Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Viernes, 21 de Septiembre 2018

Ideas

Ideas |

Un México responsable

Por: Julio Madrazo

Un México responsable

Un México responsable

Han pasado 10 días de la elección el 1º de julio, y hasta ahora la transición política tendría en mi opinión un 10 de calificación por lo que hace a cómo han venido actuando Andrés Manuel López Obrador, futuro Presidente de México y su equipo. Si tuviera que resumir el tono, el contenido de las declaraciones y la actitud que hemos visto desde la noche del 1º de julio hasta hoy, la palabra sería “responsable”:  Una persona que pone cuidado a lo que hace o decide. Que actúa con sentido o conciencia.

La definición es clara y parece poca cosa, pero no lo es. El cambio de raíz que el país eligió, la Cuarta Transformación, bien debería empezar con el simple pero fundamental hecho de que actuemos de manera responsable.

Los que no han sacado 10 de calificación son algunos medios de comunicación, caricaturistas y líderes de opinión. Me resulta sorprendente que critiquen a López Obrador por adoptar una actitud moderada y conciliatoria. Se le reprocha que pasó de atacar a la “mafia del poder” a sentarse con ellos y acordar acciones a favor de México; de “cancelar el aeropuerto” a “revisar una solución que no le cueste al pueblo”.

El propio candidato afirmó durante su campaña que una vez ganando trabajaría en la reconciliación del país. Eso precisamente está haciendo. Responsablemente y por el bien de todos.

Esa misma actitud se requiere para resolver los principales problemas del país: el adecuado manejo de las finanzas públicas, los recortes al gasto, rediseñar la política social, redefinir la reforma educativa, revisar los contratos de exploración y producción, definir el futuro del nuevo aeropuerto, poner en marcha los programas de jóvenes y la pensión universal, revisar los subsidios al campo, entre otras, requieren de una actitud responsable y seria de todas las partes involucradas.

De igual forma, la Cuarta Transformación tendría que abordar una agenda clara de legalidad y justicia en torno a los escándalos de corrupción que llevaron a la debacle de Peña Nieto y su partido: Odebrecht, Estafa Maestra, entre tantas otras. No hacerlo sería irresponsable.
 

Temas

Lee También

Comentarios