Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 22 de Febrero 2019
Internacional | Guantánamo

Barack Obama restablece los tribunales militares

La CIA responde a acusaciones de la jefa de legisladores

Por: EL INFORMADOR

WASHINGTON.- Aunque de forma limitada y en mejores condiciones legales, el presidente afroestadounidense, Barack Obama, anunció el restablecimiento de las Comisiones Militares en Guantánamo, un sistema de Justicia extraordinario denunciado por las organizaciones de derechos humanos y criticado por el propio mandatario durante la campaña electoral.

Esta polémica decisión ha sido justificada como la única solución para poder cerrar la prisión en la base de Cuba y procesar a los presos más peligrosos.

Las Comisiones Militares, unos tribunales inventados por la Administración de George W. Bush y aprobados por el Congreso en 2006, sólo juzgarán, según portavoces oficiales, a unos 20 presos considerados de alta peligrosidad. El resto de los detenidos serán trasladados a otros países, puestos en libertad o juzgados por tribunales ordinarios estadounidenses.

El Gobierno no ha querido presentar a los detenidos más significados ante la justicia ordinaria por miedo a que los casos les fuesen rechazados por el hecho de que las únicas pruebas aportadas fueran obtenidas por medio de torturas o gracias al trabajo de agentes secretos.

El restablecimiento de las Comisiones Militares ha sido aplaudido por la oposición republicana y criticado por los grupos cívicos y humanitarios. “Ésta es una buena oportunidad de volver a endurecer nuestra política sobre los detenidos”, declaró el senador republicano Lindsey Graham.

“Es decepcionante que Obama reviva un experimento fallido en lugar de ponerle fin”, manifestó, por el contrario, un portavoz de la Unión Americana de Libertades Civiles.

Obama pretende atemperar las críticas con una serie de medidas que tratan de mejorar el sistema. Entre éstas, según un comunicado del presidente --ayer no quiso comparecer en público para explicar su decisión-- están el rechazo de las pruebas obtenidas mediante malos tratos (incluido el ahogamiento fingido), la autorización de que el preso elija a su propio abogado militar, la protección a los presos que se nieguen a declarar y la restricción del número de testimonios indirectos que pueden presentarse contra los acusados.

Ésta última es una condición muy importante puesto que la mayor parte de los pruebas aportadas contra los únicos tres procesados hasta la fecha eran versiones de segunda mano. (El País)

PROMESA.- Presos rezan en el patio de ejercicio del Campamento 4 de la Base de Guantánamo, Cuba. El presidente Barack Obama intenta cumplir con su promesa de que la prisión esté cerrada en enero de 2010. Hasta entonces, los procesos judiciales se llevarán a cabo en las instalaciones que fueron especialmente construidas allí para ese fin.
AP

Giro a la derecha
Cuando Barack Obama era senador por el Estado de Illinois, votó en contra de la creación de las Comisiones Militares cuando el entonces presidente de Estados Unidos, George W. Bush, presentó la propuesta ante el Senado a mediados de 2006.
En aquel entonces, Obama no sólo se opuso al proyecto de la Casa Blanca sino también expresó su deseo de que la ley fuese revocada por el Tribunal Supremo.

Tal era la oposición de Barack a la iniciativa de Bush, que antes de que se aprobara la polémica iniciativa, trabajó con otros senadores, incluso varios republicanos, para tratar de sacar adelante una versión alternativa, más moderada que la que finalmente fue aprobada.
Posteriormente, durante la campaña electoral, el candidato Obama denunció en varias ocasiones los procesos de Guantánamo como “un sistema defectuoso de comisiones militares que no ha conseguido condenar a ningún sospechoso de terrorismo desde el S-11 y que está acosado por los desafíos legales”. (EL INFORMADOR/El País)

Tortura
La CIA responde a acusaciones de la jefa de legisladores

WASHINGTON.- El director de la Agencia Central de Inteligencia (CIA, en inglés) defendió a la organización contra la acusación de la presidenta de la Cámara de Representantes Nancy Pelosi, quien dijo que fue engañada en 2002 sobre el uso de tortura por parte de militares estadounidenses.

No obstante, el titular Leon Panetta señaló que a fin de cuentas corresponde al Congreso decidir cuál es la verdad.
“Permítanme ser claro. No es nuestra política o nuestra práctica engañar al Congreso”, escribió Panetta en un mensaje a los empleados de la agencia que fue revelado públicamente. “Ello es contrario a nuestras leyes y nuestros valores”.

Al referirse a las aseveraciones de Pelosi, Panetta apuntó: “El debate político sobre interrogación alcanzó ayer un nuevo nivel de decibeles”.

La refutación de Panetta fue mucho más mesurada que un contraataque de los republicanos contra Pelosi.
“Pienso que sus acusaciones contra nuestros combatientes de terroristas son irresponsables y, según los registros de la CIA, la presidenta Pelosi fue informada sobre lo que se había realizado”, enfatizó el senador Kit Bond de Missouri, el republicano de mayor jerarquía en el Comité de Inteligencia del Senado.

Pelosi afirmó que informes de la agencia la engañaron en el 2002 respecto del uso de una técnica ilegal de interrogatorio en la que se simula ahogar con agua al interrogado. (AP)

Temas

Lee También

Comentarios