Domingo, 14 de Julio 2024
Estilo | Infidelidad

¿Qué es peor la infidelidad emocional o la física?

Durante mucho tiempo se creyó que la infidelidad únicamente se refería a una relación física alterna a otra, donde existía un compromiso de monogamia previamente establecido

Por: Óscar Ernesto Álvarez Gutiérrez

La infidelidad emocional tiene los mismos efectos destructivos al interior de las parejas que la infidelidad física. EL INFORMADOR / NTX / ARCHIVO

La infidelidad emocional tiene los mismos efectos destructivos al interior de las parejas que la infidelidad física. EL INFORMADOR / NTX / ARCHIVO

La infidelidad en la pareja es un dardo envenenado. Nada vuelve a ser lo mismo después de una indiscreción y es, quizás, este anhelo por mantener "las cosas como eran", lo que provoca la primera dificultad para la solución. No, no se puede regresar el tiempo y mantener todo como estaba. Aceptar lo que paso es el primer paso para solucionarlo.

Durante mucho tiempo se creyó que la infidelidad únicamente se refería a una relación física alterna a otra, donde existía un compromiso de monogamia previamente establecido. Es decir, que ser infiel sólo se lograba a través de un contacto físico con otra persona distinta a la pareja. Pero con el paso del tiempo, un nuevo concepto ha emergido: la infidelidad emocional.

¿Qué es la infidelidad emocional?

Aunque se trata de un concepto relativamente nuevo que aún es discutido por especialistas, se puede establecer que la infidelidad emocional describe la situación en la que una persona que se encuentra en una relación de pareja tiene un interés emocional importante con alguien más, sin que necesariamente se consume en un contacto físico.

De alguna manera, se trata de una búsqueda por satisfacer emocionalmente aquello que la pareja no cubre, lo que estimula una relación satelital donde se comparten sentimientos o pensamientos y que, en principio, genera un nuevo vínculo con alguien más. Una forma de estimular amor, cariño, comunicación, emoción, sin que necesariamente existan un vínculo sexual.

Con el desarrollo de la era digital, la infidelidad emocional se facilitó y encontró en los recursos tecnológicos un medio para ejecutarse sin mayor problema y con discreción, pero tiene los mismos efectos destructivos al interior de las parejas que la infidelidad física.

¿Qué es peor, la infidelidad física o la emocional?

De acuerdo al trabajo de Rick Reynolds, "Is an emotional affair more destructive than a physical affair?", un mayor porcentaje de personas opina que la infidelidad física es peor, aunque una traición sentimental es más difícil de identificar y de aceptar.

Además, los hombres suelen considerar peor una infidelidad física, por su parte, las mujeres no, ellas se decantan más por la emocional.

Reynolds también establece que numerosas víctimas coinciden que el aspecto emocional es el más difícil de superar

Para otros especialistas en la materia, regularmente la infidelidad emocional aparece cuando hay monotonía en la pareja, insatisfacción sexual, problemas de comunicación, así como la necesidad de evitarse para enfrentar problemas que atañen a ambos. Cualquiera que sea el caso, se trata de un conflicto que requiere el acompañamiento terapéutico para saber qué se requiere hacer. 

Los indicadores de que probablemente existe una infidelidad emocional son ocultar información o hacer cosas en secreto, no querer afrontar el tema y tener arranques de ira, comparar a la pareja con otras, señalar lo negativo en ella, así como emocionarse cuando se recibe un mensaje extraño.

OA

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones