Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Sábado, 17 de Noviembre 2018
Entretenimiento | Personalidad. Ícono que impuso una moda peculiar

Los escandalosos alter egos de Bowie

David Bowie fue tan famoso por su imagen y poderosa influencia en la moda como lo fue por su música, con la cual creó diversos personajes

Por: AP

ESTADOS UNIDOS (12/ENE/2016).- De su característico maquillaje con forma de rayo de Aladdin Sane, a las hombreras extra grandes y las camisas de cuello blanco de “Thin White Duke”, al sombrero trilby y el fleco del extraterrestre que interpretó en “The Man Who Fell to Earth”, por décadas Bowie rompió los límites del estilo y el género con sus atuendos.

Entre ellos destaca, claro, el famoso pelo rojo de Ziggy Stardust creado en 1972, su invención más famosa.

Aunque Bowie murió el domingo de cáncer a los 69 años, poco después de haber lanzado un álbum, está tan vivo y joven como nunca en las pasarelas.

Bowie “fue un gran artista y un ícono atemporal de la moda... que permanecerá como una referencia”, señaló el diseñador de Chanel, Karl Lagerfeld.

El estilo de Bowie era tan único que para 1992, cuando se casó con la modelo somalí Iman, su “relación con la moda ya estaba sellada desde mucho antes”, comentó la bloguera de moda Diane Pernet.

Algunos conocedores consideran que sólo Lady Gaga se ha acercado a la manera en que Bowie fusionó música pop con moda.

Jean Paul Gaultier, Dior, Saint Laurent y Dries Van Noten, además de actrices como Tilda Swinton, le deben mucho a Bowie.

El universo de la moda de Bowie incluye cabello de colores brillantes, a veces relamido hacia atrás, maquillaje dorado, hombreras, temática espacial, solapas, grandes chaquetas amarillas y trajes brillantes con mucho escote.

Las más recientes tendencias de moda han regresado hacia el rock glam de la década de 1970 y 1980, uno de los signos distintivos de Bowie.

En una pasarela de 2012 de la colección de confección de Gaultier, en París, titulada “Rock Stars”, hubo un homenaje para Bowie al recrear a Ziggy Stardust en la modelo Hannelore Knuts, quien lució un traje tejido con estrellas y una sola pierna que fue ovacionado por los asistentes.

Gaultier dijo el lunes: “Personalmente me inspiró por su creatividad, su extravagancia, su sentido de la moda que reinventaba constantemente, por su atractivo, su elegancia y su androginia”.

Ziggy Stardust

Excesivo, promiscuo, con botas de plataforma y pelo rojo. Este es el personaje, entre el mimo y el cabaret, que se convirtió en uno de sus mayores éxitos. Bowie lo creó para el lanzamiento de su quinto álbum conceptual publicado en 1972. Fue el material con que el artista consiguió llegar a las grandes audiencias y está considerado uno de los mejores álbumes de su carrera y, sobre todo, el más representativo del “glam rock”.

Aladdin Sane

Jugando con la frase “A lad insane” (un tipo loco) llegó el periodo más productivo de Bowie. Describió a este personaje como una evolución de Ziggy. Era también un homenaje a su hermano, que padecía esquizofrenia. Aladdin Sane es el sexto álbum del artista y fue publicado por la discográfica RCA Records en 1973. Es el primer álbum que publicó tras The Rise and Fall of Ziggy Stardust and the Spiders from Mars, considerado como uno de los mejores de su carrera.

El duque blanco

Con un vestuario impecable, este personaje nació durante los años en que David Bowie estuvo viviendo en Berlín. Fue un personaje polémico y ligado al nazismo. Era la representación del superhombre de Nietzsche.  Lo creó cuando estaba grabando temas inspirados en el soul de Philadelphia; tras su anterior álbum, “Young Americans”. Su nuevo personaje vestía elegante, con reminiscencias del cabaret alemán de los años treinta; a través de él mostraba su fascinación por el mundo de lo paranormal.

Relajado

Para el 2001, el músico entró en una etapa donde su “look” resaltaba por mostrar una melena larga. En dicha época Bowie abrió el concierto para la ciudad de Nueva York, un evento de caridad organizado para ayudar a las víctimas de los atentados del 11 de septiembre, con una interpretación minimalista de la canción de Simon & Garfunkel “America”, seguida de una interpretación con banda completa de “Heroes”, un tema que fue ampliamente relacionado con las labores de rescate que realizaron los bomberos.

Sus fans le dicen adiós

Ayer, cientos de fans dejaron arreglos de flores en la puerta de la casa donde David Bowie pasó su infancia, la cual se encuentra ubicada en la ciudad de Brixton, al sur de Londres. En Estados Unidos, decenas de ramos de flores, velas y escritos inundaron el portal de la calle Lafayette, en el barrio neoyorquino del Soho, donde vivía David Bowie y donde sus fans quisieron rendirle tributo tras su fallecimiento.

A medida que pasaban las horas de la fría mañana en Nueva York, los admiradores del músico británico, referencia para muchos artistas contemporáneos, se fueron acercando a la que fuera su residencia en Manhattan para dar su particular adiós al compositor. “Las estrellas se ven muy diferentes hoy”, rezaba una de las postales depositadas a primera hora junto a una pequeña vela roja. Y es que los incondicionales de Bowie se refugiaron hoy en sus canciones y discos para homenajear al cantante. Al mismo tiempo que el portal se llenaba de ramos de flores, varios transeúntes se acercaban puntualmente para dejar junto a los ramos varias carátulas de discos del artista, pancartas con algunos de sus lemas más famosos, como “Starman para siempre”. e incluso un CD firmado con el acrónimo RIP (Descanse en paz).

La muerte de Bowie, quien el pasado viernes cumplió 69 años, tocó de cerca a sus vecinos neoyorquinos, con los que mantenía una curiosa relación de proximidad.

“Durante unos años trabajé en la calle paralela a su vivienda”, explicó John, un hombre francés que acudió al portal acompañado de dos pequeños perros para dejar una flor blanca junto a las demás. “La primera vez que lo vi por aquí puse tal cara de sorpresa que se acercó a mí y hablamos un par de minutos”.

Otro de los puntos donde se concentraron algunas muestras de cariño por parte de los admiradores fue el New York Theatre Workshop, situado a apenas cinco calles de su residencia, donde Bowie tenía previsto actuar en la obra musical “Lazarus” junto al dramaturgo irlandés Enda Walsh el próximo 20 de enero.

Temas

Lee También

Comentarios