Deportes

Uruguay no le teme a Portugal

La Celeste, campeona del Mundo en 1930 y 1950, tendrá ahora el complicado reto de parar al temible Cristiano Ronaldo 

Uruguay tiene un plan: pese a que en Sochi le espera uno de los mejores delanteros del planeta, la Celeste pretende envolver colectivamente a Cristiano Ronaldo para impedir que Portugal le saque en Octavos de Final de este Mundial, en el que sólo ha sumado victorias y aún no recibe gol.

“Cristiano Ronaldo está en la élite, tiene un gran potencial (...) y no lo va a marcar sólo un futbolista, no va a ser sólo (Diego) Godín. Hay cosas que pretendemos hacer desde el punto de vista colectivo para limitarlo”, indicó Óscar Tabárez, estratega de la Celeste, campeona del Mundo en 1930 y 1950.

Varios factores podrían favorecer a Uruguay, empezando por el hecho de que no depende de un solo jugador, como sí sucede con los portugueses.

La dependencia de Portugal respecto de Cristiano Ronaldo es innegable. Cuatro de los cinco goles marcados por los actuales campeones de Europa, en su marcha a la segunda ronda, fueron obra de Cristiano.

El sentido de equipo es uno de los puntos fuertes de los uruguayos, que parecen haber encontrado ante Rusia el equilibrio que buscaba Tabárez en el mediocampo con Matías Vecino, Rodrigo Betancur, Naihtan Nández y Lucas Torreira, jugadores con marca y capaces de mover la pelota rápido hacia arriba.

“Hace 12 años que trabajamos juntos. Sabemos que (una victoria) está dentro de lo posible”, afirmó Tabárez.

Uruguay cuenta con dos de los mejores delanteros del mundo, Luis Suárez y Edinson Cavani. Pero tiene otros caminos para llegar al gol. Sus defensores Diego Godín y José María Giménez son grandes cabeceadores en las dos áreas y anotan con cierta frecuencia o provocan rechazos que abren las puertas del gol con sus frentazos.

Los defensores y las jugadas con pelota detenida han sido el arma de ataque más efectiva de Uruguay.

Tras realizar una primera fase impecable —en la que hilaron tres victorias contra Egipto (1-0), Arabia Saudí (1-0) y Rusia (3-0) sin recibir ningún gol—, la Celeste se siente fuerte.

“Hace mucho que nos venimos preparando, muchos hace 12 años que trabajamos juntos y fuimos consiguiendo objetivos paulatinamente, algunos pueden considerar que de manera lenta, pero considerando las limitaciones que tenemos como país futbolístico, a este Mundial llegamos como queríamos”, afirmó el técnico, que con 71 años lleva desde 2006 a los mandos de Uruguay.

“En estos tres primeros partidos, más allá del juego, creo que estamos más cerca que nunca de lo que queremos”, valoró.

Sochi/Agencias

El estratega de Portugal advierte que necesita que su equipo despliegue un buen juego colectivo. EFE/D. Pinto

Juego en equipo

El seleccionador de Portugal, Fernando Santos, resaltó la necesidad de que su equipo despliegue un buen juego colectivo, más allá de la confiarlo todo a su estrella Cristiano Ronaldo, si quiere vencer a Uruguay.
“Es muy difícil que un jugador solo pueda resolver, porque aunque marque tres goles debe tener un equipo que le dé soporte”, dijo.

Habitualmente serio, Santos no dudó en bromear al recibir la primera pregunta sobre la dependencia de su equipo de Cristiano —quien resolvió con un triplete el empate de Portugal ante España en el debut (3-3) y después anotó el tanto de la victoria contra Marruecos (1-0)—, afirmando que había ganado el café que se había apostado, seguro de que le preguntarían por ello.

Y no negó lo evidente. “Espero que mi equipo esté a la altura y sea tan fuerte como el de Uruguay, y ahí Cristiano podrá marcar la diferencia”, reconoció.

Más allá de la estrella del Real Madrid, Santos no ahorró alabanzas para la Celeste, de la que resaltó su gran palmarés como campeona de dos Mundiales (1930 y 1950), así como la gran experiencia de su técnico, Óscar Tabárez, al mando del equipo desde 2006.

“La mayor virtud del equipo de Uruguay es Uruguay. Tiene un entrenador que está hace 12 años al frente de la Selección, un hombre de mucha experiencia y de enorme calidad, sabemos las cualidades de sus jugadores”, analizó.

“Uruguay es un equipo que en 2018 no ha encajado un gol, es muy fuerte. Si se le evalúa es difícil encontrarle debilidades. Son muy homogéneos. Creo que Portugal va a ganar, pero reconozco que viene un equipo muy fuerte”, resaltó.

Claves del duelo

Dos bestias del gol

Los protagonistas de ambas Selecciones advierten que el árbol no puede tapar el bosque y que el partido es mucho más que un cara a cara entre “CR7” y el “Pistolero” Suárez. Luis Suárez (arriba) advirtió: “Hay que ser conscientes que no juego solamente yo, o yo contra Pepe (...) En Uruguay dependemos muchísimo de cómo estemos colectivamente porque a nivel individual se puede sacar una mínima ventaja”.

Dos tipos de cuidado

La potencialidad de ambos ataques es inmejorable. Por el lado de los portugueses un hambriento Cristiano Ronaldo va por todo en Rusia. En el bando contrario, Luis Suárez busca en esta Copa del Mundo enterrar de una vez por todas un Brasil 2014 para el olvido.  Esta combinación de imágenes muestra al portugués Ricardo Quaresma y al uruguayo Edinson Cavani, ambos forman parte del ataque agresivo de sus Selecciones.

Defensa perfecta

Más allá de Suárez y Cavani, los sudamericanos tienen otros motivos para ser optimistas. Acabaron líderes del Grupo A con tres triunfos, ante Egipto, Arabia Saudí y Rusia, y su portería en cero. Y el capitán Diego Godín es uno de los puntos altos de la única retaguardia que aún no recibe goles en el Mundial.

La hora de los estrategas

El partido promete un duelo de pizarras entre Fernando Santos y Óscar Tabárez, que en su cuarto Mundial con Uruguay, el tercero consecutivo, busca ponerle listón a un proceso de más de 12 años. Con los ataques y defensas en foco, la clave puede estar en el mediocampo.Uruguay ha probado varias fórmulas en el sector del campo más vulnerable y si bien en el último partido del Grupo A el “Maestro” quedó más satisfecho en una zona en donde el más regular ha sido Rodrigo Bentancur.

Sigue navegando