Domingo, 22 de Mayo 2022

Petróleo aumenta precio internacional por la crisis ucraniana

El barril de Brent del Mar del Norte subió hasta los 90.03 dólares, el WTI se cotizó en 86.82 y la mezcla mexicana en 1.01

Por: AFP .

Sanciones a Rusia bajarían la disponibilidad del petróleo en el mercado internacional. AP/E. Gay

Sanciones a Rusia bajarían la disponibilidad del petróleo en el mercado internacional. AP/E. Gay

Los precios del petróleo continuaron subiendo, impulsando al barril de Brent por encima de los 90 dólares nuevamente, ante las crecientes tensiones geopolíticas en Ucrania y Rusia que aún representan riesgo para el suministro de crudo.

El precio del barril de Brent del Mar del Norte para entrega en marzo ganó un 0.77% hasta los 90.03 dólares, su nivel más alto desde octubre de 2014, ya alcanzado el miércoles.

En Nueva York, el barril de West Texas Intermediate (WTI) para entrega en el mismo mes terminó en 0.24% a 86.82 dólares. La mezcla mexicana cerró en 81.01 dólares.

Los mercados petroleros mundiales extendieron su carrera al alza y volvieron a subir a máximos de siete años ante las tensiones militares en Ucrania y el suministro más ajustado.

Tanto el Brent como el WTI recuperaron el viernes rápidamente sus pérdidas, “que de todos modos fueron menores”, comentó Carsten Fritsch, analista de Commerzbank.

Los temores de un estallido de las tensiones geopolíticas ya han barrido los factores bajistas.

La continua incertidumbre en torno a la crisis de Ucrania podría poner en peligro una parte significativa de los flujos de petróleo rusos si se rompen las conversaciones diplomáticas y se materializan las sanciones a la exportación de energía.

La próxima semana, los inversores también volverán su mirada hacia la próxima reunión de la OPEP+ (Organización de Países Exportadores de Petróleo y sus socios), prevista para el miércoles.

“No debería sacudir los mercados, con un aumento adicional de 400 mil barriles por día para marzo ya bien informado”, dijo Han Tan, analista de Exinity.

Temas

Lee También