Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
México | La UANL revela los resultados de un estudio sobre el envejecimiento en el país

En 2050, cuarta parte de mexicanos tendrá más de 60 años

La UANL revela los resultados de un estudio sobre el envejecimiento en el país
Ante el envejecimiento demográfico, crecerán de la demanda de servicios de salud, vivienda, pensiones y espacios urbanos. EL INFORMADOR / ARCHIVO

Ante el envejecimiento demográfico, crecerán de la demanda de servicios de salud, vivienda, pensiones y espacios urbanos. EL INFORMADOR / ARCHIVO

CIUDAD DE MÉXICO (12/JUL/2017).- Para el año 2050, una cuarta parte de los habitantes de México serán adultos mayores de 60 años, estima un estudio de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) sobre el envejecimiento en este país.

En el marco del Día Mundial de la Población, señala que las proyecciones de la esperanza de vida en la población mexicana aumentará a 80 años y con ello, una serie de requerimientos para lo que será una cuarta parte de los habitantes.

En México, dice, la transición demográfica de los jóvenes a la tercera edad se está dando.

Resalta que en la actualidad, el 40 por ciento de los hombres de 60 años de edad o más, sigue trabajando, por lo que estas personas aún son productivas.

Refiere que de acuerdo con datos del Consejo Nacional de Población (Conapo), para el 2050, habrá 33 millones de adultos mayores de 60 años, es decir uno de cada cuatro habitantes del país.

De acuerdo con el estudio de la UANL, titulado "Redes de apoyo social y envejecimiento en México", alrededor del 70 por ciento de las familias apoyan a las personas de la tercera edad.

La profesora de la Facultad de Trabajo Social y Desarrollo Humano de la UANL, Sagrario Garay Villegas, manifestó que "sin duda, en términos de cifras, la familia es quien está otorgando más apoyo a las personas mayores".

Esto se presenta, señaló, "tanto económicamente, como de acompañamiento, en labores domésticas, entre otras cosas".

Indicó que esta investigación en proceso desde el 2016 resalta dos tipos de redes de apoyo: la de los familiares directos y la de no familiares.

El apoyo familiar, detalló, es brindado por todas aquellas personas directas como los hijos, hermanos, sobrinos, nietos, entre otros.

Por su parte, los no familiares son aquellas instituciones, organismos y programas sociales que ofrecen ayuda a este sector de la población.

México es un país de tradición familiar, pero el apoyo no sólo debe venir de los parientes, sino que hay que pensar desde un enfoque de derechos humanos y en un involucramiento de más peso por parte del estado, resaltó.

Consideró que "es aquí donde deben surgir más programas sociales enfocados al adulto mayor, un mejor sistema de salud con una buena atención, una pensión digna, centros de cuidado y espacios adaptados a sus necesidades para que sigan involucrados con la sociedad"

El estudio, dijo, es financiado con Fondos Sectoriales SEP-Conacyt y se contempla finalice en 2018, y además de la UANL, participan la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y la Universidad Juárez del Estado de Durango (UJED).

Manifestó que el estudio se enfoca principalmente en la población de Nuevo León, Jalisco y la Ciudad de México.

La especialista consideró que ante el inminente envejecimiento demográfico de México, el aumento de la demanda de servicios de salud, vivienda, pensiones y espacios urbanos está latente.

Garay Villegas expuso que el envejecimiento de una sociedad no debe ser un problema, sino las condiciones en cómo se da.

"En realidad debemos ver es cómo las personas de la tercera edad van a vivir esta etapa, porque en México las condiciones son cada vez más precarias, incluso no sólo para los mayores sino también para los jóvenes", advirtió.

Temas

Lee También

Comentarios