Lunes, 15 de Agosto 2022

LO ÚLTIMO DE Estilo

Estilo | Moda

Cinco pasos para despejar tu closet en un día

Muchas veces dejamos ciertas prendas almacenadas en nuestro closet para usarlas en una “ocasión especial” que por cierto, nunca llega

Por: Angélica Dueñes

Antes de renovar tu closet, debes saber primero de lo que te debes deshacer. UNSPLASH/Amanda Vick

Antes de renovar tu closet, debes saber primero de lo que te debes deshacer. UNSPLASH/Amanda Vick

Para comenzar a renovar nuestro guardarropa, es necesario despejar el actual. Esta es una práctica que debe hacerse regularmente (y sin piedad) mínimo cada 6 meses para asegurarse de no pasar por alto nada, ni acumular prendas y accesorios que nunca se utilizan.

Ahí es donde entra el método de los 5 pasos. Cada paso está diseñado para despejar, racionalizar y desarrollar el guardarropa actual y crear un estilo que refleje personalidad, pero más que nada, se adapte a nuestro estilo de vida.

UNSPLASH/James Hollingwort

Los 5 pasos para limpiar el guardarropa

1. Vaciar: Sacar todo y empezar a clasificar en dos montones (“Se queda” y “Se va”).

2. Analizar: Probarse todo, sé honesto y sé crítico. Define tu estilo.

3. Organizar: Identifica los básicos y crea diferentes outfits, organiza el espacio para que la ropa se pueda encontrar fácilmente.

4. Modificar: Aislar las prendas que necesitan arreglarse y repararlas (o prepararlas para deshacerse de ellas)

5. Decir adiós: Siendo despiadado, es mejor quedarse solo con prendas que te hagan lucir y sentirte bien.

Las preguntas que debes hacerte para clasificar tus prendas

1. ¿Uso esto regularmente? Si no, ¿por qué?

2. ¿Se ajusta esta prenda a mi estilo general?

3. ¿Puedo crear varios outfits con esta prenda?

4. ¿Es cómodo y favorecedor? ¿Me siento bien usándolo?

5. ¿Me encanta usar esta prenda o simplemente me gusta cómo se ve en la percha?

UNSPLASH/Junko Nakase

Seguir el método de los 5 pasos nos ayudará a sentar las bases para una buena colección en todas las estaciones del año. Es bueno quedarse solo con lo que nos gusta usar, lo que está en buenas condiciones y lo que nos hace sentir cómodos; y solo comprar lo que realmente se usará. Si no has usado algo en los últimos 12 meses, probablemente nunca lo uses (con algunas excepciones).

Si una prenda de vestir o un par de zapatos no encajan en tu vida diaria y solo se ven bien con un par de atuendos, no los compres. Dado que el objetivo es poseer solo piezas de ropa que se usen regularmente y te encanten, es aconsejable deshacerse de cualquier cosa que no hayas usado y evitar las compras impulsivas.

AD

Temas

  • Moda
  • Renovar
  • Closet

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones