Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Lunes, 18 de Febrero 2019
null
Jalisco

Fracasa plan para evitar pérdidas de agua

Ante lo viejo del sistema y el robo, 33% del volumen extraído por el SIAPA no se facturó el año pasado
 

El Informador

La pasada administración del Sistema Intermunicipal de Agua Potable y Alcantarillado (SIAPA) fracasó en su intento de reducir las pérdidas de agua en la metrópoli. El organismo mencionó en su plan institucional 2014-2018, que uno de sus objetivos era mejorar la eficiencia física; es decir, el volumen extraído contra el facturado. Sin embargo, en los últimos cuatro años, las pérdidas de agua representaron 33% del volumen extraído por el SIAPA. La cifra significa un aumento comparado con 2013, cuando registraron 28 por ciento.

En las proyecciones anuales del plan institucional se planteaba mantener el porcentaje de 2013, por lo menos, pero no se cumplió.

El organismo contestó vía Transparencia que el cálculo incluye fugas visibles y ocultas, tomas irregulares o clandestinas, así como medidores que no funcionan.

Durante 2018, la ciudad recibió un promedio de 10 metros cúbicos por segundo, de acuerdo con datos del organismo (del Lago de Chapala se abasteció con 58%). Sin embargo, el déficit actual es de 5.15 metros cúbicos por segundo, según el estudio “Costo-beneficio de las acciones para dotar de más agua a la Zona Conurbada de Guadalajara”.

Antonio Gómez Reyna, académico de la Universidad de Guadalajara, expresa que, antes de pensar en traer más agua a la ciudad, es prioritario reparar las redes para desperdiciar lo mínimo. “Que se hable de una eficiencia de entre 60% y 70% quiere decir que no se opera como se debe. Mientras más grande se haga el sistema se tendrán mayores fugas y tomas clandestinas de personas que se conectan directo a la red, además de las fallas hidráulicas”.

Según el manual de “Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento” de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), “un proyecto de incremento de oferta de agua no puede ser concebido si no existe un programa que permita la reducción de las pérdidas físicas”. El organismo federal recomienda una disminución de hasta 25% en este problema, “dependiendo de la localidad y el nivel actual de pérdidas”.

Desde la pasada administración se identificó que la renovación de las redes de agua y alcantarillado tenía un costo de más de 10 mil millones de pesos, principalmente por la antigüedad de las redes en el Centro Histórico de Guadalajara. Es lo que detona las fugas.

Otro problema es que el consumo diario por habitante es de 207 litros al día, cuando la Organización Mundial de la Salud recomienda 150.

Este medio buscó entrevista con el nuevo titular del SIAPA, Carlos Torres Lugo, para conocer sus proyectos al respecto, pero no hubo respuesta.

En Guadalajara, el consumo diario por habitante es de 207 litros al día, cuando la Organización Mundial de la Salud recomienda 150. EL INFORMADOR/Archivo

Atienden 32 fugas al día en la metrópoli

El SIAPA informa que, en 2018, atendió un promedio de 32 fugas de agua al día entre los municipios de Guadalajara, Zapopan, Tlaquepaque y Tonalá. El año pasado, los cuatro municipios sumaron 11 mil 830 desperfectos.

Zapopan concentra el mayor número de fugas, con un promedio de 11 atenciones diarias. Le sigue Guadalajara, con una media de nueve.

“Fueron cinco días y nadie venía. La verdad sentía muy feo ver toda el agua tirándose. Y pensar que hay gente que no tiene agua”, cuenta Ana Alvarado sobre una fuga de agua en la colonia Lomas de Tabachines, en Zapopan.

La señora explica que, entre varios vecinos, llamaron al Sistema Intermunicipal de Agua Potable y Alcantarillado (SIAPA) porque no reparaban el desperfecto.

Enrique Osuna menciona que en la avenida Ángel Leaño, en el mismo municipio, suman varios días con otra fuga. “Yo trabajo en una de las empresas ubicadas por esta calle y seguido se ve que se tira el agua. Y es agua limpia que se podría utilizar para otras actividades”.

En municipios como Tlajomulco, donde los habitantes aún no están incorporados al SIAPA, también hay fugas frecuentes. Jaqueline Hernández indica que el asunto es “muy desesperante” porque hay muchos habitantes que reciben el servicio de forma limitada.

“En mi fraccionamiento a cada rato la quitan, pero no con el SIAPA, es el municipio. El problema son las llaves donde se estacionan los carros: con poquito que les pegues sale una fuga grande”.

Por su parte, el área de Comunicación de Zapopan informó que, del 2 de enero al 7 de febrero de 2019, ha recibido 543 reportes por fugas de agua (15 diarios, en promedio).

“Cuando se detectan fugas, el saneamiento y la solicitud de pipas son los reportes que se atienden, incluyendo los que canalizamos con el SIAPA. Es importante señalar que una de las principales causas que genera las fugas es que las redes hidráulicas tienen una vida útil rebasada, pues algunas datan de hace 80 años”, contesta la alcaldía.

Ante las tomas clandestinas y el robo de agua, el Ayuntamiento invita a la ciudadanía a realizar sus denuncias a través de plataformas como Ciudapp, así como en el número 2410-1000.

“Si se reportan a través de los encargados de los pozos se hace un apercibimiento y se invita a que se regularicen; de lo contrario, se procederá a clausurar con un reductor. No se puede cortar el flujo de manera definitiva”, añade la autoridad.

GUÍA

Las fuentes de abasto

  • El incremento de extracción de agua subterránea formó parte de los cinco objetivos principales del plan institucional de la pasada administración del SIAPA. Los otros cuatro indicadores fueron: mejorar las redes de conducción, aumentar la distribución del agua potabilizada, mejorar los servicios de drenaje y optimizar el manejo de aguas pluviales.
  • En el informe anual de desempeño respecto a los indicadores de 2017, que el organismo entregó vía Transparencia (es el estudio más actualizado), se menciona que fallaron en el objetivo de “incrementar la disponibilidad y el acceso al agua subterránea en la metrópoli para complementar la dotación en caso de ser necesario”.
  • La meta era extraer 3.16 metros cúbicos por segundo, pero se logró obtener 2.72 metros cúbicos por segundo. La justificación se debió a que las acciones se habían realizado entre 2014 y 2016.
  • En el reporte de 2016 se acentuó que para mitigar el déficit de abasto se realizaron actividades de perforación, equipamiento e interconexión de 17 pozos, rehabilitación de 15 pozos, además del equipamiento de seis pozos más y sus respectivas líneas de interconexión, con una inversión de 63.44 millones de pesos.
  • Destacaron que el gasto obtenido a la conclusión de las acciones fue de mil 339 litros por segundo, “lo que permitirá incorporar un gasto adicional de 367 litros por segundo, con lo que de forma global se benefician cerca de 580 mil habitantes”.
  • En la eficiencia física, que tiene que ver con el desperdicio, plantearon mejorar cobertura en medición y disminuir fugas de agua.
  • Para evitar fugas, el SIAPA documentó la adquisición de 36 bombas sumergibles, 36 variadores de frecuencia, dos sistemas para la detección de fugas, cuatro camiones cisterna y un transformador, con una inversión de 42.94 millones de pesos.

LAS VOCES DE LOS EXPERTOS

“Ni obras ni acciones”

Luis Gabriel Torres (investigador del CIESAS)

“No hay obras ni acciones para resolver el problema del desperdicio en la red de distribución”, resalta el investigador Luis Gabriel Torres.

Recuerda que en el Área Metropolitana de Guadalajara hay muchos volúmenes que no son aprovechados, como la presa de Poncitlán.

“Hay tres canalizaciones de agua importantes: una que va para el distrito de riego que llega cerca de Atequiza. Otra que se va a Las Pintas y se canaliza a la planta de Miravalle. Y lo que sigue por el río Santiago, que son volúmenes muy importantes (se proyectó que aprovecharían este líquido por parte de la Comisión Nacional del Agua, pero no se concretaron las obras)”.

Remarca que, a esas fuentes, se les debe sumar acciones como el tratamiento de aguas residuales y el uso de agua de lluvia.

“Hacer grandes obras y proyectos de captación de agua de lluvia es complicado, pero se puede empezar en varias colonias”.

Recalca que es necesario reforzar la cultura del ahorro, con inodoros y regaderas de menor consumo, así como otro tipo de políticas que han dado resultados en ciudades como California, en Estados Unidos.

“Hay muchas maneras de resolver el problema, sin necesidad de apostarle a la presa El Zapotillo, al río Verde. Son aguas muy comprometidas, peleadas por Aguascalientes, Guanajuato o Los Altos de Jalisco”.

En Guadalajara, Zapopan, Tlaquepaque y Tonalá se registraron 11 mil 830 fugas el año pasado. Un promedio de 32 diarias. EL INFORMADOR/Archivo

“Presión daña tuberías”

Antonio Gómez Reyna (académico de la UdeG)

Antonio Gómez Reyna recuerda que en la ciudad hay redes de agua y alcantarillado con más de 100 años de antigüedad. “Están afectadas por una reacción química, sobre lo que es el tubo. Se va generando oxidación y un sarro que va bloqueándolas. Al aumentar la presión, las tuberías no aguantan”.

Considera que es relevante el dato preciso del agua no contabilizada por parte del SIAPA, pero recalca que durante varios años la cifra de pérdidas se ha calculado en 40 por ciento.

“La red es obsoleta principalmente en el Centro de la ciudad. Hay tuberías verdaderamente antiguas, válvulas que fallan… la vibración continua por el paso del tránsito pesado también afecta”.

Menciona que, cuando se hacen obras importantes, también generan problemas en las redes, ya que solamente se reparan las que están dentro del proyecto, en el mejor de los casos. A veces olvidan hacer el cambio y después vuelven a levantar el concreto. “Eso pasa por falta de criterio, por poner a gente que no conoce el tema. En ocasiones, en los proyectos hacen parches y van haciendo que sea más costosa la reparación”.

Aunque se han realizado diferentes cálculos del costo que tendría reparar toda la red del SIAPA, el especialista en temas hídricos explica que depende de la técnica que se utilice. “Hay unas máquinas que perforan desde afuera, pero es muy dilatado. El punto básico es que las tuberías las ponen sobre el rodamiento, en lugar de las laterales, entonces mientras más antigua sea la tubería, más fácil fallará”.

Añade que se debe volver a reclasificar el agua potable, ya que a veces es el mismo sistema el que se utiliza para el uso comercial, urbano o para las áreas verdes.

Se suman 82 mil 990 cuentas; la mayoría tiene servicio medido

El SIAPA cerró el año pasado con un millón 201 mil 959 cuentas, lo que significa un incremento de 82 mil 990 usuarios comparado con 2014. Del total, 985 mil 774 cuentas tienen servicio medido; el resto, cuota fija.

Durante la pasada administración se informó que se incorporaron 441 fraccionamientos o colonias a la red del SIAPA, con un estimado de 500 mil beneficiarios.

Este medio publicó en octubre de 2018 que el sistema brinda servicio a 445 colonias de Guadalajara, 726 de Zapopan, 298 de Tonalá y 292 de San Pedro Tlaquepaque.

En noviembre de 2017 se anunció un convenio para la incorporación de Tlajomulco al SIAPA, lo que beneficiaría a 300 mil habitantes. El municipio se abastece mediante un sistema de 172 pozos profundos. “Este acuerdo provocará que, a futuro, lleguen al municipio más de mil 100 litros por segundo de agua, que es el planteamiento total”, indicaron las autoridades.

Sin embargo, en octubre del año pasado se confirmó que, en 2019, se abastecería de forma permanente a las colonias. Actualmente, colonias como Los Agaves, Silos, Rancho Alegre y La Alameda reciben agua solamente tres días a la semana, en promedio.

Las pasadas autoridades respondieron que, con el proyecto, se daría abasto a 500 colonias del municipio, aunque quedarían 90 fraccionamientos fuera de la red. Se buscó actualizar la información del avance, pero no hubo respuesta a la solicitud de entrevista. En 2017  también anunciaron la incorporación de 65 colonias de Zapopan a la red del SIAPA. El director de Gestión Integral del Agua y Drenaje de Zapopan, Héctor Chaires Muñoz, indicó en noviembre pasado que faltaba dar de alta a 29 colonias.

Se solicitó una nueva entrevista para actualizar la información sobre el proyecto, pero tampoco hubo respuesta. El área de Comunicación del Ayuntamiento zapopano contestó al respecto que “se hará un anuncio importante en los próximos días”.

Observatorio pide precisión en datos

Guillermo Márquez Gutiérrez, coordinador del Observatorio Ciudadano para la Gestión Integral del Agua, recalca que para disminuir el agua no contabilizada es fundamental tener exactitud del estado de la red y la ubicación de las principales zonas donde se detectan las fugas, si son repetitivas o no. “Si tiene el orden de mayor antigüedad, se pueden ir sustituyendo así. Son datos que no se conocen con precisión, entonces eso fomenta la ineficiencia”.

Acentúa que es bueno considerar fuentes alternas de abastecimiento, pero el primer paso es reducir al máximo las fugas porque sigue siendo un volumen importante. Y subraya que llama la atención que en Zapopan se detecten más fugas que en Guadalajara.

“Habrá que ver si se concentran en Centro Histórico, que es la red más vieja. O puede deberse a malos procesos constructivos, asentamientos que originen las fallas en las tuberías. Por eso es necesario y conveniente conocer de manera precisa qué está sucediendo”.

Indica que otra arista es aprovechar el agua de los manantiales que se descarga a los drenajes, así como el reuso. “¿Cómo es posible que el agua denominada como potabilizada, se utiliza para riego, en jardines, camellones o parques?”.

Explica que también podrían sustituir o modificar los tanques de llenado de agua en los inodoros, “eso permite ahorrar muchos millones de litros cúbicos, que no necesariamente tendrían que correr a cargo del erario. Se podría vincular con el pago del impuesto predial, con un descuento. Son situaciones que no se dan porque las políticas públicas no se manejan de forma trasversal. Cuando se habla de una gestión integral del agua debe ir acompañada de acciones concretas”.

LA PROMESA

Sobre el abasto de agua, Enrique Alfaro detalla que la apuesta es trabajar con la Comisión Nacional del Agua en el proyecto El Purgatorio, además reiteró que apoya la cortina a 80 metros en la presa El Zapotillo y que no permitirá obras de trasvase a León, hasta que se renegocien los convenios de distribución del agua y se garantice el líquido para Jalisco.

También buscará la renovación de la red de abastecimiento del SIAPA e impulsará una reingeniería completa.

CLAVES

Redes de agua

Registro. Los datos de colonias o zonas con mayor número de fugas de agua no se registran en una base de datos electrónica, sólo se anotan en las bitácoras diarias de trabajo a través de los centros operativos, contestó el SIAPA.

Reservada. Por cuestiones de seguridad, el Ayuntamiento de Zapopan clasificó como reservada la información relacionada a la infraestructura de las redes de agua potable y alcantarillado, en la que se publique la localización de las mismas (planos, mapas y trayectoria). Justificó que en las redes de agua potable y alcantarillado se puede apreciar la ubicación de tuberías y conexiones que conforman la red de agua potable, lo que puede propiciar un mal uso, “como envenenamientos masivos por vertimiento de sustancias tóxicas, daños estructurales, robo material, vandalismo, falta de suministro de agua potable, contaminación ambiental o cualquier tipo de terrorismo”.

Caducidad. Este medio publicó, en abril de 2016, que de tres mil 457.9 kilómetros de líneas para el servicio de agua potable en Guadalajara, dos mil 544.1 deben ser sustituidos por tener una antigüedad de entre 31 y 80 años. Se tenían detectadas redes caducas en 154 colonias. Algunas de las más delicadas son: Centro, Americana, Analco, Capilla de Jesús, La Loma, Moderna, Sagrada Familia, Belisario Domínguez, La Perla, Balcones de Oblatos, Del Fresno, Jardines de los Arcos y Lomas del Paradero, entre otras.

Desperdicio. La Comisión Nacional del Agua indica que el concepto de agua no contabilizada incluye todo lo referente a las pérdidas físicas ocasionadas por fugas, usuarios clandestinos, errores o falta de medición. “Salvo que un estudio haya determinado las fugas en las tomas domiciliarias y en las líneas de conducción mediante muestreos y mediciones, es muy difícil poder desglosar este valor. Por lo anterior y con fines de proyección se considera este porcentaje, que corresponde a la diferencia entre el volumen producido en las fuentes contra el volumen facturado; es decir, el consumido por los diferentes usos en la ciudad”.

La antigüedad de las redes se evidencia en la aparición de socavones en la ciudad. EL INFORMADOR/Archivo

TELÓN DE FONDO

Reparan nueve socavones al día

Además de las fugas de agua, la antigüedad de las redes en la metrópoli provoca la proliferación de socavones.

Por ejemplo, el SIAPA reportó que entre 2010 y 2017 atendió 26 mil 214 socavones. La cantidad significó un promedio de nueve al día durante 2017.

A diferencia de los baches, es más riesgoso para los ciudadanos caer en un hoyanco, ya que estos tienen una mayor profundidad. Además, estos salen de manera repentina. Por ejemplo, una pipa con 12 mil litros de gas LP cayó en un socavón en el cruce de las calles Bandera Nacional y Territorio Nacional, en la colonia Conjunto Patria (en Zapopan), el 26 de octubre de 2018.

Otro evento sucedió el 5 de noviembre de 2018, en la colonia Providencia de Guadalajara, en la calle Córdoba. El hoyanco fue causado por una fuga. El anterior titular del SIAPA, Aristeo Mejía Durán, reconoció que seguirían los hundimientos, debido a que se necesita reparar la red de forma integral.

En el periodo analizado por este medio, el sector Hidalgo (Norponiente de la metrópoli) tuvo siete mil 957 intervenciones.

Los hundimientos significaron un mayor gasto para el SIAPA. En 2017, por ejemplo, se asignaron 134.2 millones de pesos para las reparaciones por estas causas.

Sigue: #DebateInformador

¿En su colonia son continuas las fugas de agua o socavones?

Participa en Twitter en el debate del día @informador