Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 22 de Noviembre 2019
Suplementos | Con alma juvenil

Prueba de manejo: Pontiac G3 hatchback

El G3 en su versión hatchback está pensado para conquistar al público joven, que necesita autos compactos y funcionales

Por: EL INFORMADOR

Hace cerca de un mes se presentó en México la nueva versión del Pontiac G3, ahora como hatchback, es decir, sin un tercer volumen en la parte posterior que corresponde a la cajuela, una configuración más compacta, lógica y económica, ideal para los que tiene mayor sentido práctico.

Este coche representa una nueva apuesta de General Motors de México por conquistar a todo tipo de personas, pero más orientado a satisfacer las necesidades del público joven. Las características del G3 hatch, como su carrocería compacta de cinco puertas, nos parece que lo transforman en un vehículo práctico, justo lo que se necesita para transportar hasta a cuatro compañeros de la universidad o del trabajo. Incluso una familia pequeña estará satisfecha con las dimensiones del coche.

En la banca posterior tienen cabida tres personas, pero lo mejor es que dos viajen, por la evidente escasez de espacio lateral, común a todos los autos, pero acentuada en los subcompactos. Longitudinalmente, las piernas no tienen mayor problema. El conductor y pasajero también tienen el espacio adecuado.

El equipamiento del G3 hatchback es lo ideal para trayectos citadinos, contando con estéreo con reproductor de CD, con caja para seis discos y una conexión auxiliar para aparatos de audio externos. Además, los materiales nos parecen correctos, considerando el precio del vehículo, predominando los plásticos rígidos en puertas y el tablero, pero con buena vista y agradables al tacto. Los asientos están tapizados en tela y el volante tiene un buen agarre.

El confort y seguridad que ofrece el G3 hatchback son su arma más fuerte. La suspensión está ajustada para ofrecer un mínimo de vibraciones en el habitáculo y obtener como resultado un trayecto sin brincoteos y sacudidas, que se transmiten desde el pavimento. Por otra parte, cuenta con el indispensable sistema de frenos antibloqueo (ABS), el cual está disponible en las versiones más equipadas del G3 hatchback. Las bolsas de aire frontales son otro de sus atractivos, ya que la seguridad siempre debe prevalecer sobre cualquier otro gadget. Y lo decimos así, porque en México muchas personas están acostumbradas a pedir que su auto lleve vidrios y seguros eléctricos, cuando lo mejor sería contar con un sistema de frenos que nos ayude a evitar un percance con eficiencia. Y si llegará a suceder este infortunio, pues contar con bolsas de aire que protejan de alguna manera nuestra integridad.
Como ya mencionamos, el coche está pensado para trayectos en la ciudad. El motor de 1.6 litros de desplazamiento, con 106 caballos de potencia, acoplado a una transmisión automática de cuatro velocidades, nos pareció correcto. Sin embargo, en carretera el coche hace mucho esfuerzo por lograr velocidades tope, como la que pudimos lograr al llevar el coche hasta rozar los 180 kilómetros por hora. Pero como la mayoría del tiempo viajamos a 110 km/h en promedio, por lo que no es un auto para andar por el carril izquierdo y necesita mucho espacio para hacer un rebase.

En las pruebas que realizamos en el autódromo, el coche obtuvo 11.8 segundos de cero a 100 km/h, lo que nos parece un buen número, ya que no esperábamos un resultado tan satisfactorio, sobre todo, por la lentitud de la caja automática para hacer los cambios.

Con el equipamiento que ofrece, el buen motor que porta y las características de seguridad que lleva, el Pontiac G3 hatchback se suma a los verdaderos competidores de su segmento, donde en los últimos años el Toyota Yaris en su versión hatchback y el Honda Fit, han acaparado las miradas del público por sus buenos acabados, potencia y precios. Pero el pequeño auto de la familia Pontiac hará lo suyo por conquistar a más mexicanos, ya que tiene, además, la ventaja de ser hecho en México.

Mario Castillo

Ficha Técnica
Pontiac G3 Hatchback
Motor:
Frontal transversal; cuatro cilindros en línea; 1.6 litros de desplazamiento; EcoTec; 16 válvulas; con inyección de combustible secuencial multipunto.

Potencia: 106 cv @ 6,400 rpm / Torque: 105 libras-pie @ 3,800 rpm.

Tracción: Delantera.

Transmisión: Automática de cuatro velocidades (4+R).

Suspensión:
Delantera – Independiente, de paralelogramo deformable, con resortes helicoidales y barra estabilizadora. Trasera – Semi-independiente, de brazo tirado, con eje transversal de torsión y resortes helicoidales.

Frenos: De discos sólidos adelante y de tambor atrás, con sistema antibloqueo (ABS).

Dirección:
De piñón y cremallera, con asistencia hidráulica.

Dimensiones y capacidades:
Largo / Ancho / Alto (mm)
3,919 / 1,679 / 1,506

Distancia entre ejes: 2,479 mm

Peso: 1,165 kilogramos.
Tanque- 45 litros.
Cajuela- 201 litros.

Precio:
166,700 pesos

Resultados de la prueba realizada en el Autódromo Guadalajara:
Aceleración de 0 a 100 km/h: en 11.8 segundos
Frenado de 100 km/h a cero: en 41 metros
Cuarto de milla: 17.2 segundos a 130 km/h
Velocidad máxima observada: 175 km/h

Temas

Lee También

Comentarios