Sábado, 26 de Noviembre 2022

Libros para empezar a leer

Seis opciones ideales para comenzar el hábito de la lectura en los más pequeños del hogar

Por: Jorge Pérez

Estos libros son diseñados para niños desde los primeros meses de edad. EL INFORMADOR/ARCHIVO

Estos libros son diseñados para niños desde los primeros meses de edad. EL INFORMADOR/ARCHIVO

Estimular la lectura en los niños se asemeja más a un juego y mucho menos a una tarea escolar. Este acercamiento permite crear un hábito de contacto con los libros, desde una perspectiva lúdica y que puede ir de la mano con el aprendizaje, a la par de una manera singular de relacionarse con los objetos y sus texturas. A continuación presentamos una lista de libros para la primera infancia, a partir de los pocos meses de edad. Esta selección se puede leer en diferentes momentos y etapas.

  • Mis pequeños libros para la bañera: León el Marinero / Ramona la Gaviota (Océano Travesía)

Dúo de libros fabricados de manera sintética (no en papel). El objetivo de utilizar esta materia prima es que se puedan utilizar durante el baño. Estos breves ejemplares cuentan una historia continua, con dos personajes animales que acompañan el baño de manera sonora: una sonaja y un botón de sonido en el centro de libro distraerán al bebé durante su paso por la bañera.

  • ¡Qué llueva!, con ilustraciones de Vitu Caruso (Editorial Amanuta)

Un pequeño ejemplar para compartir con los niños. Al retomar una rima infantil, el carácter cantado de este texto permite demorarnos en las ilustraciones, algunas con pequeñas perforaciones. Un gato, un perro, los pájaros y la lluvia llamarán la atención de los pequeños.

  • Una papa en bicicleta, de Elise Gravel (Editorial Amanuta)

La autora propone una serie de situaciones insólitas, como una papa cantando mientras pedalea una bicicleta. Página a página vemos preguntas como ¿Puede una papa andar en bicicleta?, con la frase recurrente como respuesta: No, ¡claro que no! Por su tipografía y el leitmotiv, el libro puede ser un primer acercamiento a las letras escritas, además de invitar a reflexionar la lógica de los animales y los objetos.

  • Rita y el dragón, de Yael Frankel (Editorial Amanuta)

Rita juega con su perro Apolo cuando detecta una presencia en apariencia monstruosa, un ente que dará por sentado que se trata de un dragón. Luego de intentar luchar contra él, el desenlace nos revela que la realidad más cotidiana puede verse con ojos fantásticos gracias a la mirada de la infancia.

  • Palabras. ¡Hecha un vistazo! (Océano Travesía)

Este libro tiene la característica de que en cada página nos permite ver a través de un orificio que varía de tamaño. Cada página propone ver un objeto a través de esa diminuta ventana en el ejemplar, por lo que puede ser muy didáctico. Al hojear el ejemplar finalizamos frente a una especie de espejo, en el que el cuidador y el joven lector pueden verse.

  • Un elefante se balanceaba, de Judy Goldman (Océano Travesía)

La autora retoma una rima infantil para extenderla desde múltiples puntos de vista, proponiendo renovar la canción que muchos conocemos desde niños. Al igual que la canción puede extenderse hasta el infinito, según queramos contar, la interacción con este libro puede extenderse gracias a las ilustraciones que nos permiten demorarnos en cada página.

Sigue leyendo…

Si te interesó esta noticia y quieres saber más, entonces descarga y descubre INFORMAPlus, la aplicación digital de EL INFORMADOR, en donde tenemos contenidos exclusivos, seleccionados por nuestros editores, para darles una experiencia más completa a los lectores.

Descarga la aplicación y pruébala GRATIS por treinta días.

Si eres suscriptor de EL INFORMADOR tu acceso está incluido, solicítalo al 33 3678-7777

AF

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones