Sábado, 18 de Enero 2020
Internacional | América

Cuba reitera que no le interesa volver a la OEA

La Habana agradeció la “rectificación histórica”, pero califica al bloque regional como entreguista; Hillary insiste con que la isla se democratice

Por: EL INFORMADOR

LA HABANA/SAN PEDRO SULA, Honduras.- El Gobierno de Cuba se felicitó por la decisión de la Organización de Estados Americanos (OEA) de derogar “sin condiciones”, la suspensión de la isla del bloque regional que regía desde 1962, según un comunicado que divulgó anoche por la televisión estatal.

“Cuba no ha pedido ni quiere regresar a la OEA, llena de una historia tenebrosa y entreguista, pero reconoce el valor político, el simbolismo y la rebeldía que entraña esta decisión impulsada por los gobiernos populares de América Latina”.

Según el Gobierno cubano, “pese a presiones, condicionamientos y maniobras de Estados Unidos, la fuerza formidable de la América Latina que está naciendo hizo posible el desagravio, la rectificación histórica, la condena implícita al oprobioso pasado”.

El texto remata: “Un día histórico este 3 de junio, en el que felicitamos a Raúl (Castro, actual presidente) en su cumpleaños (78), por ser protagonista, junto a Fidel, de estas duras y victoriosas batallas de nuestro pueblo”.

Poco después de que finalizara la XXXIX Asamblea General de la OEA, el secretario general, José Miguel Insulza, se mostró dispuesto a dialogar con La Habana sobre su futuro en el organismo, después de que los cancilleres derogaran la suspensión impuesta a la isla hace 47 años.

La resolución que aprobó ayer el plenario prevé que la participación de Cuba en el organismo “será el resultado de un proceso de diálogo iniciado a solicitud del Gobierno cubano”.

“El regreso de Cuba y el diálogo previo para posibilitarlo es todo lo que queremos los países de la OEA, algo que, con la derogación de la resolución adoptada en 1962, va a ser mucho más posible”.

En este contexto, la secretaria estadounidense de Estado, Hillary Clinton, destacó la “flexibilidad y apertura” de la OEA por la resolución que revoca la exclusión de Cuba, pero que deja al organismo fijar las condiciones de su participación futura.

“Muchos coincidieron con nosotros que el enfoque apropiado era sustituir la suspensión (...) que ha perdido su propósito después de casi medio siglo, con un proceso de diálogo y una decisión futura de cara al compromiso de Cuba con los valores de la OEA”. (Agencias)

La canciller de Honduras, Patricia Rodas, anuncia la resolución por aclamación que permite el regreso de Cuba a la OEA. A la izquierda, el secretario general de la Organización, José Miguel Insulza.

Triunfo simbólico

Hay dos párrafos aprobados en Honduras que son clave para entender el alcance de la histórica resolución: “Que la participación de Cuba en la OEA será el resultado de un proceso de diálogo iniciado por el Gobierno de Cuba y de conformidad con las prácticas, los propósitos y principios de la OEA”.

A diplomáticos y analistas consultados en La Habana, les queda la sospecha de que en San Pedro Sula hubo una escenificación para la galería, en una Asamblea de la que todas las partes se van a declarar satisfechas, mientras que las verdaderas negociaciones siguen sin reflectores ni taquígrafos entre La Habana y Washington.

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, quizá hizo la mejor lectura política del episodio: el significado de la llegada de Barack Obama a la Casa Blanca, al decir que el consenso de “difícilmente se hubiera logrado en la pasada Administración de George W. Bush”. (EFE)

Ha sido un gran triunfo, pero insuficiente; es sólo el punto de inicio de una nueva era, porque la OEA está con el imperialismo intacto. Hugo Chávez, presidente de Venezuela.

Tras 47 años, la OEA reabre sus puertas a Cuba


SAN PEDRO SULA, Honduras.- La Organización de Estados Americanos (OEA) dio un paso histórico, al derogar la resolución que suspendió en 1962 a Cuba de su participación y abrir así la puerta a un posible reingreso de La Habana al Sistema Interamericano, casi medio siglo después.

Los cancilleres del Continente Americano, que participaron del 2 al 3 de junio en la XXXIX Asamblea General de la OEA en San Pedro Sula, en el Norte de Honduras, aprobaron de forma consensuada y por “aclamación” la derogación de la suspensión que pesaba sobre Cuba desde 1962.

Tras dos jornadas de intensas negociaciones que hacían pensar en un fracaso, incluida una maratónica reunión el martes, que tuvo continuidad ayer por la mañana, los 34 países de la OEA dieron su visto bueno a la eliminación de una decisión que, según la coincidencia unánime, ya no tenía sentido 47 años después.

Si bien anoche La Habana “se felicitó” por la resolución, no ha dado indicios que le interese retornar a la Organización.
El secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, informó al cabo de la trascendente asamblea, que está dispuesto a dialogar con las autoridades de la isla, si así fuera necesario.

Temas

Lee También