Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Martes, 18 de Septiembre 2018
Jalisco | El cardenal Juan Sandoval cumple 75 años de edad y lleva 14 años al frente de la Arquidiócesis de Guadalajara

La polémica por el donativo de 90 mdp mancha el cumpleaños del cardenal Sandoval

El cardenal Sandoval reitera que los 90 millones de pesos donados por el Gobierno son “asunto de la fundación

Por: EL INFORMADOR

GUADALAJARA, JALISCO.- El cumpleaños 75 del cardenal Juan Sandoval Iñiguez transcurrió la mañana de este viernes enmarcado en la polémica, debido al anuncio hecho apenas el lunes pasado en Casa Jalisco: un donativo oficial de 90 millones de pesos para la construcción del Santuario de los Mártires.

El arzobispo de Guadalajara, quien hoy cumple 75 años y debe por lo tanto, en obediencia al cánon 401 del Derecho Canónico que rige a la Iglesia Católica, presentar su renuncia al Papa Benedicto XVI, reiteró su rechazo a opinar sobre el apoyo económico que el Gobierno de Jalisco hará a la Iglesia local.

Aunque más temprano, antes de las 9:00 de la mañana, se había negado a tratar el punto, después accedió a señalar que “el donativo no es para mi; se lo dieron a una fundación de laicos que se encarga de esa obra”.

Ayer, el vocero de la Arquidiócesis, el presbítero Antonio Gutiérrez Montaño, aseguró que si se encontraba alguna acción ilegal detrás del donativo, lo regresarían porque con éste o sin él, “el Santuario va a construirse”.

El cardenal Juan Sandoval cumple 75 años de edad y lleva 14 años al frente de la Arquidiócesis de Guadalajara, cargo al que fue destinado por el Papa Juan Pablo II después que en 1993 fuera asesinado en el aeropuerto de la ciudad el cardenal Juan Jesús Posadas Ocampo.

Sandoval Iñiguez es el cuarto arzobispo de Guadalajara que ostenta la dignidad del cardenalato; el primer obispo que ascendió a esta posición clerical —y primero en México— fue José Garibi Rivera.

Después de presentar su renuncia al Papa tras cumplir 75 años, el cardenal Sandoval deberá esperar la determinación que adopte el Pontífice, quien bien podría pedirle que continúe al frente de la Arquidiócesis indefinidamente, igual que puede llamarlo a trabajar en Roma, entre sus colaboradores más cercanos.

En caso de dejar la titularidad de la Iglesia en Guadalajara y permanecer en México, el cardenal Sandoval sería arzobispo emérito. En cuanto a su posición como miembro del Colegio de Cardenales, puede ser votante en un cónclave para elegir a un nuevo Papa hasta la edad de 80 años.

Respecto al Santuario de los Mártires Mexicanos, un proyecto que desde el principio ha impulsado el arzobispo, en una primera etapa se pretendía que estuviera terminado en 2004, para albergar los trabajos del Congreso Eucarístico Internacional que tuvo lugar en Guadalajara en octubre de ese año.

La Iglesia Católica local ha debido encarar numerosos obstáculos para llevar adelante este gran proyecto, que además fue modificado para reducir las dimensiones del edificio religioso que, pese a todo, será uno de los más grandes del mundo católico.

Desde 2002, los millonarios donativos que se presumía, llegarían de diferentes países del mundo, jamás se consiguieron e incluso, tomó fuerza el rumor —varias veces rechazado— de que el entonces rector del Santuario, monseñor Óscar Sánchez Barba, había sido sujeto de un fraude.

Posteriormente, tras reconocerse la imposibilidad de edificar el Santuario para tenerlo terminado en 2004 y habiéndole retirado a Sánchez Barba la responsabilidad, se confrontó el escabroso proceso de la solución en la herencia de la familia Aguilar Valencia, propietaria del predio de poco más de 16 hectáreas en el Cerro del Tesoro donde se levantará el gigantesco templo.

El terreno había sido “prometido” en donación, pero los hermanos Aguilar Valencia, en conflicto judicial por la herencia, no podían entregar legalmente el terreno.

Pasado este problema, a la par se constituyó la fundación pro construcción del Santuario, que se encargó de negociar y pagar las deudas que había contraído la Iglesia con numerosas empresas, y hasta febrero del año 2007 se anunció oficialmente el reinicio de las obras de construcción.

Aunque el cardenal Sandoval reitera que los 90 millones de pesos donados por el Gobierno son “asunto de la fundación”, él mismo es quien la encabeza como autoridad máxima de la Iglesia tapatía.

De acuerdo con los más recientes datos proporcionados por la misma Arquidiócesis, la edificación del Santuario tendrá un costo global de dos mil millones de pesos y estará concluido en cuatro años, es decir en 2012.



EL INFORMADOR / Jorge Octavio Navarro
28-03-2008 12:35 LNA

Temas

Lee También

Comentarios