Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Lunes, 22 de Abril 2019

Pide AMLO más ajustes al gasto del gobierno, afirma Romo

El gobierno se compromete a reducir su gasto en función de respetar la meta de lograr un superávit primario

Por: El Informador

“Si algo créanle al presidente es que vamos a pasar de una austeridad republicana a una pobreza franciscana”. Alfonso Romo, Jefe de la Oficina de la Presidencia. EFE/M. Guzmán

“Si algo créanle al presidente es que vamos a pasar de una austeridad republicana a una pobreza franciscana”. Alfonso Romo, Jefe de la Oficina de la Presidencia. EFE/M. Guzmán

El jefe de la Oficina de la Presidencia, Alfonso Romo, aseguró que en las últimas semanas, el presidente Andrés Manuel López Obrador ha solicitado más recortes en las diversas dependencias que integran el gobierno. 

“Si algo créanle al presidente es que vamos a pasar de una austeridad republicana a una pobreza franciscana, no duden; la semana pasada, en las últimas dos semanas nos han pedido más recortes, el problema de recortar tanto es que yo creo a las secretarías agobiadas, por eso las defiendo, les quitaron una gran parte del presupuesto y de la gente”, dijo Romo en la Asamblea General de Socios de la American Chamber of Commerce. 

Sin embargo, aseguró el funcionario, no quieren paralizar la inercia con la que camina el nuevo gobierno hasta el momento, por lo que estas medidas están sobre la mesa y se considerarían. 

“Traemos una inercia que no podemos cortar y no queremos paralizar, pero de que hay una determinación a no incurrir en déficit fiscal, no tengan duda; primero va a hacer otras cosas que no cumplir este mandato, para bien o para mal, ya veremos nosotros cómo corregios, de hecho hubo superávit fiscal en este primer mes”, destacó Romo. 

De acuerdo con el funcionario, este movimiento obedece a la petición de un “plan B” por parte de Andrés Manuel López Obrador, que podría entrar en acción sólo de suceder un inconveniente. 

“Nos pidieron que tuviésemos un plan B en caso de hacer recortes, no nos dijeron cuánto, porque queremos ser muy responsables fiscalmente, el presidente nos lo pidió en el salón de Tesorería, y estamos todos analizando si algo sucede, si no sucede no pasa nada, (es aplicable a) todas (las dependencias), y es como de previsión porque queremos cumplirle al 100 por ciento lo que hemos dicho”, dijo Romo entrevistado después de su intervención. 

Para Luis Foncerrada, asesor económico de la American Chamber of Commerce, el mensaje que transmite Romo es muy importante, pues dado que el país no crecería este año al 2 por ciento que se presupuestaba en un inicio, el gobierno se compromete a reducir su gasto en función de respetar la meta de lograr un superávit primario. 

“Dado que no vamos a crecer lo que se suponía, no vamos a tener la recaudación que se presupuestó, y por lo tanto, si se mantuviera el gasto, tendríamos no un superávit como está programado y comprometido, sino un déficit primario, por lo tanto, un gobierno responsable tendría que reducir el gasto, en ese sentido lo que dijo Alfonso esta mañana es un mensaje muy bueno y muy importante porque quiere decir que el gobierno, en particular el presidente, quiere respetar la meta de un superávit primario”, dijo Foncerrada en entrevista. 

El especialista expuso que una décima de punto del PIB representa alrededor de 150 mil millones de pesos, por lo que si crecemos al 1.7 por ciento y no al 2 por ciento, los ingresos del gobierno caerían 450 mil millones de pesos, por consecuencia, la decisión de recortar, en caso de tenerse que tomar, sería responsable. 

De acuerdo con Sunny Villa, directora de gasto público del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria, es complicado saber los impactos que este movimiento del gobierno tendría en las dependencias y sus programas, debido a que no se tiene claro en dónde específicamente se ejecutarían los recortes, sin embargo, consideró que sería una buena oportunidad de que no se realice una “recorte parejo”, como sucedió en los primeros meses. 

“Sí es un poco difícil predecir los impactos de esto porque ni siquiera sabemos por dónde van (los recortes), y además es que cada secretaría y cada rubro del gasto responde a distintas necesidades de la población y del gobierno mismo, por lo cual espero que esta sea la oportunidad para que realmente nuestros gobernantes se fijen más en lo que es prioritario y no nada más en un recorte parejo”, expuso Villa. 

Buscan limpiar a Pemex 

Con respecto al trabajo en Pemex, el funcionario aseguró que se analiza la estrategia que se seguirá para resolver el problema financiero que tiene la empresa productiva del Estado en función de cambiar la percepción que tienen algunas de las calificadoras. 

“Se está estudiando (la estrategia), y va emparejada con qué hacemos en el corto plazo, porque es un problema financiero de corto plazo, para que la percepción de las calificadoras cambie, pero lo que realmente se está trabajando en la parte estructural, limpiar a Pemex de corrupción y realmente enfocarlo a producir petróleo, lo que es increíble es que en los últimos tres años de la administración anterior Pemex haya incurrido en 50 billones de dólares de deuda y no haya un barril de petróleo más, estamos heredando un problema serio”, agregó Romo. 

El también empresario expuso que la situación en la que recibieron a Pemex es complicada y que cada día encuentran sorpresas nuevas. 

“Estamos viendo qué hay adentro... desde el huachicol hasta las sorpresas que cada día son nuevas. Están siendo Pemex, Hacienda, bastante responsables en lo que se va a presentar, pero no tengan duda, una prioridad, no podemos perder el grado de inversión, no podemos tener a los mercados en un grado de incertidumbre, porque todo lo que acabamos de decir sale sobrando”, agregó. 

Temas

Comentarios