Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Domingo, 20 de Mayo 2018
Ideas |

La bicicleta como contribución a la comunidad

Por: Juan Palomar

La bicicleta como contribución a la comunidad

La bicicleta como contribución a la comunidad

Cada viaje en bicicleta representa una parte, no por pequeña, menos significativa para mejorar la calidad de vida de todos. Una opción no contaminante de desplazamiento, una radical economía de espacio, un sistema de desplazamiento que aumenta por sí mismo la seguridad vial. Además, la práctica cada vez más extendida de este medio de transporte contribuye significativamente, de usuario en usuario, a la salud pública. 

Pero para que esta contribución lo sea plenamente es indispensable que los ciclistas urbanos se atengan y respeten a normas viales, a precauciones indispensables. Parte de la irritación social de ciertos sectores contra el ciclismo urbano proviene de la falta de respeto a las banquetas, a la ignorancia de semáforos y preferencias, a la circulación en sentido contrario, etcétera. Todo esto debe pasar a una normalización, a la sujeción a los principios elementales de convivencia vial.

El entusiasmo que, sobre todo entre los jóvenes ha suscitado la apertura de la opción ciclista en las calles de la ciudad debe ser correctamente atemperado, canalizado, normado. No solamente por la elemental seguridad de todos, sino para terminar de consolidar la noción de que la bicicleta no es algo extraordinario, ajeno a las regulaciones, sino una alternativa ciudadana en los términos más amplios. Algo cotidiano, confiable, sereno.

La irritación que en algunos momentos se percibe ante las prácticas y los requerimientos del ciclismo urbano, particularmente entre algunos automovilistas y aún entre ciertos peatones, debe ser resuelta. Con el convencimiento ciudadano, con la conciencia de los usuarios de autos y bicicletas de que debe existir una convivencia respetuosa. De este modo, la práctica ciclista, normalizada y cotidiana, se puede ver no como un elemento “disruptivo” para un sistema de autos particulares ciertamente agotado, sino como una alternativa benéfica, ejemplificadora, viable, deseable.

Cada aumento en el porcentaje de viajes diarios en bicicleta logra exponenciar las bondades de este medio de locomoción. Cada reducción en el uso intensivo de vehículos de combustión fósil contribuye a avanzar en una solución de la movilidad que ha probado su efectividad en numerosas ciudades del mundo. Y es preciso no olvidar que las condiciones generales de la urbe, en términos climáticos y topográficos, permitirán un gran avance en el uso ciclista.

Resulta explicable, ante el creciente fenómeno ciclista en Guadalajara, la extrañeza en los usuarios automovilísticos ante sus necesidades de espacio, sus requerimientos de consideración y respeto. Gradualmente esta situación logrará un establecimiento firme en la comunidad. Y mediante esto, cada vez más ciudadanos encontrarán en la bicicleta una verdadera opción para resolver sus necesidades de movilidad.

jpalomar@informador.com.mx

Temas

Lee También

Comentarios