Lunes, 08 de Agosto 2022

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

Invisibilizar la desaparición

Por: Diego Petersen

Invisibilizar la desaparición

Invisibilizar la desaparición

La torpeza no conoce límites. Circuló el fin de semana en las redes un video de dos policías estatales quitando de un poste las pegatinas que habían colocado los familiares de un desaparecido. La imagen, que se volvió viral, es el vivo retrato de la insensibilidad. 

Claramente a las autoridades no les gusta que los familiares hayan recurrido a postes, bolardos y monumentos para difundir información sobre personas desaparecidas. Consideran que afecta la imagen del gobierno y los gobernantes en turno. Pero seamos claros: lo que afecta a las familias, a la sociedad y por ende al gobierno es la desaparición de personas, no la difusión. Dejar de hablar de los problemas no los resuelve.

Lo que afecta a las familias, a la sociedad y por ende al gobierno es la desaparición de personas, no la difusión. Dejar de hablar de los problemas no los resuelve

La desaparición forzada es un fenómeno que va al alza en todo el país. Se convirtió en un modus operandi del crimen organizado y de manera particular de los grupos que operan en Jalisco. Hasta el viernes pasado se habían acumulado en lo que va del año 623 personas desaparecidas y 782 homicidios. Una cuarta parte de las personas desaparecidas son mujeres, aunque si se trata de menores de edad son 6 de cada diez. Las personas localizadas con vida son menos de una cuarta parte, la mayoría de ellas regresan por su propio pie. El resto, alrededor de mil personas en el último año, permanecerán desaparecidas, la mayoría de ellas a la espera de ser localizadas en una fosa clandestina o en algún Semefo. De la mayor parte de ellas nunca sabremos nada.

Las familias de los desaparecidos son las víctimas; víctimas de un delito continuado y sin fin. Buscar a sus seres queridos no solo es un derecho sino una forma de mantenerse en el mundo. Borrar sus manifestaciones, arrancar los carteles de búsqueda es una forma de revictimizarlas, mandar una señal equivocada de que es más importante la imagen urbana que la búsqueda de personas y la atención a las víctimas. 

Que encima sea la Policía del Estado la que se dedique a desaparecer a los desaparecidos, que los escasos elementos policiacos se dediquen a “limpiar” (así, entre comillas) la cara de la ciudad en lugar de evitar en lo posible verdaderos actos criminales es un error gravísimo. Invisibilizar a los desaparecidos es claramente una revictimización. Hemos de suponer que la torpeza fue iniciativa propia de los policías o a lo sumo de un jefe de zona y no órdenes del jefe de la Policía o del secretario de Seguridad del Estado de Jalisco. Lo que sí toca a los mandos policiacos y políticos del Estado es explicar y ofrecer disculpas, pero ni una ni otra cosa se les da mucho.

diego.petersen@informador.com.mx
 

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones