Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 14 de Diciembre 2018

Ideas

Ideas |

- “Voto útil”

Por: Jaime García Elías

- “Voto útil”

- “Voto útil”

Hasta antes de El Debate –con mayúsculas—, parecía haber consenso: en las próximas elecciones presidenciales ganará “el menos malo”. Recobró vigencia la folklórica analogía –que se volvió clásica— de Rubén Figueroa, en alusión a los aspirantes a suceder a Luis Echeverría, aún en plena hegemonía del PRI: “La caballada está flaca”.

Después de El Debate, hubo un viraje, al decir de los entendidos: uno de los especímenes de esa caballada flaca que, según las encuestas, ni siquiera acertaba a verle el polvo al candidato que, como en las carreras, parecía haberse fugado, dio señales de vida merced a un discurso articulado, ideas claras en los temas que se abordaron, y habilidad para la esgrima dialéctica.

-II-

A partir de ahí, tanto en mítines como en comentarios periodísticos se ha hablado del “voto útil”. La intención, a todas luces, consiste en invitar a los indecisos, ante todo, a votar; a entender que su voto puede contribuir a que se hagan efectivas las mejores propuestas de gobierno que surjan de los tres debates programados y de los anuncios que por otros medios puedan hacer los candidatos.

El abstencionismo, desde esa perspectiva, representa un ejercicio estéril: un desperdicio. Otro tanto sucede cuando el voto se emite en nombre de la chunga o el despecho, como sucedía cuando muchos electores, decepcionados de la política e incapaces de decantarse por ninguno de los aspirantes (“todos son unos rateros”, solían decir), votaban, por ejemplo, por Cantinflas.

-III-

El concepto del voto útil, en la política mexicana, comenzó a manejarse antes de las elecciones de 1988, cuando se planteó la conveniencia de que Heberto Castillo declinara su candidatura a favor de Cuauhtémoc Cárdenas, para sumar sus votos y tratar de impedir la elección de Carlos Salinas de Gortari. La historia se repitió 12 años después, cuando Vicente Fox convenció a los electores de sumarse a la cruzada que tenía por bandera “sacar al PRI de Los Pinos”.

Ahora que el candidato que, merced a El Debate, dio indicios de crecer como tal, plantea la pertinencia del voto útil, parte de la premisa de que el aspirante que sigue encabezando las preferencias tiene también, según las mismas encuestas, un porcentaje significativo de detractores; es decir, de ciudadanos que definitivamente no votarán por él. Ellos son, evidentemente, los destinatarios del mensaje: un mensaje que, a dos meses exactos de las elecciones, aún podría permear en las conciencias... e inclinar el voto de los indecisos.
 

Temas

Lee También

Comentarios