Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 13 de Noviembre 2018
Cultura | El despacho tapatío ganó en el International Hotel Awards, en Londres

SPRB gana premio con vista al Támesis

Con el proyecto del nuevo Hotelito Desconocido, en la costa de Jalisco, el despacho tapatío ganó en el International Hotel Awards, en Londres

Por: EL INFORMADOR

El Hotelito Desconocido fue replanteado en su totalidad y se utilizó materiales y vegetación de la zona sur de Jalisco.ESPECIAL  /

El Hotelito Desconocido fue replanteado en su totalidad y se utilizó materiales y vegetación de la zona sur de Jalisco.ESPECIAL /

GUADALAJARA, JALISCO (28/ENE/2012).- El despacho que proyectó el nuevo Hotelito Desconocido de Cruz de Loreto, en Costa Alegre, Jalisco, ganó dos de los premios del concurso británico International Hotel Awards en su edición 2011-2012. Se trata de SPRB Arquitectos, a cargo de Laura Sánchez Penichet y Carlos Rodríguez Bernal de Guadalajara, quienes recién regresaron de Londres donde recibieron la sorpresa y los reconocimientos el pasado 18 de enero.

La justa, organizada desde hace casi 20 años por la International Hotel Awards en asociación con la empresa de noticias Bloomberg Television en una búsqueda por exponer y ampliar la excelencia en el ramo hotelero, incluyó apenas este año las categorías de arquitectura, diseño de interiores, mercadotecnia y diseño de páginas web.

“Es un terreno sumamente ideal cuando nos juntamos líderes y propietarios en los campos de la hospitalidad, el desarrollo inmobiliario, el diseño interior y la arquitectura”, dice Stuart Shield, el presidente de los International Awards en su carta de recepción al evento. Y para ello, separaron en categorías las regiones geográficas del mundo de la siguiente manera: África, Américas, Arabia, Asia-Pacífico, Europa y Reino Unido.  El jurado, por esta ocasión estuvo compuesto por profesionales de las diversas disciplinas de la hotelería y otras especialidades. Por ello, personalidades como James Bacon, gerente de cuentas de Google; Mike McNamara, director del Royal Bank de Escocia; y Rebecca Johnson, especialista en hoteles para Bloomberg TV, entre otros 17 miembros, formaron parte del grupo seleccionador.

Así, en esta primera vez en la que se instauró el primer premio “Cinco Estrellas”, SPRB Arquitectos fue avisado apenas a principios de diciembre pasado que estaban en la lista de ganadores por el Hotelito Desconocido mediante un comunicado que señalaba a la usanza británica: “Los participantes exitosos han sido invitados a una cena de gala de alto perfil en el muy recientemente remodelado Hotel Savoy de Londres para el día 18 de enero. Será entonces cuando SPRB descubra si ganó el premio Cinco Estrellas o el Altamente Encomendado en la categoría de Mejor Arquitectura de Hotel”.

Nerviosos y entusiasmados, Carlos Rodríguez y Laura Sánchez rompieron el cochinito y volaron a Londres.

“Descounoucidou”


SPRB Arquitectos había sido invitado por International Hotel Awards a concursar. “Habían visto nuestro trabajo en Internet –comenta Carlos- e inscribimos un par de proyectos. Una casa y el hotel. En octubre nos avisaron que la casa no había calificado y en diciembre nos llamaron para notificarnos que el otro proyecto estaba nominado en la categoría de mejor arquitectura de hotel pequeño”. Para sorpresa de ambos, durante el desarrollo de la almidonada cena en el Hotel Savoy de Londres, Carlos y Laura se enteraron de que su proyecto, impronunciable para el maestro de ceremonias, había ganado el premio Cinco Estrellas a la mejor arquitectura de hotel en México pero también a la mejor arquitectura de hotel en América. De tal forma que el Hotel “Descounoucidou” les trajo un doble triunfo a los tapatíos SPRB.

En Tomatlán, Jalisco

El Hotel Desconocido existía ya, en Cruz de Loreto, municipio de Tomatlán, Jalisco, desde hace poco más de 15 años. Desde su origen y por estar en una reserva natural protegida de 55 hectáreas, inserto sobre islotes en un sistema de lagunas al que llega un río que además genera humedales y canales, siempre fue de estilo rústico y pro natura, es decir, las habitaciones carecen de luz eléctrica, no hay ventiladores ni aire acondicionado, por supuesto que no hay televisión o Internet, pero es de lujo y pertenece al rango de las cinco estrellas hoteleras.

Fue luego de un cambio de administración cuando los nuevos propietarios, al cabo de unos cuantos años en operaciones, notaron que había que remodelarlo o renovarlo ya que al estar levantado en maderas, estas ya habían envejecido. “El hotel está construido con un sistema vernáculo que se llama bajareque –explica Carlos Rodríguez- que son varas de guayabillo trenzadas que después se aplanan con barro y en este caso, con mortero, para lograr 10 centímetros de espesor”. Pero por esa misma razón, los dueños decidieron demoler la estructura original “y volverlo a hacer manteniendo mucho la idea de la construcción rústica de palafitos (aquella hecha sobre pilotes en el agua)”, la cual a su vez es sustentable ya que permite “que las especies se comuniquen por debajo y toca en lo mínimo al terreno”, informa Laura.

Así que siguiendo esa peculiaridad y la de que los hoteles boutique responden a temáticas específicas, en este caso al juego de la lotería mexicana, las 27 habitaciones responden a elementos como la sirena, la rosa, la luna, pero estas se hicieron “más completas y diferentes”, explica él. Mientras que en el modelo original todas eran iguales, en el nuevo sus medidas varían. Las hay de 60, 90 y 120 metros cuadrados, hechas con maderas tropicales como guayabillo y parota, pero además el diseño de mobiliario es especial para cada una (esto fue realizado por una empresa de interiorismo).

El plan maestro que además de las habitaciones contempla dos restaurantes, recepción, spa y club de playa, será enriquecido posteriormente con una fábrica de mezcal y una capilla. “La primera etapa ya está funcionando”, informan los arquitectos quienes recibieron el encargo en 2009 y lo vieron entrar en operaciones a principios de 2011. Para ello, dos de los colaboradores de SPRB se trasladaron al sitio como residentes de obra, y la construcción corrió a cargo de una empresa especializada.

Por otro lado, para el diseño de paisaje, se aprovecharon las huertas de agave y una frutal que estaban originalmente, pero por todo lo demás se hizo un nuevo planteamiento. “Consolidamos un palmar con 200 palmeras en la entrada y en la playa otro más”, además hicieron jardines en las islas y en las zonas aledañas al estero: “Son unas alfombras de vegetación endémica con la idea de que sean como tapetes para que encuentres tu habitación pero no a través de un ingreso franco, sino algo más misterioso”, comenta ella. Para los senderos se renovó la arena –ayudándose con arena de río puesto que el lugar es un estero protegido-, y en la playa se estabilizaron las dunas.

Hoy día, y con la satisfacción del triunfo, Rodríguez reconoce que “pese a que parecía una cosa muy sencilla, ¡son chozas!, fue largo” y meticuloso el proceso. Sin embargo se trata de un hito que junto con su participación en el concurso para la Plaza del Bicentenario en la Ciudad de México dentro del equipo de los italianos Antonio Esposito y Elena Bruschi que resultó ganador, posiciona a SPRB Arquitectos como uno de los despachos triunfadores de la ciudad.

Ana Guerrerosantos

PARA SABER
Desde la Americana


SPRB Arquitectos es un despacho tapatío dirigido por Laura Sánchez Penichet (ITESO, 2001) y Carlos Rodríguez Bernal (UAG, 1995), ubicado en la colonia Americana,  que actualmente trabaja en diversos proyectos residenciales y comerciales de la ciudad. Según el jurado del International Hotel Awards, ellos mostraron con indiscutible evidencia “ser capaces de ganarle a varios contendientes de excedente fuerza y competitividad en la categoría de las Américas”. Al preguntarles si haber asistido a la entrega de los premios en Londres fue algo parecido a los Óscares de Hollywood, riéndose, ambos reconocen que sí.

Temas

Lee También

Comentarios