Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Sábado, 18 de Agosto 2018

París se prepara para la crecida del Sena

Esperan que durante el trascurso del fin de semana el río crezca hasta los seis metro de altura

Por: AFP

En el Sena queda prohibida la navegación, dejando en un

En el Sena queda prohibida la navegación, dejando en un "paro técnico" a los barcos de paseos turísticos. EFE/ E. Laurent

París estaba en alerta este sábado por la crecida del río Sena, que ha obligado a cerrar un ala del Louvre y afecta a algunas líneas del transporte público, aunque no se esperan inundaciones como las de 2016.

Después de un mes de lluvias extraordinarias, el río que atraviesa París alcanzó 5.73 metros este sábado en la tarde, más de cuatro metros por encima de su nivel normal.

Los meteorólogos creen que el Sena va a subir más durante el fin de semana, hasta 5.95 m en la madrugada del domingo. Pero descartan que llegue al máximo de 2016 (6.10 m) cuando el museo del Louvre tuvo que evacuar obras de arte y el Museo de Orsay cerró sus puertas.

El aumento del nivel "es un poco más lento de lo esperado, por lo que el máximo previsto pasó para la noche de domingo a lunes, a alrededor de 5.90 m ", dijo a la AFP una portavoz del organismo que monitorea la situación, Rachel Puechberty.

La hipótesis más catastrófica, temida por todos los parisinos, es que se repita la crecida histórica ocurrida en 1910, cuando el Sena alcanzó los 8.62 m. Pero esta posibilidad fue completamente desechada al anunciarse que serán más secos los próximos días.

"A partir del sábado se espera un panorama más calmado de los niveles de lluvia. Esta pausa debería durar varios días", dijo el servicio de noticias Vigicrues.

Los museos, sin embargo, ya tomaron sus precauciones, y el Louvre mantiene cerrada una de sus alas al público. Varios ministerios situados a lo largo del Sena también se prepararon para una posible evacuación a otros centros.

Algunas rutas del transporte público también se vieron alteradas. Una de las líneas más frecuentadas del tren parisino, el RER C, fue cerrada en principio hasta el 31 de enero.

En el Sena quedó prohibida la navegación, dejando en un "paro técnico" a los barcos de paseos turísticos así como a las barcazas-restaurantes que operan sobre este río.

Eric Merour, responsable del barco-restaurante Le Marcounet, estimó que el cierre de su local costará al menos 40 mil euros. Serán "uno o dos meses sin actividad", lamentó.

NM

Temas

Lee También

Comentarios