Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 15 de Diciembre 2017
Internacional | Los rebeldes utilizaron a varios habitantes de Kunduz como escudos humanos

EU admite muerte de 33 civiles afganos en choques con talibanes

Los rebeldes utilizaron a varios habitantes de Kunduz como escudos humanos en los enfrentamientos
Varios organismos y entidades, entre ellos la misión de la ONU en Afganistán, exigieron una investigación independiente sobre el hecho. AP / N. Rahim

Varios organismos y entidades, entre ellos la misión de la ONU en Afganistán, exigieron una investigación independiente sobre el hecho. AP / N. Rahim

KABUL, AFGANISTÁN (12/ENE/2017).- Tropas afganas y estadounidenses mataron a 33 civiles en noviembre pasado en Kunduz, en el norte de Afganistán, durante un combate con talibanes en el que éstos utilizaron a las víctimas como escudos humanos, indica una investigación difundida hoy por las tropas de EU en este país.

"La investigación determinó, lamentablemente, que 33 civiles murieron y 27 resultaron heridos", señaló la misión militar estadounidense en Afganistán en un comunicado, al destacar que sus tropas y las afganas actuaron en defensa propia frente a los talibanes y de acuerdo a las normas de combate.

El comandante de la misión militar estadounidense, general John Nicholson, indicó que los talibanes "decidieron esconderse entre los civiles y entonces atacar a las tropas afganas y estadounidenses".

De acuerdo al relato estadounidense, entre el 2 y el 3 de noviembre, tropas afganas con un "pequeño efectivo" estadounidense en tareas de asistencia lanzaron una operación contra los líderes talibanes responsables del ataque que había tenido lugar un mes antes a la capital provincial de Kunduz, que fue tomada por unos días por los insurgentes.

Las "tropas amistosas", como se denomina en el comunicado al contingente afgano-estadounidense, llegaron a la aldea de Boz, en Kunduz, donde se enfrentaron con talibanes escondidos en varios edificios de civiles.

"A medida que el combate avanzó y las tropas amistosas empezaron a sufrir bajas por los talibanes, las tropas afganas y estadounidenses se vieron forzadas a pedir apoyo aéreo", indicó.

"La investigación concluyó que los elementos aéreos estadounidenses emplearon el menor uso de fuerza exigido para neutralizar varias amenazas desde los edificios civiles y proteger a las tropas amistosas" y que "no se vio ni se identificó a ningún civil en el curso de la batalla", se indica en la nota.

Agregó que los civiles "probablemente" estaban dentro de las viviendas desde las que disparaban los talibanes y afirmó que, además, un depósito de armamento fue alcanzado y explotó, lo que también pudo producir víctimas civiles.

Para el Ejército estadounidense la operación se realizó de acuerdo a las normas y señaló que en aquel combate fallecieron dos soldados de EU y tres comandos afganos.

"Me gustaría asegurarle al presidente (Ashraf) Gani y al pueblo de Afganistán que tomaremos todas las medidas posibles para proteger a los civiles afganos", indicó en el comunicado Nicholson, también jefe del operativo de la OTAN en el país.

En noviembre, tras el ataque, varios organismos y entidades, entre ellos la misión de la ONU en Afganistán (UNAMA), exigieron una investigación independiente sobre la matanza.

El jefe de la UNAMA, Tadamichi Yamamoto, calificó entonces de "inaceptable" la matanza de civiles y destacó que las fuerzas internacionales deben tomar todas las medidas posibles para evitar bajas entre la población, "incluyendo un análisis completo del contexto en los bombardeos".

Estados Unidos mantiene ocho mil 400 soldados en Afganistán, alrededor de dos mil de ellos como parte de la misión antiterrorista estadounidense en el país y el resto integrados en la misión de la OTAN que da asistencia y capacitación a las tropas afganas.
 

Temas

Lee También

Comentarios