Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Sábado, 21 de Julio 2018
Entretenimiento | Califican el periodismo de Elena Garro dentro de una prosa deslumbrante y dramaturgia memorable, como peleonero

Piden escritores se reivindique el nombre de la escritora Elena Garro

Escritores y especialistas en la obra de Elena Garro, autora de Recuerdos del Porvenir, entre otros libros, pugnaron porque se reivindique el nombre de una de las creadoras más importantes del siglo XX en México

Por: NTX

MÉXICO.- Durante la presentación del libro "Yo quiero que haya mundo... Elena Garro 50 años de dramaturgia", en la Sala Manuel M. Ponce, del Palacio de Bellas Artes, los escritores María Luisa "La China" Mendoza, René Avilés Fabila, Estela Leñero y la profesora Patricia Rosas Lopátegui rindieron un homenaje a quien fuera esposa del Premio Nobel de Literatura 1990, Octavio Paz.

La biógrafa de Elena Garro, Rosas Lopátegui, calificó de aberrante, el que se haya manejando este tipo de información (que Garro trabajó como espía para el gobierno federal hace más de tres décadas) en contra de una de las voces más críticas de las letras mexicanas.

Rosas, quien tuvo acceso al archivo personal de la escritora, aseguró que no hay un sólo indicio de que Garro trabajara como espía del gobierno, de 1962 a 1970, cuando México era gobernado por el Partido Revolucionario Institucional (PRI).

Expresó que Elena Garro siempre fue atacada y despreciada por criticar a intelectuales que estuvieron involucrados en la época de movimientos políticos y sociales de los 60.

Sostuvo que en el contexto de los años 70, la información dada a conocer hace tiempo en relación a que Garro fue espía del gobierno mexicano, fue manipulada por los entonces gobiernos priístas.

Reveló que el movimiento estudiantil de 1968, y el llamado "Madracismo", encabezado por Carlos A. Madrazo, líder del PRI y enemigo de Luis Echeverría, y con el que Garro simpatizaba, "originó la desactivación de la escritora calificándola además como soplona".

"Este fue un movimiento del que no se habló y realmente estaba haciendo una verdadera oposición al PRI. El PRI sabía que si se abría a la verdadera democracia en las elecciones, Madrazo hubiera sido el ganador", dijo Rosas.
Sostuvo que la desactivación de Garro en el medio político y cultural, fue orquestado desde la Dirección Federal del Seguridad (DFS), que era la policía secreta, hoy desaparecida.

Destacó que además de vivir en los últimos 30 años en la miseria, Elena Garro fue opacada por la figura de una personalidad tan fuerte dentro del mundo de la cultura, su esposo, el escritor Octavio Paz. Sigue Piden escritores se/dos/Paz. .

"Octavio Paz nunca la apoyó, por el contrario, la opacó, es decir nunca le permitió escribir. Elena Garro, en sus testimonios, se puede observar que todo lo que escribió lo rompía y lo escondía, lo anterior para que Paz no lo encontrara y llevaran una vida tranquila, esto por un lado", recordó.

"Por el otro, el hecho de que el gobierno la ataca como diciendo que fue una traidora, es esto lo no nos deja; es necesario leerla, conocer su obra, pero a partir de su periodismo. Si leen sus artículos de los años 60, ahí se podrá observar y comprender mejor por qué el gobierno la anuló...", precisó.

Elena, agregó Rosas, era espiada porque comienza su activismo social en defensa de los campesinos y de los indígenas, a finales de los años 50.

"Su teléfono estuvo intervenido. Pues no sólo apoyaba a los grupos indígenas y guerrilleros, sino también a Carlos Madrazo, que era quien se venía postulando, era enemigo de Luis Echeverría, quien ese entonces era secretario de Gobernación y encargado directo de la Dirección Federal de Seguridad", apuntó.

Por su parte, el escritor René Avilés Fabila señaló: "Yo quiero que haya mundo... Elena Garro 50 años de dramaturgia", texto editado por Porrúa, en coedición con la Universidad Autónoma de Puebla, es un trabajo fundamental para la recuperación y revaloración de una de las más grandes escritoras de México, luego de Sor Juan Inés de la Cruz.

Se refirió a la autora de "Reencuentro con personajes" y "La casa junto al río", como una mujer que pretendía devolver a los indios lo perdido, y que fue atacada por criticar a intelectuales, sin importar el costo.

"Elena no estuvo preparada para el mundo rudo de la política, sino que se había educado para el arte, y escribir bellas obras de teatro, cuentos de asombrosa belleza y noveles de rotunda inteligencia", dijo.

Calificó el periodismo de Elena Garro dentro de una prosa deslumbrante y dramaturgia memorable, como "peleonero".

"Garro escribió en un momento en el que claramente no había libertad de expresión, cuando el valor se probaba con la palabra escrita y publicada. Fue en sus manos un arma que tenía ciertos notables, como sus apasionadas defensas de libres campesinos.

"Elena Garro ingresó al periodismo, a un mundo insospechado, el de una realidad salvaje y brutal, que pocos intelectuales han conocido y padecido", agregó.

"La China" Mendoza dijo que el texto, que cuenta con 650 páginas, es resultado de la recopilación y rescate documental que realizó Rosas.

"Yo quiero que haya mundo... Elena Garro 50 años de dramaturgia" de la profesora Patricia Rosas Lopátegui, es un libro colectivo, el cual cuenta con prólogo de Víctor Hugo Rascón Banda, además, tiene 21 ensayos y artículos sobre el teatro de Elena Garro; 26 ensayos sobre su narrativa; dos ensayos sobre sus memorias", añadió.

También tiene dos ensayos sobre su poesía, cinco ensayos sobre su periodismo y dos obras de teatro y un cuento donde Garro es personaje, ademas de las reseñas de 1957, que aparecieron en la prensa cuando Garro se dio a conocer como dramaturga.

De la contraportada del libro: "Cuando los personajes de Un hogar sólido anuncian la llegada del Juicio Final, la niña Catita se niega a aceptar el fin de la existencia y exclama: 'Yo quiero que haya mundo'.

Temas

Lee También

Comentarios