Tecnología

Factores genéticos son clave para el éxito académico: estudio

Anteriormente los estudios relacionaban el rendimiento académico con la personalidad y los problemas de conducta, pero ahora se sabe que otros factores vinculados son hereditarios

Los logros educativos son altamente heredables a través de los años escolares, afirman científicos que realizaron un estudio con gemelos, cuyos resultados mostraron que los éxitos durante la escolarización son muy estables, debido principalmente a los factores genéticos.

Durante muchos años, la investigación ha vinculado el logro educativo con las trayectorias de la vida, como el estatus laboral, la salud o la felicidad, pero si un buen desempeño en la escuela predice mejores resultados de vida, ¿qué predice qué tan bien lo hará alguien a lo largo de la escolarización?

“Eso no quiere decir que un individuo simplemente nació inteligente”

Para descubrirlo, investigadores estudiaron los logros de la escuela primaria hasta el final de la educación obligatoria de seis mil pares de gemelos en la muestra representativa del estudio Twins Early Development Study de Reino Unido, a fin de analizar el rendimiento académico.

La doctora Margherita Malanchini, becaria postdoctoral en psicología en el Population Research Center, de la Universidad de Texas, en Austin, y su colegas analizaron los puntajes de las pruebas que los gemelos aplicaron desde la primaria hasta que terminaron sus estudios obligatorios.

Los resultados mostraron que los logros educativos son altamente heredables y estables a través de los años de escuela y en todas las materias estudiadas, lo que significa que la mayoría de los estudiantes que comenzaron bien la educación primaria continuaron teniendo éxito hasta que se graduaron.

Los factores genéticos explicaron alrededor de 70 por ciento de esta estabilidad, mientras que el entorno compartido por los gemelos contribuyó con alrededor de 25 por ciento y el entorno no compartido, como diferentes amigos o profesores, sólo con el 5 por ciento restante, precisan los científicos.

“Eso no quiere decir que un individuo simplemente nació inteligente”, dicen los investigadores, pues “incluso después de dar cuenta de la inteligencia, los genes todavía explican alrededor del 60 por ciento de la continuidad del rendimiento académico, pues éste es impulsado por varios rasgos cognitivos y no cognitivos”.

“Nuestro hallazgo debería proporcionar motivación adicional para identificar a los niños que necesitan intervenciones pronto"

Malanchini explica que anteriormente los estudios relacionaban el rendimiento académico con la personalidad, los problemas de conducta, la motivación y la salud, pero ahora sabemos que muchos otros factores vinculados son hereditarios.

Los científicos constataron sin embargo que a veces las calificaciones sí cambiaron, como una caída en las calificaciones entre la escuela primaria y secundaria, y sugirieron que estas variaciones pueden explicarse en gran parte por factores ambientales no compartidos.

“Alrededor de dos tercios de las diferencias individuales en el rendimiento escolar se explican por las diferencias en el ADN de los niños”, afirma la doctora Malanchini, en un artículo publicado esta semana en la revista Science of Learning.

Aunque se sabe muy poco acerca de cómo estos factores contribuyen, “nuestro hallazgo debería proporcionar motivación adicional para identificar a los niños que necesitan intervenciones pronto, ya que los problemas podrían mantenerse por años”, dice Kaili Rimfeld, del Instituto de Psiquiatría en el King's College London.

AC

Sigue navegando