Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Lunes, 18 de Noviembre 2019
Jalisco | La Arquidiócesis de Guadalajara inició una serie de celebraciones con motivo de que, hace 50 años, México tuvo su primer cardenal

Presentan conferencia sobre el cardenal José Garibi Rivera

Entre los eventos, se anuncia una conferencia sobre la persona del recordado obispo tapatío, que tendrá lugar en la Universidad del Valle de Atemajac

Por: EL INFORMADOR

GUADALAJARA, JALISCO.- La Arquidiócesis de Guadalajara inició una serie de celebraciones con motivo de que, hace 50 años, México tuvo su primer cardenal en la persona de José Garibi Rivera, quien fuera el cuarto arzobispo de Guadalajara.

Entre los eventos, se anuncia una conferencia sobre la persona del recordado obispo tapatío, que tendrá lugar en la Universidad del Valle de Atemajac ( Univa), en la Biblioteca Santiago Méndez Bravo. La conferencia, presentada en el marco de la Cátedra Universitaria Cardenal Garibi Rivera, será impartida por el historiador y sacerdote Armando González Escoto. Se titula “Un obispo del ayer y del mañana”.

José Mariano Garibi Rivera, quien nació en Guadalajara el 30 de enero de 1889, recibió el capelo cardenalicio el 17 de diciembre de 1958 de manos del Papa León XXIII.

Fue el primer cardenal mexicano, lo que por algunos años lo convirtió en el máximo jerarca de la Iglesia Católica en el país, hasta el que el arzobispo primado de México ascendio también a la calidad de cardenal.

Garibi Rivera estudió en el Seminario Diocesano y en febrero de 1912 se ordenó sacerdote en ceremonia presidida por el arzobispo José de Jesús Ortiz. Al año siguiente, impartió clases en el Seminario y llegó a ser prefecto del plantel de menores. Después, el recién nombrado arzobispo de Guadalajara, Francisco Orozco y Jiménez, lo envió a perfeccionarse a Roma, en el Colegio Pío Latino Americano, y en la Universidad Gregoriana.

En 1916 regresó a México, doctorado en Sagrada Teología y bachiller en Derecho Canónico. Estuvo en Estados Unidos, y desde ahí acompañó a Orozco y Jiménez a México, cuando la persecución religiosa. El Gobierno federal los tomó presos, pero fue dejado en libertad. Con los años, sucedió en el cargo a Orozco y Jiménez.

EL INFORMADOR/ JORGE OCTAVIO NAVARRO.

Temas

Lee También

Comentarios