Jueves, 18 de Julio 2024

La longeva bancada demócrata se rebela

Recibe protección de su grupo político y con ello signó un plan de ruta para seguir hasta 2029

Por: El Informador

Los más influyentes políticos de su partido cerraron filas para respaldar su continuidad. AP

Los más influyentes políticos de su partido cerraron filas para respaldar su continuidad. AP

El liderazgo demócrata en el Capitolio tuvo ayer una mañana frenética para cerrar filas en torno a la candidatura por la reelección del presidente estadounidense, Joe Biden, y sofocar las voces críticas de una decena de congresistas que piden un debate sobre si el político de 81 años puede afrontar otros cuatro años en el poder.

Una rebelión demócrata en la Cámara Baja y el Senado es bastante improbable tras las llamadas a la unidad y cuando los líderes demócratas más influyentes son, al igual que el mandatario, octogenarios, además de abanderar una bancada con una media de edad de 62 años, la más longeva de la historia.

Ayer el líder de la mayoría en el Senado, el demócrata Chuck Schumer, de 73 años, zanjó las preguntas en el Capitolio sobre la continuidad de Biden como candidato a la reelección en noviembre con varios y rotundos “estoy con Joe”.

El desfile de apoyos a Biden en el Capitolio incluyó a Maxine Waters, legisladora de 85 años; Jerrold Nadler, de 77, o el influyente Jim Clayburn, de 83. La ex presidenta de la Cámara Baja, Nancy Pelosi, quien con 84 años es una figura imprescindible en la política estadounidense, también mantuvo su apoyo a Joe.

Destacó que el primer grupo en demostrar unidad en defensa de la candidatura de Biden fue el Caucus Hispano del Congreso, que acabó arrastrando al grupo que representa a los legisladores afroamericanos y posteriormente al resto de demócratas.

Agencias

Firma compromiso inédito

La portavoz de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre, tuvo que confirmar algo impensable en cualquier otro país: Biden está comprometido a terminar su segundo mandato si es reelegido y llegar en plenas facultades para las demandas del puesto a los 86 años en enero de 2029.

En Estados Unidos ya es normal reflexionar sobre si sus principales líderes están en condiciones de dirigir el país con tantas décadas y achaques a sus espaldas: ocurrió recientemente con el líder republicano en el Senado, Mitch McConnell, que en febrero anunció su retirada de la política con 82 años tras varios episodios de parálisis mental; o con la senadora demócrata Dianne Feinstein, quien murió el año pasado en el cargo a los 90 años.

EFE

CT

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones