Lunes, 04 de Julio 2022

Morena va por eutanasia para pacientes en estado terminal

En el foro que se inauguró el día de ayer la Comisión de Salud en la Cámara de Diputados, Morena externó su interés por la regulación de la eutanasia

Por: Juan Manuel Vega Rodríguez

La eutanasia debe ser considerada una opción para todo paciente que se encuentra en un estado terminal, afirmó el diputado de Morena y presidente de la Comisión de Salud, Emmanuel Reyes Carmona. ESPECIAL

La eutanasia debe ser considerada una opción para todo paciente que se encuentra en un estado terminal, afirmó el diputado de Morena y presidente de la Comisión de Salud, Emmanuel Reyes Carmona. ESPECIAL

El día de ayer inició en la Cámara de Diputados la Semana de la Eutanasia, que fue inaugurada por la Comisión de Salud. En este evento se analizan diversas visiones y posturas en torno a ese tema con el objetivo de perfilar una reforma que proteja la libertad y respeto a los derechos humanos.

La eutanasia debe ser considerada una opción para todo paciente que se encuentra en un estado terminal, afirmó por parte de Morena el diputado y presidente de la Comisión de Salud, Emmanuel Reyes Carmona.

“Tenemos que reconocer que México es un Estado liberal, democrático, que reconoce la autodeterminación de las personas y la protección de los derechos humanos, bajo esta lógica no se puede obligar a ninguna persona para que puedan adoptar o no está consideración de la eutanasia.

"La eutanasia debe ser considerada una opción para todos los pacientes en estado terminal, pero que nunca sea algo obligatorio, sino que sea una opción para quien decida asumirlo y se le garantice un final feliz”, señaló.

¿Qué es la eutanasia?

En México la eutanasia, definida por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como aquella “acción del médico que provoca deliberadamente la muerte del paciente”, no es legal, pero se cuenta con la Ley de Voluntad Anticipada.

No obstante, esta práctica de la eutanasia y del suicidio médicamente asistido, de acuerdo con lo estipulado en la Ley General de Salud en su artículo 161 Bis 21, está prohibida. 

La eutanasia es parte del derecho humano a tener una muerte digna y hay diferentes medios para lograrla, sin sufrimiento y de acuerdo con los valores de la persona; mientras que sólo en siete países del mundo es legal: Bélgica, Luxemburgo, Colombia, Canadá, Nueva Zelanda, España y Países Bajos, esta última fue la primera nación en aprobar este procedimiento, en abril de 2002.

Al participar en el foro “Eutanasia: Un Análisis de la Situación Actual”, el legislador de Morena llamó a sus pares para trabajar e ir a la regulación en la materia.

Analizan la subjetividad y variabilidad de la Eutanasia

La diputada Angélica Ivonne Cisneros Luján de Morena, mencionó que hay alrededor de ocho estados que tienen legislaciones locales enfocadas a la dignidad de las personas en estado terminal, algunas de ellas y otras similares a la Ciudad de México en el concepto de voluntad anticipada y que tiene que ver con la muerte digna.

 "Se tendrán que analizar todas estas experiencias de esos estados que ya han legislado al respecto, pero no tan sólo desde el ámbito de la legislación, sino también desde el ámbito de los servicios de salud que han tenido la obligación de aplicar dichas leyes”, indicó. 

De la Facultad de Medicina de la UNAM, Jennifer Hincapie Sánchez, resaltó que es necesario legislar sobre la eutanasia por la subjetividad y variabilidad de la idea de una muerte digna.

“Yo puedo pensar y concibo así que la muerte digna es una muerte sin dolor y sin padecimiento, pero puede haber otras personas que no lo conciban de esta manera. Entonces, es importante presentar la eutanasia como una opción que el Estado está obligado a brindarle a sus ciudadanos para que puedan dar continuidad o, en este caso, final a su plan de vida", indicó.

Subrayó que no existe una única vía para alcanzar la muerte digna, y legislarla de manera adecuada, fomenta en la ciudadanía la toma de decisiones autónomas. 

“El respeto por la autonomía de las personas permitirá desmitificar la muerte digna y con ello también desmitificar la eutanasia, entender que la elección es de una persona, es de carácter individual, no de una colectividad”, declaró.

Carlos Castillo Rangel, neurocirujano del ISSSTE, explicó que la eutanasia tiene muchas controversias y entre ellas principalmente se frena por las creencias religiosas o entornos sociales. “En medicina hay muchos avances y ello ha permitido que la esperanza de vida aumente, pero, eso no significa que se tiene una calidad de vida adecuada ni que siempre sean las condiciones óptimas”.

El tema seguirá siendo abordado hasta el próximo 24 de junio como parte de la Semana de la Eutanasia.

Ley de Voluntad Anticipada

Es importante resaltar que en México se permite la decisión de suspender o rechazar tratamientos que prolongan la vida y los cuidados paliativos, afirmó Asunción Álvarez del Río, profesora e investigadora del Departamento de Psiquiatría y Salud Mental de la Facultad de Medicina.

La Ley de Voluntad Anticipada permite que se rechacen tratamientos que ya no quiere el paciente, que sólo le prolongan la vida y le causan sufrimiento. Se puede hacer directamente o mediante un documento de voluntad anticipada para cuando no pueda decirlo directamente. La persona deja de recibir tratamientos que ya no le ayudan.

La Ciudad de México fue la primera entidad de la nación en aprobar la Ley de Voluntad Anticipada en enero de 2008. Además, fue aprobada en Coahuila, Aguascalientes, San Luis Potosí, Michoacán, Hidalgo, Guanajuato, Guerrero, Nayarit, Estado de México, Colima, Oaxaca, Sonora, Yucatán y Tlaxcala.

De acuerdo con el Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores, no es necesario estar enfermo o sufrir un accidente para firmar la voluntad anticipada.

“De manera preventiva, cualquier persona mayor de edad puede hacerlo, acreditando su identidad, eligiendo a sus representantes y expresando su voluntad. Al elaborar el documento, la persona tiene la oportunidad de manifestar si desea o no donar sus órganos después del deceso”, señala el organismo del Gobierno federal.

Para poder ejercer la voluntad anticipada existen dos modalidades: el documento, el cual se tramita ante notario público; y el formato que se otorga en instituciones de salud públicas, privadas y sociales.

El documento de voluntad anticipada es un “instrumento, otorgado ante Notario Público, en el que una persona con capacidad de ejercicio y en pleno uso de sus facultades mentales, manifiesta la petición libre, consciente, seria, inequívoca y reiterada de ser sometida o no a medios, tratamientos o procedimientos médicos, que propicien la Obstinación Terapéutica”.

Para tramitar el documento se necesita cumplir con los siguientes requisitos:

  • Ser mayor de edad.
  • Estar en pleno uso de sus facultades mentales.
  • Acudir ante un notario público.
  • Elegir un representante y un representante sustituto.
  • Firmar ante dos testigos.
  • Presentar identificación oficial vigente de solicitante, representantes y testigos.
  • Cubrir el costo.

Para tramitar el formato se necesita cumplir con lo siguiente:

  • Llenar Formato de Voluntad Anticipada solamente ante personal de salud.
  • Firmar ante dos testigos.
  • Nombrar un representante según corresponda.
  • Identificación oficial vigente de solicitante, representantes y testigos.
  • Se valida con una nota clínica.

El Departamento de Asesoría Jurídica del INAPAM brinda orientación legal a las personas mayores que estén interesadas en realizar este trámite y tengan dudas relacionadas con este tema y pueden obtener información en asesoriajuridicainapam@inapam.gob.mx o al teléfono 55 5925 5366. También el Colegio de Notarios de la Ciudad de México ofrece asesoría en el teléfono 55 5511 1819.

MV


 

Temas

Lee También