Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Domingo, 09 de Diciembre 2018

Lo bueno, lo malo y lo peor de la semana 10 de la NFL

Se esperaba que la NFL en México fuera de lo más comentado de la semana, pero definitivamente no de esta manera

Por: El Informador

La cancelación del partido de NFL será algo que dará de que hablar por mucho tiempo. MEXSPORT

La cancelación del partido de NFL será algo que dará de que hablar por mucho tiempo. MEXSPORT

Por eso no podemos tener cosas bonitas. En esta trinchera nos sentimos profundamente dolidos y los motivos sobran.

Ya sea por omisiones o mala planeación, pero a la fiel afición mexicana se le va a negar el privilegio de gozar el que pintaba para ser el juego del año y todo porque a algún genio en las oficinas de la administración del Estadio Azteca se le ocurrió que era una buena idea cambiar un césped que estaba en condiciones más que aceptables por uno híbrido y sólo por querer parecer cancha europea.

Pero también el mismo genio, u otros genios, tuvieron a bien programar conciertos y festivales sobre una cancha que a todas luces no agarraba el abono.

Eso probablemente le cueste al país no tener NFL por mucho tiempo y eso duele profundamente en el cora. Esta será una herida muy difícil de cerrar.

La figura

Ben Roethlisberger, QB Steelers

Viejos los cerros y todavía reverdecen. Que la cara de hamburguesa del ''Big Ben'' no nos engañe, el señor todavía puede mover a su equipo y hacerlo de manera espectacular, y para muestra clara lo hecho el pasado jueves cuando trituró a los Panthers de Carolina con cinco pases de anotación y un rating perfecto de 158.3 puntos. Nada mal para alguien al que ya daban por acabado.

El Podio

1.Baia baia

¿Quién lo iba a pensar? En cada ocasión en la que los Titans de Tennessee enfrentaban a los Patriots de Nueva Inglaterra, los primeros eran vistos como víctimas seguras y este pasado domingo no fue la excepción, pero los muchachitos de Nashville se engallaron y dieron la campanada de la semana al borrar del campo a Tom Brady (al que ya le pesan los años) y compañía y ese ya es mérito suficiente para ocupar este sitio de honor.

2. Bear power (ber pagüer)

No hay lugar a dudas, la defensa de los Bears de Chicago es una pesadilla para quien los enfrente y todo esto gracias a Khalil Mack (snif, snif). Eso ya lo sabíamos, pero lo que nos deja boquiabiertos es que Mitchell Trubisky ha hecho funcionar a esta ofensiva ¡y tiene mejores números que Aaron Rodgers! Eso no define mucho, pero al menos tiene a este equipo como líder momentáneo de su División.

3. Electricidad

Ya bien lo decía Lucero en la canción que curiosamente tiene el mismo título que este apartado: ''no, no es un sueño lo sé / es demasiado real'', lo cual describe a la perfección la situación de los Chargers de Los Ángeles, que acumulan seis victorias seguidas y no dejan que los Chiefs se escapen. Lo de los ex bulbos ''es una sensación que nos domina''.

El villano

No salió la mexicanada

Perdón que seamos tan reiterativos, pero éste será un tema difícil de olvidar y todo gracias a la mala planeación que tuvo el personal del Estadio Azteca con respecto al cuidado de la cancha. Desde el cambio de césped hasta la abusiva programación de eventos ajenos al deporte, el terreno de juego terminó peor que potrero de rancho de los Altos de Jalisco y esas son cosas que la Liga más poderosa del mundo no perdona, sobre todo porque el curita que se quiso poner a la herida como se acostumbra por estos lados no bastó para evitar este ridículo más grande el propio Coloseee de Santa Úrsuleee (leáse con tono del ''Perro'' Bermúdez).

¿Te aviento el pañuelo?

1. Ni a avioneta llegan

Que los Jets den las de cal por las de arena es territorio común. Que los Bills de este año los derroten, es humillante. Como si se trataran de un equipo de pambol de por estos lados que también viste de verde, parece que los Jets le están tendiendo la camita al coach Todd Bowles y la prueba de ello es que a los Bills los hicieron ver como los Patriots de 2007.

2. Ensalada de atún

Miami es ese típico equipo del que esperas mucho, pero termina entregándote poco y si a eso le añadimos que Brock Osweiler es el mariscal de campo titular, tenemos resultados como el del domingo en Green Bay. Cinco derrotas en sus últimos siete juegos es todo lo que necesitamos para dejar de creerles.

3. Que alguien nos explique

Tampa Bay es toda una maquinaria de acumular yardas a la ofensiva, pero cuando eso no se traduce en puntos en el marcador, tenemos resultados como el del domingo en Washington. La magia que desplegó Ryan Fitzpatrick fue más engañosa que las capsulas que tenía el Maguito Rody en Chiquilladas.

El meme

Temas

Lee También

Comentarios