Jueves, 19 de Mayo 2022

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

El show de la mañanera debe continuar

Por: Jonathan Lomelí

El show de la mañanera debe continuar

El show de la mañanera debe continuar

Cuando AMLO anunció que en su informe de seguridad incluirá «una sección de detenidos por crímenes ocurridos contra los ciudadanos», vino a mi mente Hugo López-Gatell. 

¿Será uno de los primeros presentados? 

El zar anticovid, con más de 303 mil defunciones por COVID-19, lo que nos sitúa entre los países con mayor tasa de letalidad, merece un espacio en la nueva sección de la mañanera. 

Sobre todo si para presentar a López-Gatell no aplica la presunción de inocencia ni el derecho a un juicio ante un tribunal como marca la Carta Magna. Porque justo eso planea el Presidente Andrés Manuel López Obrador. 

Vamos por partes. 

Hay que entender en qué momento lanza el Presidente esta propuesta. Si bien no dio más detalles -exhibirá fotos de los detenidos o sólo presentará las cifras de arrestos-, la finalidad no cambia: darle espectacularidad mediática al informe de seguridad, rubro en donde tiene los mayores rezagos. 

Tampoco es gratuito que la idea surja en el momento en que lo asedian las críticas por el crimen de la periodista Lourdes Maldonado, quien acudió a la mañanera en 2019 para solicitar ayuda.  

Cuando el Presidente comienza a sentirse acorralado, suele pasar por tres fases. 

Uno, la negación: «Lo digo y lo digo, y parece como si no se escuchara. Es que nosotros no permitimos la impunidad. Eso era el gobierno, una banda de malhechores».

Dos, la victimización: «Nuestros adversarios utilizan estos lamentables casos para atacarnos. Ellos quisieran que continuara el régimen de corrupción». 

Y tres, el absurdo cuando indignado, sostiene que sus adversarios lo critican como si no hubiera protegido a la periodista asesinada. 

Qué desesperación. Señor Presidente: le dispararon, su muerte prueba fatalmente que no la protegieron. Un hecho irrefutable jamás puede ser una calumnia. 

Cuando estas opciones fallan, AMLO recurre hábilmente a la puesta en escena o teatralización para salir de una crisis en donde incluso reposiciona su mensaje y su persona. 

El ejemplo más claro lo vimos con la no-rifa del avión presidencial aún sin vender. La consulta para enjuiciar a los ex presidentes que esconde la verdadera impunidad transexenal. Y el quién es quién en las mentiras, con la incomparable señorita Vilchis, un espectáculo propagandístico más que un ejercicio de rendición de cuentas y contraste de información. 

Por eso la anunciada nueva sección de detenidos en el informe de seguridad logró su objetivo. Estuvo entre lo más comentado en portales de noticias y la web, lo que desvió parte de la atención generada por las protestas en todo el país contra el asesinato de periodistas. 

El show de la mañanera, ahora como tribunal, debe continuar.

Temas

Lee También