Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 16 de Noviembre 2018
Internacional | El presidente electo anunció que Peter Orszag será el jefe de la Oficina de Administración y Presupuesto de la Casa Blanca

Obama promete frenar despilfarro presupuestario y reanimar economía de EU

Obama admitió que su plan de inyectar miles de millones de dólares en gasto para estimular a la economía elevará aún más el déficit presupuestario

Por: AFP

CHICAGO, ESTADOS UNIDOS.- El presidente electo Barack Obama prometió el martes que acabará con el despilfarro del deficitario presupuesto estadounidense, a la vez que hará lo que sea necesario para animar el crecimiento económico a corto plazo.

Obama admitió que su plan de inyectar miles de millones de dólares en gasto para estimular a la economía elevará aún más el déficit presupuestario, pero defendió los beneficios a largo plazo de invertir en la erosionada infraestructura estadounidense y el sistema de salud.

El presidente electo anunció que Peter Orszag será el jefe de la Oficina de Administración y Presupuesto de la Casa Blanca, un egresado de Princeton y la London School of Economics de 39 años que tendrá la tarea de evitar que quede "una montaña de deuda" para las futuras generaciones.

Orszag, quien actualmente se desempeña como director de la oficina de presupuesto del Congreso estadounidense, "no necesita un mapa para encontrar los cadáveres que están enterrados en el presupuesto federal", indicó Obama.

El equipo de transición del presidente electo informó asimismo que Obama ofrecerá el miércoles su tercera conferencia de prensa en tres días consagrada a la economía, y que el 2 de diciembre se reunirá en Filadelfia (este) con los gobernadores estadounidenses para tratar sobre la crisis financiera que afecta a los presupuestos de los estados.

La rueda de prensa tendrá lugar en Chicago (Illinois, norte) a las 09H45 locales (15H45 GMT).

Obama, que asume sus funciones el 20 de enero, afirmó que no pretende atropellar la autoridad del presidente saliente, George W. Bush, pero la emergencia económica le demanda que anuncie cuál será la dirección de su gobierno en los años venideros.

"Vamos a revisar nuestro presupuesto federal página por página y línea por línea, eliminando los programas que no necesitamos, e insistiendo en aquéllos que funcionan con una relación costo-beneficio conveniente", explicó.

Obama también designó a Rob Nabors, actual director del poderoso comité de partidas en la Cámara de Representantes del Congreso, como adjunto de Orszag. Ambos son "funcionarios públicos extraordinarios", afirmó.

Los nombramientos delinearon un poco más al que será el equipo económico de Obama, un día después de que el presidente electo nominara al presidente de la Reserva Federal de Nueva York, Timothy Geithner, para ser su jefe del Tesoro, y al ex secretario del Tesoro Larry Summers como su principal asesor económico.

Tanto Summers como Geithner adquirieron experiencia como miembros del equipo económico del gobierno de Bill Clinton, signado por la reducción del déficit presupuestario.

El gobierno estadounidense cerró sus libros del año fiscal 2008 el 30 de septiembre con un déficit récord de 455.mil millones de dólares, y muchos analistas estiman que el presente año fiscal culminará con una cifra muy superior: 1 billón de dólares.

Obama destacó que su plan para crear en lo inmediato 2.5 millones de puestos de trabajo a través de un pronunciado gasto en infraestructura requiere un desembolso grande, según reportes de unos 700 mil millones de dólares.

Reiteró su promesa de recortar los impuestos a 95% de los trabajadores estadounidenses.

"Pero en cuanto la recuperación esté adelantada, tenemos que producir un plan a largo plazo para reducir el déficit estructural y asegurarnos de que no estemos dejando una montaña de deuda para la próxima generación", indicó.

Otras designaciones en el campo económico se esperan en breve. Podría inclusive esbozarlas en otra rueda de prensa que ofrecerá el miércoles.

Se manejan los nombres del gobernador de Nuevo Mexico, Bill Richardson, como secretario de Comercio, y el gobernador de Pensilvania, Ed Rendell, como el de Energía.

Obama debe en las siguientes semanas seguir llenando las vacantes de su gabinete. Uno de los cargos que genera más expectativa es el de secretario de Estado, que se presume podría recaer en su ex rival en las primarias demócratas y antigua primera dama, la senadora Hillary Clinton.

El mandatario electo, de 47 años, busca con sus anuncios calmar a los nerviosos mercados mundiales. Dadas las "extraordinarias circunstancias", es necesario que las personas sepan que "estamos ensamblando un equipo de primera línea".

Temas

Lee También

Comentarios