Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Miércoles, 20 de Noviembre 2019
| El Juanito de Fidel

De frente y de perfil

RAMÓN ZURITA SAHAGÚN

Por: EL INFORMADOR

La soberbia con que se arropan los gobernantes mexicanos, sin importar el tamaño de los cargos que ostentan los lleva a intentar perpetuarse en el poder, buscando la sombra protectora de un incondicional que les permita ampliar el período para el que fueron electos.

Esto permitió la creación de la figura de los “Juanitos”, personajes siempre dispuestos a ceder ante los dictados de su “jefe” político y prestarse a todo tipo de situaciones que los favorezcan.

Veracruz, fomenta esta figura en la persona del diputado federal Javier Duarte de Ochoa considerado como el “Juanito” que pule el gobernador de esa Entidad, Fidel Herrera Beltrán.

Sin mayores atributos que ser un “títere” de quien se presenta como su padre político, Duarte de Ochoa ha sido llevado de la mano por el propio gobernador en una meteórica carrera que pretende desembocar en el Gobierno del Estado.

Ex secretario particular de Herrera Beltrán, subsecretario y secretario de Finanzas, Duarte de Ochoa fue enviado por su tutor a la Cámara de Diputados federal para investirlo de los requisitos que requiere su partido (PRI) para nominarlo candidato al Gobierno estatal, ya que de no hacerlo se vería impedido de competir por la candidatura del PRI.

Sin embargo, su paso por el Congreso de la Unión sería anodino a no ser que la semana pasada fue objeto de una andanada de parte de la oposición al PRI, la que evidenció que el veracruzano goza de una serie de privilegios que le permiten el uso de aviones privados y del Gobierno del Estado para sus traslados, así como otros beneficios de los que carecen los demás legisladores y que lo posiciona por encima de los demás aspirantes al Gobierno estatal, incluso los de su propio partido.

Avasallado por las pruebas de sus compañeros de Cámara, el “Juanito” de Fidel Herrera no pudo siquiera defenderse en la tribuna, ya que desnudado en sus ires y venires por todo el país, especialmente por el Estado que pretende gobernar, solamente alcanzó a reconocer la verdad de los dichos de sus adversarios, sin que además sus compañeros de partido le entrara a la defensa del veracruzano.

Solamente una de sus compañeras de la fracción priista de Veracruz salió en su defensa, sin mayores méritos.
Y es que desde su arribo a la Cámara de Diputados, Duarte de Ochoa se muestra distante de sus demás compañeros de bancada, los que lo ubican como un prepotente, soberbio y con demasiadas ínfulas, basado en el supuesto respaldo del gobernador Herrera Beltrán para convertirlo en su “delfín”.

Su participación en comisiones es parca, limitándose al pase de lista de asistencia, sin entrar en las discusiones de los temas y mucho menos con participación en tribuna en las plenarias.

Con un teléfono en la oreja, con la cabeza gacha, la figura regordeta del diputado federal recorre los pasillos de San Lázaro, atendiendo a los grupos de veracruzanos que le llegan a expresar su apoyo incondicional a su candidatura al Gobierno estatal, lo que provoca recelo entre los demás diputados federales priistas de Veracruz.
Duarte de Ochoa participa en reuniones fuera del recinto legislativo, recorre el Estado, más allá de su distrito y realiza los amarres necesarios para que la candidatura recaiga en su persona.

La intención del gobernador Herrera Beltrán es la de proyectar a un político blandengue que le permita ampliar su sexenio por otros años más y con el respaldo de éste buscar la candidatura presidencial que los brujos de Catemaco le auguraron para 2012.

De ahí la importancia de contar con su propio “Juanito” que le asegure un futuro promisorio y que prolongue su poder por otro sexenio más, aunque en el camino se le pueden interponer una serie de imponderables que, con lo calculador que es el actual gobernador, debe tener considerados.

Es cierto que el gobernador Fidel Herrera Beltrán ha realizado un tejido político fino en el Estado, el que pasó de una composición electoral de tres tercios divididos entre PRI, PAN y PRD en 2004, lo que dejó como saldo una victoria del tricolor de un punto porcentual sobre el blanquiazul, a un triunfo arrollador del perredismo en 2006, con el PRI relegado al tercer lugar, a una victoria absoluta del PRI en 2007 y en 2009.

Los resultados de las dos últimas elecciones, la local y la federal, dotaron al gobernador de una confianza absoluta de retener el Gobierno estatal el año próximo, por lo que buscó su “Juanito” de confianza para llevarlo de la mano a la victoria electoral y maniobrar para perpetuarse en el poder político.

Creyente de los brujos, videntes y de lo que dicten los astros, Fidel Herrera Beltrán deberá acogerse al consejo de estos, manteniendo siempre presente lo ocurrido con otros “Juanitos” en fechas recientes, para que su “Juanito Duarte de Ochoa no le salga igual que Rafael Acosta y otros más.

*El Sindicato Mexicano de Electricistas dejó nuevamente constancia de su poder convocatoria y de que llevarán el asunto de la extinción de la empresa Luz y Fuerza del Centro hasta sus últimas consecuencias.
Sindicalistas de la UNAM, Teléfonos de México y otras agrupaciones solidarias con el SME marcharon del Ángel de la Independencia al Zócalo de la ciudad de México, el que consiguieron llenar.

Satisfecho por ello, Martín Esparza reveló que el siguiente paso deberá ser una huelga nacional, basado en el cansancio de las malas decisiones políticas y económicas gubernamentales, según le han expresado millones de mexicanos que los respaldan.

Como siempre en la vanguardia de la marcha del SME y sus simpatizantes se apostaron los diputados federales Gerardo Fernández Noroña y Jaime Cárdenas del PT y Alejandro Encinas del PRD, entre otros
Email: ramonzurita44@hotmail.com
Email: zurita_sahagun@hotmail.com

Temas

Lee También

Comentarios