Lunes, 06 de Abril 2020
Ideas |

* Verso florido

Por: Jaime García Elías

* Verso florido

* Verso florido

Una de las muchas cosas buenas que tienen las victorias es que no requieren de pretextos.

Fue el caso de la que consiguió el Guadalajara, el viernes, como visitante, en Tijuana… Que rompiera la racha de resultados negativos constituyó un remanso de tranquilidad para dirigentes y técnico del equipo más popular de México, considerando que la seguidilla de tropiezos precedente hizo revolotear varias bandadas de zopilotes sobre la cabeza de Luis Fernando Tena. Que Bryan Angulo desperdiciara la oportunidad que el destino le sirvió en bandeja de plata para empatar el marcador, por la vía del penalti, reportó a los devotos del “Rebaño Sagrado” tanto o más júbilo que el que hubiera significado un gol más a favor de su equipo.

*

Con la victoria en la mano, era el caso de celebrar; no de lamentar que los rayados —vestidos, esta vez, de blanco— fueran superados en lo táctico y dominados en lo territorial en el segundo tiempo, por un adversario disminuido numéricamente durante más de 70 minutos.
(La expulsión de Mauro Lainez, por cierto, entra, a plenitud, en el ámbito del criterio arbitral. Tanto la intención de Lainez como la del “Chapo” Sánchez fue disputar de manera valiente —viril, pero noble— un  balón a media altura. La diferencia entre el juego peligroso, en el que eventualmente ambos incurrieron, y el juego brusco grave, que ameritó la tarjeta roja, fue la sangre en la frente del tapatío. Sin ese factor, balón a tierra… “y a otra cosa, colorida y volátil mariposa”).

*

Bien. El hecho es que los rojiblancos —con León, Atlas y Monterrey como sus próximos adversarios— echan números con respecto a las perspectivas de recuperar en las 10 jornadas que aún restan para la hora del balance, el terreno perdido en las seis anteriores.

Podrá decirse que los rayados hacen “las cuentas (alegres) de La Lechera” de la conseja. En todo su derecho porque, de hecho, sólo han sufrido dos derrotas y ahora mismo están a un paso de la zona de clasificación… aunque en la agenda tienen compromisos que se anticipan complicados.

Dirigentes y simpatizantes del Atlas, en cambio, difícilmente pueden hacer un ejercicio similar, toda vez que entre el verso de Rafa Puente, tan florido, y el funcionamiento del equipo sobre la cancha, tan raquítico desde cualquier perspectiva —ni músculo, ni corazón, ni idea futbolística, ni nada…— media un abismo.
 

Temas

Lee También