Jueves, 06 de Octubre 2022
Estilo |

Tres pasatiempos para alimentar tu creatividad

Pon a prueba tu mente e instrúyela con estas actividades en tu tiempo libre 

Por: Francisco González

Estos pasatiempos sencillos harán grandes diferencias. ESPECIAL/Hasbro

Estos pasatiempos sencillos harán grandes diferencias. ESPECIAL/Hasbro

Son múltiples las maneras que tenemos de aprovechar el tiempo libre, y a veces solamente hace falta una chispa para comenzar la actividad que nos cambie la rutina.  Y sí, quizás ya te cansaste sólo de tomar el teléfono para observar memes y quieres encontrar algo más emocionante y satisfactorio en tu vida que recortar y coleccionar stickers de WhatsApp. Aquí un tip: iniciar un pasatiempo es descubrimiento, creatividad, autoexpresión, satisfacción y en el mejor de los casos también disciplina. 

Pero si crees que no te alcanzan las horas del día para aprender un nuevo hobby, no te preocupes, tenemos algunas opciones que con un poco de suerte podrían hacer que cambies de opinión. Te presentamos tres cosas que se pueden aprender rápidamente y que deberías darles una oportunidad: 

Meditar

Sí, esta actividad aparenta que sólo cierras los ojos, estás en silencio y te colocas en una posición extraña, pero nada más alejado de la realidad. Tampoco es un placer reservado exclusivamente para monjes budistas o amantes del “mindfulness”. La meditación tiene bases muy accesibles que casi cualquier persona entiende sin complicaciones.

Meditar significa agendar un momento para ser amable contigo mismo. Encuentra un espacio en el que te sientas cómodo, deja entrar y salir el aire de tus pulmones y desconéctate de las preocupaciones aunque sea unos instantes. Al hacerlo como un hábito, encontrarás otras técnicas de respiración y métodos para evitar la divagación. 

Cartas

¡Ah! Un clásico del ocio. Sacar las cartas es el entretenimiento más común en reuniones con amigos y familiares. Hay tantas variables para disfrutarlo que es imposible escoger una, pero existe una categoría que añade más emoción al juego. Nos referimos a los juegos de cartas coleccionables (conocidos en inglés como trading card games) ¿por qué? Bueno, porque hay más mecánicas, diseños memorables y la posibilidad de intercambiarlas con otras personas.

Lo mejor de todo es que es más fácil de lo que suena. Tomemos de ejemplo a “Magic:The Gathering”, el título que inició todo. Hay videos que te explican cómo jugar en minutos y si pruebas la versión digital llamada “Arena” estarás retando a otros usuarios cuando menos te des cuenta. Las cartas nunca habían sido tan divertidas. 

Origami

O como algunos lo conocen, “el arte de doblar papel”. Y no tiene por qué ser complicado y al contrario, suele ser bastante. En internet existen miles de  tutoriales que te enseñarán a hacer tu primera figura en cuestión de minutos. ¿Quieres más argumentos a su favor? El origami no sólo es muy relajante también ayuda a mejorar la memoria, reducir estrés y potenciar la destreza manual. 

Lo único que necesitas es papel y paciencia. Todos inician con lo más sencillo como la clásica grulla y con experiencia suficiente elaboran hasta réplicas en miniatura de icónicas estructuras arquitectónicas. La curva de aprendizaje es relativamente acelerada pues se consiguen resultados satisfactorios en pocos días y al final puedes quedarte las creaciones que más te hayan gustado. ¡A doblar se ha dicho!

El dato

La práctica hace al maestro. Ve despidiéndote de esas tardes y fines de semana de aburrimiento. Toma la iniciativa y verás cómo alguna de estas recomendaciones pronto te podrían cambiar hasta el ritmo de tu vida.

FS

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones