Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 21 de Septiembre 2018
Entretenimiento | 125 aniversario de Orozco

La Universidad de Guadalajara se une a los festejos

El Paraninfo Enrique Díaz de León fungió ayer como el escenario para realizar un homenaje más al muralista

Por: EL INFORMADOR

GUADALAJARA, JALISCO.- Con unas palabras para recordar al oriundo de Zapotlán el Grande y música de la Orquesta de Cámara Blas Galindo, la Universidad de Guadalajara (UdeG) se sumó a los festejos por el 125 aniversario del nacimiento del muralista jalisciense José Clemente Orozco con un homenaje realizado el medio día de ayer en el Paraninfo Enrique Díaz de León, en el que se reunieron algunos de los familiares del creador -su hijo entre ellos, Clemente Orozco Valladares-, además de autoridades de dicha casa de estudios.

De entrada, el rector del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño (CUAAD) de la UdeG, Mario Alberto Orozco Abundis, encomió la obra del muralista nombrándolo “el Goya mexicano, gigantísimo como el tamaño de su genio”, para después destacar en su personalidad el rasgo de alguien que “puso el arte al servicio de su emoción”. Agregó que se trata de un creador que fue “poseedor de un realismo ferozmente impresionista; definió al muralismo como la forma más fuerte de la cultura, ya que su obra fue hecha para el pueblo”.

Según expresó Orozco Abundis, la “síntesis de su gran sensibilidad social” la atestiguan diversos recintos del país en los que el artista plasmó su obra -el sitio donde se realizó el homenaje entre ellos-. De su andar al lado de los “grandes” de este movimiento que tuvo gran auge a mediados del siglo pasado en el país -recordó, a Siqueiros, el Doctor Atl y a José Guadalupe Posadas, de quien adquirió sus primeras influencias- dijo que el resultado, además de los dotes artísticos del muralista, es “el retrato de de hombres que luchan por la libertad”.
Por su parte, Clarisa Farías, nieta del homenajeado que se ha dedicado a la investigación y difusión de la obra del muralista durante las últimas dos décadas, esbozó una biografía de su abuelo desde sus primeros años haciendo hincapié en los estímulos ambientales (el fuego) que lo marcarían y que se convertirían en elementos constantes de sus murales.

Haciendo un recorrido por los lugares más significativos en los que se encuentran los murales de Orozco -desde los que se encuentran en Guadalajara hasta aquellos que el artista realizó en Nueva York, en Estados Unidos-, Farías calificó la factura del trabajo monumental de una “destreza y magnificencia que nadie ha logrado. Tenía una sólida preparación técnica y una memoria retentiva visual excepcional”.

Para concluir, destacó los amplios conocimientos del creador acerca de matemáticas y arquitectura, pues con la conjugación de estas dos disciplinas logró “una expresión plástica integral” que no necesitaba de un amplio bagaje cultural para ser interpretada.

El homenaje concluyó con la participación de la Orquesta de Cámara Blas Galindo en acompañamiento del chelista Issac Ramírez.

Temas

Lee También

Comentarios