Lunes, 24 de Junio 2024

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

Ya van cinco años y aún no puede

Por: Daniel Rodríguez

Ya van cinco años y aún no puede

Ya van cinco años y aún no puede

A las críticas de los expresidentes Felipe Calderón y Ernesto Zedillo, quien señalaron que el golpeteo al Poder Judicial por parte del presidente López Obrador es un “golpe directo a la democracia” y de que México “está en peligro y es una democracia a punto de caer” -que el lunes abordamos en este espacio-, este lunes se agregó la voz de la magistrada electoral Janine Otálora, quien dijo, “hoy vivimos más una imposición...esta polarización política no implica exclusivamente arremeter contra el rival, que es lo que sería lógico, sino también contra todas las instituciones que son un contrapoder, justamente, y que son los poderes judiciales”. Este comentario lo hizo en el Foro Internacional, Estado de Derecho, Justicia Abierta y Elecciones que organiza la UNAM y al que asisten representantes del poder judicial de casi 50 países.

La magistrada Otálora advirtió que se viven tiempos “de imposición, autoritarismo, polarización y descrédito a las instituciones autónomas”, donde los tiempos de conciliación y diálogo efectivo no llegan. En lugar de buscar la “conciliación, se ha convertido en una polarización. “Se dejó atrás el diálogo, la tolerancia y el acuerdo...y se sustituido por la exclusión y en muchos casos la violencia. Se trata de descalificar primero a la persona juzgadora y posteriormente cada una de sus decisiones y de sus actos”.

Y a la corriente de críticas en contra del presidente por su posición agresiva en contra del Poder Judicial, salió a su defensa Claudia Sheinbaum -la aspirante de Morena a la presidencia-, quien irónicamente dijo “Zedillo nos viene a hablar de qué está en riesgo la democracia del país, que es lo eso que le puede pasar a Mexico, y saben que les contestamos, que la democracia es el poder del pueblo, y eso es lo que está haciendo el presidente López Obrador y eso es lo que vamos a hacer durante el periodo que nos toque gobernar”, asumiendo con esto último que ella será la nueva inquilina de Palacio Nacional. Mientras que a Calderón le dijo “espurio...trajo la guerra y que lo peor que tenía México era el narcotráfico y había que combatirlo...y resulta que hoy nos enteramos que al que puso de responsable de la guerra contra el narco estaba aliado con un grupo y que recibía dinero del narcotráfico”. El mismo argumento, mensaje, razonamiento y juicio de quien la puso en la candidatura y que desde hace muchos meses escuchamos todas las mañanas desde el púlpito de la verborrea.

Hace casi cinco años -noviembre 28 de 2019-, el diario español El País publicó un artículo titulado ‘La guerra soterrada de López Obrador por el poder judicial’, que en su primer párrafo destacaba, “Entre todas las cruzadas que se ha propuesto en este primer año de gobierno Andrés Manuel López Obrador, hay una que se ha librado soterradamente. El sistema judicial, como otros estamentos en México, está permeado por la corrupción. Bajo esa premisa, en el marco de la autodenominada Cuarta Transformación, el entorno más próximo a López Obrador ha decidido acometer una limpieza que le permita, con el paso del tiempo, contar con un poder judicial más favorable, uno que eventualmente no pueda frenar sus reformas”. Y ya van cinco años y aún no puede -afortunadamente-.

¿Usted, qué opina?

Daniel Rodríguez

daniel.rodriguez@dbhub.net

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones