Domingo, 26 de Enero 2020
Jalisco | Eduardo Almaguer reiteró que el PAN está aplicando “guerra sucia” a las campañas

Denuncia dirigente priista “favores” de alcaldes panistas a hermana de Caro Quintero

Presentaron pruebas de que el Ayuntamiento tapatío redujo el valor en catastro de un terreno perteneciente a una de las hermanas del conocido narcotraficante

Por: EL INFORMADOR

GUADALAJARA, JALISCO.- La dirigencia municipal del PRI Guadalajara, que encabeza Eduardo Almaguer, presentó pruebas de que el Ayuntamiento tapatío, en la gestión de Fernando Garza, “pero con el conocimiento de los presidentes municipales posteriores, desde Emilio González Márquez hasta Alfonso Petersen Farah”, redujo el valor en catastro de un terreno perteneciente a una de las hermanas del conocido narcotraficante Rafael Caro Quintero.

Almaguer, quien estuvo acompañado por Javier Galván Guerrero en la presentación de las evidencias, anunció que son los panistas quienes han condicionado el debate entre candidatos de Guadalajara y reiteró que el Partido Acción Nacional (PAN) está aplicando “guerra sucia” a las campañas.

Respecto al tema del examen antidoping, pedido por el candidato panista a la alcaldía, Jorge Salinas Osornio, a su contrincante del PRI, Jorge Aristóteles Sandoval, el presidente del partido tricolor en Guadalajara --quien también está en la planilla, pues es candidato a regidor-- cambió la estrategia y en lugar de aseverar que Sandoval Díaz ya se hizo ese examen, ahora pidió que los candidatos de todos los partidos políticos, principalmente los del PAN, “se hagan no solamente el antidoping, sino también el del polígrafo, un examen psiquiátrico y uno psicométrico (...), hagásmolo todos, y si los panistas aceptan, nos vemos a las 7:00 de la mañana para el primer examen de sangre”.

Manejos discrecionales


Respecto al terreno (clave catastral D66A0200099, ubicado en avenida Acueducto), del que figura como propietaria Beatriz Caro Quintero, el dirigente priista mostró documentos de la Tesorería del Ayuntamiento de Guadalajara y de la Recaudadora 3, para comprobar que el predio de dos hectáreas, tenía un valor original, en 2004, de más de ocho millones de pesos, “y en un gesto que mueve a sospecha, se redujo ese valor catastral hasta 76 mil pesos (...), eso sucedió cuando Fernando Garza era alcalde, pero lo han permitido, porque no se ha revalorado el precio fiscal, los panistas que después estuvieron en la alcaldía. Es algo que nos parece muy grave y que Alfonso Petersen debe explicar”.

Cuestionado sobre si trata de ligar esta reducción anormal en un precio fiscal con el narcotráfico, Almaguer respondió: “Los apellidos Caro Quintero están ligados históricamente con ese tema”.

Temas

Lee También