Domingo, 23 de Junio 2024

Restricciones para inhibir consumo de tabaco no sirven; consumidores dicen fumar más

Las prohibiciones han cambiado el comportamiento de los consumidores, sin que esto signifique que dejaron los cigarrillos

Por: Paola Mendoza

Los fumadores ya no compran cajetillas, sino cigarros sueltos, sin dejar el hábito totalmente. EFE/H. Simanjuntak

Los fumadores ya no compran cajetillas, sino cigarros sueltos, sin dejar el hábito totalmente. EFE/H. Simanjuntak

Desde el pasado 15 de enero entraron en vigor las nuevas disposiciones de la Ley General para el Control de Tabaco, las cuales implican nuevas restricciones y sanciones para fumadores, además de establecimientos públicos, tabacaleras y distribuidores.

Las prohibiciones para fumar dentro de restaurantes, bares y espacios públicos han cambiado el comportamiento de los consumidores, sin que esto signifique que dejaron los cigarrillos.

“Yo siento que ahora fumo más, porque como ya no te dejan fumar dentro de muchos lugares, antes de salir de mi casa o incluso antes de llegar a los lugares me echo uno más”, aseguró Juan Pablo Pérez.

TAL VEZ TE INTERESE: Enfermedades cardiovasculares y respiratorias, principales padecimientos de fumadores

El joven de 29 años de edad refirió que comenzó a consumir tabaco a los 16 años de edad cuando el fumar todavía era considerado como algo “cool”, mientras que ahora percibe que la gente en las calles lo miran con reproche cuando enciende un cigarro.

Cassandra Armas, joven de 25 años de edad que tiene ocho años fumando, concordó con Juan Pablo al señalar que ahora cuando prende un cigarro mientras camina por la calle o dentro de espacios públicos la gente a su alrededor llega a molestarse por la acción.

“A mí a veces me da pena, porque la verdad es que sí hay lugares en los que no te dicen nada por fumar, a lo mejor no te dan un cenicero pero no te lo prohíben, entonces cuando empiezo a fumar veo cómo otras personas me ven mal o hasta empiezan a criticarme”.

TAL VEZ TE INTERESE: Cultivemos alimentos, no tabaco: el pedido de la OMS a los gobiernos

Afirmó que las restricciones no han contribuido a que su consumo de tabaco disminuya,pues continúa fumando en la calle, en su casa y cuando conduce su vehículo, “lo único que cambió es que me tengo que salir de los lugares para echarme un cigarro, pero fumo y me regresó con mis amigos”.

Para Aylin Silva el panorama es el mismo. La programadora de 32 años de edad comentó que las restricciones para fumar en comercios establecidos no han surtido efecto en la reducción de su consumo de cigarrillos, lo que no fuma dentro de establecimientos lo repone en otros espacios.

Sin embargo, reconoció que su compra de cajetillas de cigarros ha ido a la baja debido a que ya no carga con ellas para todos lados. Apuntó que ahora su consumo se ha centrado en cigarrillos sueltos que consigue en tiendas de abarrotes, práctica que también está prohibida. 

JM

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones