Viernes, 24 de Enero 2020
Ideas |

La inmigración en el tenis en varios países dio buenos resultados

Por: Mario Berruti

La inmigración en el tenis en varios países dio buenos resultados

La inmigración en el tenis en varios países dio buenos resultados

En muchas ocasiones esto da más problemas que buenos resultados, inmigración siempre ha existido en la historia de la humanidad, sólo que pocos países la han sabido capitalizar para beneficio de su propio países.

Y en el caso del tenis no es la excepción, los países que han tenido ganadores de Grand Slam debido a esto son Estados Unidos, Canadá y Australia.

En el caso de Canadá, desde los comienzos de los éxitos de Raonic, que fue el primero en provocar el interés por este deporte y de ahí en más impulsar a más jugadores. En mujeres tienen a Andreescu, ganadora de Indian Wells y US Open y está ubicada entre las cinco primeras del mundo, su descendencia es Rumana, pero también en el caso de Raonic su apellido es de los Balcanes, Shapovalov tiene descendencia Rusa, Pospisil es checo, Nestor es serbio.

En el caso de Estados Unidos, tienen a la Japonesa Naomi Osaka, campeona del US Open 2018 y del Abierto de Australia 2019 , es otro vivo ejemplo de la globalización, su madre japonesa y su padre haitiano. Naomi vive en EU desde los tres años.

En Australia, Barty sigue los pasos de otra aborigen, número uno del mundo y ganadora de siete títulos de La WTA, Evonne Goolagong, quien también en el último torneo de Grand Slam , en Rolang Garros, donde ganó Ashleigh Barty, tomó la palabra y la felicitó por venir de sus mismas raíces.

Esto es un claro ejemplo de que todo se puede, no importando de dónde eres, y en dónde estás, sino más bien aprovechando las oportunidades que se te brindan, también buscarlas y sacarles el mayor provecho, para poder llegar a cumplir con sus sueños.

Sin duda alguna, cada una de estas jugadoras hay que destacar su disciplina, entrega y coraje que tienen día con día para poder lograrlo, pero hay algo también que hay que tomar en cuenta, y es el apoyo de sus padres para que los puedan realizar, sin esperar nada de sus países natales o a donde van, saben que depende mucho de lo que ellos quieran y puedan hacer. Y también hay que ver el otro punto importante, donde los países que abren sus puertas, como ellos también aprovechan que estas y estos jugadores les aporten a sus gente parte de sus culturas, de sus costumbres, carácter, todos estos puntos muy diferentes a la tierra que los aceptó.

En pocas palabras, todos beneficiados y todos sacando provecho de cada uno lo mejor que tienen.

Esto también lo habíamos vivido hace ya años atrás con la inacción de muy jóvenes jugadoras rusas que llegaron a EU y ganaron muchos torneos de Grand Slam , y que aportaron mucho para el tenis femenino de ese país.

Temas

Lee También