Sábado, 24 de Septiembre 2022
Estilo | Bienestar

3 beneficios de practicar Slow living

El Slow living se ha convertido más que una tendencia, incluso podríamos relacionarla con la vida sustentable

Por: Angélica Dueñes

El Slow living trata de conectarte a ti mismo con tu espacio, ser consciente de tu entorno al reducir la velocidad y disfrutar el momento. UNSPLASH/Trung Than

El Slow living trata de conectarte a ti mismo con tu espacio, ser consciente de tu entorno al reducir la velocidad y disfrutar el momento. UNSPLASH/Trung Than

Más de una vez nos hemos sentido agobiados con nuestra rutina, y justamente el Slow living trata sobre vivir más relajados sin tanto estrés.

Se habla de una filosofía de vida que promueve vivir lento, sin prisas, y disfrutando cada actividad cotidiana que realizamos por más mínima que fuese esta. Contemplando todo tipo de prácticas para bajar el ritmo en distintos ámbitos vitales: en las relaciones personales, en el tiempo de ocio, en la vida laboral y en la alimentación.

UNSPLASH/Sarah Brown

Ya que esta tendencia se trata de valorar cada momento, este busca dejar la tecnología en segundo plano para conectarnos más a la naturaleza y el entorno. Esto puede favorecernos en comer más saludable y descansar lo que el cuerpo y la mente necesitan.

Un ejemplo de la práctica Slow living podría ser como lo hace Hamimommy, una youtuber que disfruta cada momento en sus actividades diarias, como la limpieza de la casa, jardinería, cocina y tiempo en familia. Ella nos enseña que cada detalle de nuestra rutina es importante y estos pueden llenarnos de paz.

Beneficios de practicar Slow living

1. Reduce la ansiedad y el estrés

Quitarle velocidad a nuestro ritmo de vida puede verse reflejado en nuestra mente, ya que nos trae paz y tranquilidad. Incluso, transmite sensación de logro una vez se ha conseguido llevar a cabo una determinada actividad.

2. Mejora tu salud física

Con esta práctica se hacen cambios notables desde dormir las horas que tu cuerpo necesita, hasta tu alimentación, cocinar tú mismo y comiendo sin prisas trae mejorías en la digestión y bienestar general.

3. Desconexión tecnológica

La tecnología nos ha traído muchas cosas buenas, que hasta ahora se ha vuelto una parte fundamental para nuestra vida profesional, pero el slow living nos aconseja prestar más atención a lo que nos rodea.

Puedes lograrlo proponiéndote cada día diferentes actividades dejando el móvil de lado, y poco a poco reducirás su consumo, así estarás más conectado con tu realidad.

UNSPLASH/Brigitte Tohm

Con información de efectogreen.com

AD

Temas

  • Slow living
  • Vida lenta
  • Estilo de vida
  • Beneficios
  • Salud mental

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones