del PRD en las negociaciones sobre el presupuesto, entonces desencadenarían una gran ruptura de los trabajos políticos y legislativos en las dos cámaras del Congreso. Y habría, por supuesto, movilización social.

  “Si lamentablemente se concretara mañana, al aprobarse el presupuesto de egresos 2010 esta visión de exclusión y de castigo a la oposición de izquierda, estarían haciendo saltar en pedazos la convivencia parlamentaria en ambas cámaras”, decía Carlos Navarrete en su vuelo a El Canadá, adonde se celebrará una Interparlamentaria con el Parlamento de aquel país. Y entonces el reto: “Lo advierto con claridad para que esta tentación sea hecha a un lado: al Gobierno del Presidente Calderón le quedan tres años todavía, y al PRI le recuerdo que aún no está en la Presidencia de la República ”.

  Toda la semana fue evidente en San Lázaro que el alfil que Enrique Peña Nieto impuso como presidente de la Comisión de Presupuesto –el diputado priista Luis Videgaray--, se dio a la tarea de andar a salto de mata junto con los panistas, reuniéndose la mayoría de las veces fuera de las instalaciones de San Lázaro. Y –el jueves lo denunciaron así los perredistas y petistas-- con el secretario de Hacienda y Crédito Público, Agustín Carstens, quien de acuerdo con la Constitución en materia de autorización del gasto público, no debería tener otra cosa qué hacer que esperar la decisión de los diputados. Pero nada. Se entremetía en la negociación.

  En torno de los 85 mil millones de pesos que reasignarían –era la cifra que prevalecía anoche, todavía-- el PRI tiene claros los siguientes propósitos: mandatar en el decreto de egresos que sean los gobernadores los que puedan repartir el mayor monto de recursos. Tiene 19 mandatarios estatales. Pero, por cierto, hay una pugna entre ellos que no pueden apagar. Hay gobernadores priistas que se quejan de que Enrique Peña Nieto se quiere agandallar, pero en serio el presupuesto. Y no lo bajan de un tipo voraz, porque envió prácticamente a todos sus municipios del Estado de México afines al PRI para pedir y pedir.

El PRI seguía ayer discutiendo con la CNC sobre los 30 mil millones de pesos que esta organización quisiera como reasignación a los programas del campo.

 

El PRI seguía ayer respingando contra la reasignación de 37 mil millones que el PAN pretende hacer en favor del Programa Oportunidades, cuyo ejercicio –ha insistido el panismo- deberá ser en exclusiva del Gobierno federal.

Son tan obvios… Los dos partidos políticos se jalonean el mayor porcentaje de los 85 mil millones para ubicarlo en programas de estrategia política, para fines electorales en el 2010.

Y en su jaloneo por la lana, el PAN y el PRI no han querido, a toda costa, compartir la redistribución del presupuesto con el PRD; que el otro partido político que también tiene gobernadores: el PRD.

  Ayer, por cierto, el PRD en voz de Alejandro Encinas denunciaba que priistas y panistas, en su alianza, están retendiendo dejar sin presupuesto a obras sociales de gran prioridad en la ciudad de México y en las entidades que gobiernan: Zacatecas, Michoacán y Baja California Sur.

  Y ejemplificaba Encinas: no quieren el PRI y PAN entregar a la ciudad capital tres mil 500 millones de pesos, para la continuación de obras y mantenimiento del sistema de transporte colectivo Metro. No quieren los priistas y panistas, tampoco, que se destinen los 700 millones de pesos que se requieren para el Hospital General de Zacatecas. Tampoco para la carretera costera de Baja California Sur, para la cual también han solicitado urgentemente 700 millones. Y no quieren dar los priistas y panistas tampoco una cantidad similar para la terminación de la Presa “Francisco J. Mújica”, en Lázaro Cárdenas, Michoacán.

  De que la perra es brava… el PRI en esta negociación casi ha olvidado a su incondicional aliado, el PVEM, que se incorporaba a la negociación del presupuesto apenas ayer como también el PRD, PT, PC y Nueva Alianza.

  El PAN hacía temprano un ejercicio de maquillaje: suavizaba la posición del jueves, cuando dijo que no serían tomadas en cuenta en el presupuesto de egresos las fuerzas políticas que votaron en contra del incremento de los impuestos. Pero los hechos no lo avalaban: la repartición seguía en corto con ese sector del PRI que está bajo el control de Enrique Peña Nieto.

Este sábado, luego de un receso de 30 y tantas horas, estaría sesionando el pleno de San Lázaro. Pero también están advertidos priistasy panistas: habrá toma de tribuna, movilización afuera y temperatura de fiebre si insisten en el agandalle del dinero público.

Temas

Lee También

Comentarios