Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 12 de Diciembre 2018

Ideas

Ideas |

Lo que “El Chapo” quiso decir

Por: Jaime Barrera

jbarrera

jbarrera

Si el cártel de Sinaloa de Joaquín “El Chapo” Guzmán sobornó o no al anterior y actual Presidente de México, Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto, como lo afirma la defensa del capo en el juicio que inició esta semana en Nueva York, está por verse y tendría que ser acreditado más allá de los dichos.

Lo mismo la versión de que el verdadero jefe mafioso es quien fuera por muchos años su socio, Ismael “El Mayo” Zambada, que bien pudo haber asumido el liderazgo del cártel durante el tiempo que el hoy enjuiciado ha estado detenido y antes, cuando anduvo a salto de mata.
Lo cierto es que el mensaje que quiso enviar “El Chapo” y su defensa es que ante la justicia estadounidense va a decir lo que nunca se supo en México, o porque no se lo quisieron preguntar o porque lo que les dijo no convenía a nadie y prefirieron callarlo.

Porque nada supimos de lo que confesó al Gobierno de Peña, por ejemplo, luego de su primera recaptura en Mazatlán tras más de una década de haberse fugado de Puente Grande a inicios del sexenio del panista Vicente Fox. Tampoco de quién lo ayudó a fugarse el 11 de julio de 2015 del Penal de máxima seguridad de Almoloya supuestamente a través de aquel túnel con moto en rieles como de película, luego de que en enero de 2016 lo recapturaron por segunda vez también en Sinaloa.

En los casi 11 meses que transcurrieron de esa captura a su extradición en noviembre de ese mismo año a los Estados Unidos, en México sigue en secreto lo que declaró y qué uso le dio el Gobierno para mejorar su lucha contra la delincuencia organizada. Por la crisis de seguridad y violencia con la que cierra el sexenio evidentemente no les sirvió de nada. Prueba de ello es que la primera detención de “El Chapo” en el sexenio que está por terminar, ocurrida en febrero de 2014, en nada contribuyó para debilitar el cártel de Sinaloa. Tras esa primera recaptura, el entonces secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, dijo que el que seguía era “El Mayo”, al que nunca pudieron detener. Quizá por eso la defensa de “El Chapo” asegure que ese personaje es al que realmente siempre protegieron las autoridades mexicanas.

Lo cierto es que el mensaje que quiso enviar “El Chapo” y su defensa es que ante la justicia estadounidense va a decir lo que nunca se supo en México

Así, pues, las estancias en la cárcel y los juicios que enfrentó aquí Guzmán Loera no nos sirvieron para conocer qué policías y políticos estaban en su nómina, ni qué empresarios hacían negocios con él para lavar sus ilegítimas y estratosféricas ganancias. Tampoco le aplicaron la figura jurídica de la extinción de dominio para confiscarle los aviones, submarinos, casas y la enorme fortuna que les confesó, tenía, a Kate del Castillo y Sean Penn cuando se encontró con ellos en la montaña sinaloense.

Habrá que ver si en el juicio de Nueva York se siguen despejando esas incógnitas de la trama corrupta indispensable en México para que “El Chapo” se haya convertido en el mayor traficante de drogas del planeta, como reveló “El Rey” Zambada que sobornaba a la PGR, a militares y hasta a la Interpol.

Temas

Lee También

Comentarios