Viernes, 07 de Agosto 2020
Ideas |

Jalisco en rojo

Por: Laura Castro Golarte

Jalisco en rojo

Jalisco en rojo

Aunque sin duda alguna, por sentido común y salud mental, se ha hecho caso omiso del berrinche del gobernador Enrique Alfaro ayer en la mañana, más vale dejar en claro algunos puntos de lo que pasó en tierras tapatías luego de que el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, diera a conocer el mapa de México, semaforizado, que entrará en vigor a partir del próximo lunes.

Lo primero que tengo que decir es que en Jalisco se acatará el semáforo rojo con todo y que el gobernador dijo que no la mañana de ayer en conferencia de prensa. En esa misma sesión anunció que daría un mensaje a los jaliscienses, pero luego que siempre no. Que mejor hoy, porque la mesa de salud estaba sesionando y ofrecería una conferencia de prensa al mediodía; no, a las 15; no a las 17 horas, como finalmente sucedió.

Por fortuna, Alfaro no estuvo en esa conferencia de prensa y prácticamente le enmendaron la plana (¡qué bueno!), sobre todo el rector general de la Universidad de Guadalajara que por primera vez en la historia yo creo, él o cualquier otro jalisciense o avecindado en estas tierras desde que era Nueva Galicia, reconoció una desventaja de Jalisco en comparación con la Ciudad de México. 

Sorprendente de verdad, pero espero por favor que se entienda el mensaje, este mensaje y nos quede claro que toca volver al confinamiento los más que podamos. ¿Qué fue lo que pasó? Pues que Jalisco aumentó la movilidad en 22% en comparación con los porcentajes de movilidad de la Ciudad de México, es decir, los capitalinos se portaron muy bien y los jaliscienses no, especialmente los de la Zona Metropolitana de Guadalajara. 

Y por ese incremento de 22% en la movilidad, a Jalisco no le va a quedar de otra más que acatar el semáforo rojo, por lo menos 15 días más, es decir, hasta el 15 de junio se traslada la reactivación de la economía en el Estado, siempre y cuando nos portemos bien y hagamos caso omiso, esto es muy importante, de mensajes contradictorios, encontrados y totalmente confundidores.

Creo que ya va siendo hora de que el Gobierno del Estado tenga un vocero, para algo son las vocerías, tienen una utilidad muy específica; con la comunicación directa se corren muchos riesgos, los políticos se exponen, porque además no hay mucho espacio para la reflexión, el margen de maniobra es escaso y es posible que se reaccione de mala manera o de forma equivocada. Lo que pasó ayer es la prueba de que con urgencia se necesita un vocero, por lo menos para el manejo de esta crisis.

Con ese confinamiento adelantado que nos recetó Enrique Alfaro y que fue muy celebrado por muchos, incluso por mí en algún momento (especialmente lo de las clases virtuales), resulta que se alargó la curva tanto y tanto que la que va a llevar la peor parte es la economía del Estado. El anuncio de la fase cero fue otro comunicado que generó confusión y la causa principal, según se reconoció ayer por la tarde, de que la gente saliera a la calle y abriera negocios que no son esenciales y que deberán cerrar ya (bares, cervecerías, negocios de alitas).

Ese 22% en el incremento de la movilidad en Jalisco ha repercutido en un crecimiento que pinta para exponencial en los casos de personas contagiadas con COVID-19 y también en el número de fallecimientos, no se diga en la ocupación hospitalaria. Si no volvemos a la disciplina, el escenario para Jalisco es terrible y lo tengo que decir: no es la sociedad la principal responsable sino el mensaje contradictorio del titular del Ejecutivo estatal. Así no se puede.

El mensaje reiterado de que “en Jalisco lo hemos hecho muy bien” tiene a mucha gente en la calle, el incremento exponencial se está dando desde el 10 de mayo a la fecha y los datos no son del Gobierno federal sino de la Universidad de Guadalajara.

Estaba dicho desde el principio: aplanar la curva alargará el confinamiento, pero será posible volver a la actividad económica en tanto se mantenga control de los porcentajes de movilidad, es decir, de manera gradual y escalonada; también se dijo que el semáforo cambiará dependiendo de la evolución de la pandemia en cada ciudad de cada estado y siempre se ha dicho que las autoridades sanitarias en cada entidad son los gobernadores. 

Eso sí, el semáforo es uno solo y, salvo para Zacatecas, la única excepción, es rojo para todo el país. Así que, aunque no se refirieron a él en la conferencia de prensa de la tarde de ayer de manera expresa, porque así se necesita, es lo prudente, lo conveniente de acuerdo con la realidad en el Estado y a que nos hemos portado muy mal, Jalisco acepta el semáforo rojo de la estrategia sanitaria contra COVID-19 del Gobierno federal y entrará en vigor pasado mañana. #YoMeQuedoEnCasa.

(lauracastro05@gmail.com)

Coronavirus

Temas

Lee También