Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Sábado, 25 de Mayo 2019
Ideas |

Con la vara que midas…

Por: Cuauhtémoc Cisneros Madrid

Con la vara que midas…

Con la vara que midas…

Intensa y nada sana se visualiza la situación de enfrentamiento imperante entre el Presidente de la República y Gobernador de Jalisco, cabezas visibles de dos partidos políticos recientemente formados (ambos aprendieron sus primeros pasos en la política en el  PRI, al cual hoy dicen detestar, pero del que se continúan nutriendo); ambos con una ambición sin medida de servir al pueblo, según su decir, con un fuerte parecido en su perfil como personas y como políticos, encabezan sus propios mecanismo para seguir haciendo política, o lo que ellos definen como tal.

Ambos cuentan con las bancadas tanto de la Cámara de Diputados y el Congreso del Estado a su entera disposición, si acaso con la ventaja de Andrés Manuel López Obrador, quien también tiene de su lado la mayoría en el Senado de la República y la nada despreciable suma de más de 30 millones de votos, o los que queden de ellos.

Botón de muestra de la semejanza de sus perfiles y la circunstancia que viven, toda proporción guardada, es el discurso pronunciado en días pasados por el Senador Clemente Castañeda -coordinador nacional de MC- quien con la elocuencia y tino que le distinguen, le señaló a voz en cuello a López Obrador, que por ningún motivo permitirán que se infrinja el federalismo en nuestra nación. Exigió también el respeto a los gobernantes estatal y municipales que encabezan representantes de su partido, entre muchas otras reclamaciones.

Castañeda no tuvo que esperar mucho por la respuesta, pues en voz del líder de la fracción de Morena en Jalisco, Bruno Blancas, durante la sesión de toma de protesta de Enrique Alfaro, escenificó una parodia con el mismísimo discurso de aquél, sólo que ahora dirigiendo las mismas exigencias al titular del Ejecutivo jalisciense, lo que seguramente ocasionó por lo menos un ¡gulp! entre los asistentes.

Por su puesto que la lucha no es ideológica, ni nada que se le parezca, aunque así la quieran mostrar, más bien se trata de los presupuestos y los miles de millones de pesos que están en juego, los cuales no son para nada despreciables; y no me refiero a las comisiones que las obras públicas solían representar para los gobernantes en turno -los actuales nunca de los nunca lo han hecho, ni permitirán que nadie de su equipo lo vuelva a hacer-, sino a las cifras estratosféricas que para cubrir los programas sociales y obra pública que todo Gobierno requiere para satisfacer las necesidades prioritarias de la sociedad.

APUNTE

Uno quiere llegar a ocupar la primer magistratura del país, mientras que el otro busca trascender positivamente en la atribulada historia de México, y aspira a dejar a su sucesora, como un signo de poder.

Así las cosas, la consigna bíblica continúa siendo válida: Con la vara que midas, seréis medidos.

Temas

Lee También

Comentarios