Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 23 de Octubre 2018

Ideas

Ideas |

Partidos políticos desprestigiados

Por: Luis Jorge Cárdenas Díaz

Partidos políticos desprestigiados

Partidos políticos desprestigiados

¿Sabía usted que Movimiento Ciudadano fue fundado por Andrés Manuel López Obrador? Con el nombre de Convergencia Democrática que en 1998 se constituyó como partido político nacional con el nombre de Movimiento Ciudadano, presidido entonces por Dante Delgado Rannauro de 1999 a 2002; él fue en 1995 procurador agrario y coordinador de la Comisión para el Bienestar Social y Desarrollo Económico Sustentable para el Estado de Chiapas. Poco tiempo después, fue encarcelado acusado de daño patrimonial al Estado cuando se desempeñó como gobernador de Veracruz; después de poco más de año y medio, fue liberado.

Varios gobernadores pertenecientes a los partidos políticos PAN y PRI fueron acusados de diversos delitos por mal uso de los fondos públicos, unos fueron encarcelados, otros están procesados y otros están huyendo, lo cual ha dado al traste con la credibilidad del sistema democrático partidista. 

Como respuesta de la sociedad, han proliferado los candidatos independientes y varios de ellos renunciaron a sus partidos políticos para lanzar sus candidaturas por la vía libre, lo cual no creo que los haga aparecer ante los ojos de los electores como idóneos para los puestos a que aspiran. 

Los partidos políticos se han desprestigiado a la par de todo el sistema de Gobierno. Los organismos encargados de vigilar a las instituciones y a los funcionaros públicos han proliferado. En toda dependencia oficial hay un cuerpo de auditores que revisan las cuentas públicas; hay contralores que vigilan el cumplimiento de reglamentos y manuales de operación, hay comités de adquisiciones y comités internos de vigilancia, para evitar que se cometan delitos de corrupción. Hay Comisiones de Derechos humanos que vigilan que no se cometan abusos entre gobernantes y gobernados. Todos estos serían innecesarios si el ser humano se comportara con sentido humanista sin necesidad de ser vigilado y sancionado.

Hay tribunales exclusivos para dirimir las controversias entre los partidos políticos, las diferencias y el debido destino de los jugosos subsidios que reciben.

Todos estos organismos de vigilancia y supervisión tienen un costo similar al que se destina a la operación; todo debido a la degradación de la moral, de la honradez y la falta de espíritu de servicio. Si los funcionarios públicos se condujeran con honestidad saldría sobrando tanta burocracia para controlarlos. Ahora ya contamos con un súper Sistema Nacional Anticorrupción que, con el tiempo va a ser necesario crear otro organismo para que vigile que no se corrompa el nuevo sistema. 

Ahora para las elecciones de 2018, contamos con órganos de vigilancia que controlarán a las comisiones, de las que a su vez, dependen las comisiones locales y distritales de vigilancia para supervisar a los grupos de trabajo. 

Las comisiones nacionales de vigilancia, cuentan con un representante propietario y un suplente por cada uno de los partidos políticos nacionales y las comisiones locales y distritales cuentan con un representante propietario y un suplente en cada uno de los 300 distritos electorales en que se divide el país. Para asegurar la certeza democrática contamos con el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, además tenemos tribunales estatales electorales y tribunales locales electorales, lo cual no nos ha garantizado hasta ahora contar con elecciones limpias, libres de sospecha.

Todas estas estructuras de vigilancia serían innecesarias si los partidos políticos no existieran. Mientras el ser humano evoluciona no hay más remedio que tomar el ejemplo de Singapur en donde existe la pena de muerte y los castigos por infracciones a las leyes son muy estrictos e inconmutables.

Temas

Lee También

Comentarios