Logo de aviso informador Logo de circulo informador Logo de gente bien
Domingo, 19 de Noviembre 2017

Suplementos

Suplementos | Santiago Posteguillo dice que buscó novelas que hubieran enfrentado el mismo problema

Apasionado por el idioma

Santiago Posteguillo detalla que para superar eso buscó novelas históricas que hubieran enfrentado el mismo problema
El escritor destaca que le gustó rescatar el latín y el griego porque considera que se vive en una época de persecución. EL INFORMADOR / P. Franco

El escritor destaca que le gustó rescatar el latín y el griego porque considera que se vive en una época de persecución. EL INFORMADOR / P. Franco

GUADALAJARA, JALISCO (18/DIC/2016).- En la trilogía sobre Trajano, el componente lingüístico fue fundamental para el desarrollo de la historia, tanto que incluso esta sería distinta si su creador Santiago Posteguillo no fuera filólogo y lingüista.

“Es muy común encontrar grandes historiadores, catedráticos que deciden novelar la historia, pero también se puede llegar a la novela histórica desde la filología, yo vengo desde esa línea, además de eso soy filólogo en idiomas extranjeros, especialmente en inglés, por eso busco que mis novelas tengan un aporte lingüístico adicional”, explica el escritor luego de la presentación en Guadalajara de “La legión perdida”, libro con el que cierra la historia del héroe romano.
El autor recrea en poco más de mil páginas el mundo antiguo y añade mapas y glosarios para que el lector entienda el contexto de la época: “No es que me compare, pero sí creo que comparto un soporte similar en mi literatura con alguien como Tolkien, un profesor de inglés que cuando crea el mundo del ‘Señor de los Anillos’ muestra su pasión por los idiomas antiguos. Me considero  muy de Tolkien de alguna forma”, señala.

Posteguillo dice que por ejemplo en “La Legión perdida” tuvo que superar lo que llama el síndrome del Capitán Trueno, un cómic muy popular en España en el siglo pasado, cuyo protagonista -un caballero español de la Edad Media- viajaba alrededor del mundo solucionando problemas, como un Quijote moderno.  “Lo que yo veía es que se hablaba con todo el mundo y se entendía, cuando lo ves te da igual porque a ese género se le pide fantasía, entretenimiento y que ganen los buenos.  Pero al hacer novela histórica no se puede aceptar que de pronto un personaje de Roma, vaya y diga hola a la India, le entiendan y le respondan igual, no funciona así”.

El valenciano detalla que para superar eso buscó novelas históricas que hubieran enfrentado el mismo problema. Así dio con “Creación”, de Gore Vidal, en donde un personaje tiene que aprender idiomas para comunicarse con la Grecia de los filósofos, la India de Buda y  la China de Confusio. “Eso me hizo ver que mis propios personajes tendrían que hacer lo mismo y que entramado de la novela tenga que pensar en este componente lingüístico porque tengo personajes en Roma, en India, en China, porque es todo el mundo antiguo del siglo II”.

Además de sus conocimientos, el autor investigó el idioma de la ruta de la seda, el sánscrito, el chino clásico, el latín y el griego. “Hay un componente lingüístico que probablemente si no tuviera esta formación no le habría dado esa relevancia”.

El escritor destaca que le gustó rescatar el latín y el griego porque considera que se vive en una época de persecución y aniquilamiento de las humanidades en general. “Yo me rebelo contra eso, el ser humano debe de tener conocimientos tecnológicos, pero deja de ser humano si no es conocedor de las humanidades la ciencia es muy importante y puede mejorar nuestra vida pero esa vida puede perder sentido si no sabemos esas asignaturas que tienen que ver con el arte latín, griego, historia, literatura y el lenguaje”.

Sobre la teoría lingüística de Sapir-Whorf, que afirma que los seres humanos pensamos de acuerdo a nuestro idioma, expresa que hay personas a favor y en contra. “El vocabulario que tienes para expresar tu entorno te forma como ser humano, eso ocurre, lo que subraya la relevancia de los idiomas, eso ahondaría en la idea de que tiene sentido incorporar este componente lingüístico a novelas de largo horizonte histórico donde se recrea más de una cultura, si no hablas los idiomas que hablan esas culturas no las puedes interpretar bien”.

Contento con el éxito en la novela histórica

Santiago Posteguillo  comenzó su vida literaria en la poesía y la novela negra, donde no se consideraba lo suficientemente bueno. “Es poco habitual que una persona escriba su primera novela y sea un éxito arrollador, lo que suele pasar es que uno escribe en distintos géneros y luego de bastante tiempo te dicen que sí a algún texto, pero ese texto es fruto de todo lo que has escrito antes”.

Para el escritor, la poesía lo ayudó a adjetivar bien y  tener más  vocabulario porque el  poeta está más atado a la forma y tiene que esforzarse en buscar la palabra exacta en cada momento. “Incluso si no consigues ser bueno digo que es productivo forzarte a hacer un soneto, la rima, el ritmo, no es fácil. También hice novelas que no terminé y que me ayudaron cuando presenté Africanus, la cual fue aceptada porque aprendí de lo anterior y mejoré a la hora de escribir. No rescataría nada de antes porque decepcionaría”.

En ese sentido le alegra el éxito que han conseguido en el género de la novela histórica, sobre todo en América en donde le sorprende tener lectores.  “Me hace mucha ilusión por eso que te comento del rescate de las humanidades  y el conocimiento de la historia, me siento doblemente interesado en que estas novelas sean populares porque  tengo la sensación de quien lea  las novelas se va a entretener, pasarla bien y encima aprenderá de historia”.

Sobre su siguiente trabajo, Posteguillo adelantó que trabaja en un tercer libro de relatos que seguirá la senda de “La noche en que Frankenstein leyó El Quijote” y “La sangre de los libros”. “Probablemente saldrá para septiembre del año que viene, y luego haré una nueva novela sobre un  personaje que me interesa recuperar, aunque mi editora no me deja decir más. Voy a tratar de que sea una novela única y no trilogía”.

Temas

Lee También

Comentarios