Jueves, 08 de Diciembre 2022

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

Las preocupaciones del Fiscal

Por: Diego Petersen

Las preocupaciones del Fiscal

Las preocupaciones del Fiscal

Una en Madrid, otra en París, también en Nueva York y Santa Mónica, tres más en Ibiza. Como planta de nopal, al fiscal Gertz cada día le aparecen más propiedades. ¿Hay algún problema que alguien tenga tantas casas como quiera tenerlas y donde quiera? Ninguno. ¿Hay algún problema que un funcionario público que ha sido secretario de Seguridad y ahora Fiscal tenga propiedades de más de 200 millones de pesos y no haga pública su declaración patrimonial? Todo. A los problemas de uso indebido del poder para enfrentar a la ex pareja de su hermano, a la falta de resultados en la procuración de justicia y los problemas internos en el gabinete, el Fiscal suma una más: sospecha de enriquecimiento ilícito.

A los mexicanos nos ha salido muy caro un Fiscal que vive en el ojo del huracán. Gertz ha usado la autonomía como pretexto para hacer de la Fiscalía una institución más opaca de lo que ya era y con menos rendición de cuentas que cuando no era autónoma. De acuerdo con datos de México Evalúa el fiscal Gertz ha abusado de manera exagerada de la prisión preventiva o lo que es lo mismo, ha sustituido lo poco que existía de investigación policiaca por un uso faccioso y punitivo de las atribuciones del Fiscal. En su primer año el número de personas recluidas por el mecanismo de prisión preventiva pasó de 1 por ciento a 83 por ciento. No sólo eso, el número de investigaciones iniciadas se redujo 30 por ciento. Acorde con la política de abrazos no balazos dictada desde Palacio Nacional, el Fiscal no ha perseguido delitos del crimen organizado, todo se limita a casos particulares como portación de arma prohibida, robo común, robo de hidrocarburos, delitos fiscales, pero no hay un sólo caso de investigación de la llamada criminalidad compleja.

Más allá de lo que le convenga al presidente, si lo evaluamos desde la procuración de Justicia y eficiencia en el combate al crimen, el Fiscal debió haber sido removido de su cargo desde el segundo año de su periodo. Pero en términos políticos al presidente le conviene un Fiscal Autónomo débil, con cola que le pisen y que necesite del presidente para mantenerse en su cargo. La duda es en qué momento, a partir de qué nivel de escándalo, a López Obrador -él es el único que puede solicitar su remoción- le costará más mantener al Fiscal que proponer su relevo, cuál es el límite de la incompetencia.

Mientras el crimen organizado avanza, se apodera de territorios, organiza masacres, coloca minas antipersonales, asesina alcaldes, incendia camiones para bloquear carreteras, presume sus ejércitos y camiones blindados en video, el Fiscal vive preocupado por su patrimonio, por perseguir a sus enemigos políticos y personales y, por supuesto, por el pago de prediales y tenencias, que debe ser una gran problema en los primeros meses del año.

diego.petersen@informador.com.mx
 

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones